Review | Kingston FURY Renegade NVMe PCIe: Una excelente opción si quieres ampliar la memoria de tu PS5

Con versiones desde los 500 GB hasta los 4 TB, este dispositivo resulta ideal para aquellos que se quedaron sin espacio en sus consolas.


Con el paso de los años cada vez los diferentes juegos que van saliendo al mercado requieren de un espacio de almacenamiento mayor, y aunque este problema se ve un tanto reducido en los PC de escritorio dado que puedes conectar varios discos de almacenamiento y de diferente índole, en consolas es un problema que se ha ido acrecentando y que se viene a palear con la opción de conectar nuevos discos. En este contexto es que nos encontramos con el Kingston FURY Renegade PCIe 4.0 NVMe M.2 SSD, un disco de estado sólido que es compatible con la PlayStation 5 y que se convierte en una excelente opción si es que ya te quedaste sin espacio.

Este disco, como es de esperar, cuenta con altas velocidades de lectura y escritura, con límites de hasta 7.300 y 7.000 MB/s, aunque al momento de conectarlo a la PlayStation 5, esta nos señaló que la velocidad sería de poco más de 6.300 MB/s. De todas formas, el disco tiene un funcionamiento perfecto al momento de utilizarlo en la consola de Sony, adecuándose a las características de la consola y sin notarse diferencia entre el almacenamiento interno y este.

Cabe mencionar que este dispositivo tiene opciones desde los 500 GB hasta los 4 TB, y en nuestro caso probamos la versión de 2TB. Hay que mencionar que para los juegos actuales esta cantidad de espacio es más que suficiente ya que permite fácilmente más de una veintena de juegos, con lo cual no tendrás problema en tener instalados lo último que hayas adquirido, así como aquellos títulos que uno siempre tiene “por si me dan ganas de jugar”.

En cuanto a su apariencia, hay que mencionar que estamos frente a un disco M.2, de un color negro con unos diseños en su parte superior, nada muy llamativo cabe mencionar, pero no importa demasiado ya que cuando lo instales en el computador o en la consola estos quedan completamente fuera de la vista.

Este disco se encuentra en dos versiones, una normal con un difusor térmico de bajo perfil y otra con un disipador de calor de aluminio, lo cual resulta ideal para que este no se sobrecaliente y funcione a velocidades óptimas en la consola. En el caso de PlayStation, estos recomiendan usar una estructura de enfriamiento para un mejor manejo de las temperaturas.

Hay que mencionar que instalar esta pieza, algo que puede resultar un tanto atemorizante si es primera vez que abres tu consola o nunca has instalado un dispositivo de este tipo, sobre todo si tenemos en cuenta que las PlayStation 5 no son de lo más económico que existe, no te preocupes ya que resulta bastante sencillo si es que sigues los pasos dados a conocer por la misma PlayStation.

Una vez instalado, ya sea al momento de descargar juegos o de jugarlos, es que prácticamente no existe diferencia con el almacenamiento interno de la consola, por lo que podrás utilizar las diferentes prestaciones que esta entrega, como tiempos de carga reducidos sin mayores problemas.

En conclusión...

Este almacenamiento es una excelente opción para aquellos que tienen una enorme librería de juegos digitales y quieren tener gran parte de estos instalados de forma simultánea. Las diferencias con el almacenamiento interno son prácticamente mínimas, y su instalación es bastante simple, con lo cual no presenta mayores problemas en su instalación.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.