Arqueólogos descubrieron un juego de mesa de hace 1.700 años

El juego fue encontrado en una tumba de la Edad del Hierro al oeste de Noruega.


Un antiguo juego de mesa fue descubierto recientemente por investigadores del Museo de la Universidad de Bergen.

Si bien el juego encontrado por lo arqueólogos no es tan longevo como Senet o el Oware, que son algunos de los juegos de mesa más antiguos de los que se tenga registro; este nuevo juego encontrado en una tumba de la Edad del Hierro situada en la zona de Ytre Fosse al oeste de Noruega, no deja de ser llamativo.

Según recoge Kotaku, el juego fue descubierto el pasado mes de abril en un sitio donde también habían otros artefactos y está compuesto por 18 piezas de doble cara y un tipo de dados que, en lugar de ser cubos, son piezas alargadas y delgadas.

Por ahora no se conocen muchos detalles del juego más allá de que posiblemente estaría inspirado en el juego romano Ludus latrunculorum y también habría sido un predecesor del juego vikingo Hnefatafl.

En conversación con el medio local NRK, la arqueóloga Louise Bjerre del Museo de la Universidad de Bergen explicó que este hallazgo es importante por los vínculos que establece entre Noruega y el resto de Escandinavia durante la Edad del Hierro.

"Este hallazgo conecta a Noruega con una red más grande de comunicación y comercio en Escandinavia. Al mismo tiempo, los hallazgos pueden ayudarnos a comprender los comienzos de la Edad del Hierro en Noruega”, comentó Bjerre.

Pese a que en la tumba también se hallaron restos de quien se cree que habría sido un noble o una persona poderosa, cerámica adornada y creaciones en vidrio, el juego es lo que más llama la atención de los investigadores.

"Estos son objetos que dan testimonio del contacto con el Imperio Romano, donde las personas se divierten con los juegos de mesa. Las personas que jugaban juegos como este eran aristocracias locales o de la clase alta. El juego indica que tenías el tiempo, las ganancias y la capacidad de pensar estratégicamente”, señaló Morten Ramsta de la sección de antigüedades del Museo de la Universidad de Bergen.

Puedes ver un video que muestra más de estos hallazgos a continuación:

Comenta