Experta de la U. Laurier: “Los inmigrantes son un dividendo real en nuestra economía”

Protestas contra grupos supremacistas blancos en Toronto, en agosto de 2018.

La investigadora canadiense Jenna Hennebry asegura que la inclusión es un proceso gradual y conjunto entre organizaciones civiles y gubernamentales.


Jenna Hennebry, académica de la Escuela Balsillie de Asuntos Internacionales de la U. Laurier, se dedica a estudiar modelos de inclusión laboral de inmigrantes, especialmente en Canadá. Hennebry estuvo en Chile la semana pasada, donde se reunió con grandes gremios, autoridades del gobierno, organizaciones internacionales, sindicatos, municipios, miembros de la sociedad civil y académicos, para hablar sobre este tema.

¿Qué entiende por inclusión laboral de migrantes?
Es que toda la gente en cualquier país pueda trabajar, pueda tener acceso al mercado laboral y tengan sus derechos protegidos. Además, que puedan acceder a un sistema de salud y educación, y que haya una convivencia armoniosa.

¿Qué condiciones se deben dar para lograr la inclusión?
Es esencial tener muchos actores de la sociedad y la comunidad involucrados en el proceso. Que las ONG, las sociedades civiles, los gobiernos municipales y federales puedan trabajar en conjunto, para compartir sus experiencias y buscar una manera de ayudar a los migrantes y sus comunidades, para entender mejor su contexto y cómo pueden construir mejores condiciones para realizar la inclusión en su propia comunidad.

¿Cuáles son los principales obstáculos para lograrlo?
Hay obstáculos cuando no hay un mecanismo para ayudar a todos los actores de la sociedad a tener una voz, a tener una oportunidad de trabajar juntos, a compartir buenas prácticas. El otro obstáculo es que hay diferentes niveles de estatus y categorías de entrada para los inmigrantes. Puede ser que la realidad sea diferente para cada uno de los que llegan, que tengan capacidades distintas y que enfrenten el acceso a sus derechos desde veredas distintas. Para tener un sistema que apoye la inclusión, se necesita que todos tengan acceso a un estatus permanente.

¿Qué se debe considerar al hacer políticas de este tipo?
Es esencial que cuando estemos construyendo cualquier programa o política sobre migración, los gobiernos estén pensando en cómo este sistema que intentamos establecer va a tener un impacto sobre estas personas, particularmente en el mercado laboral, pero también sobre la sociedad más amplia. Además, para construir buenas políticas o programas de inmigración, es esencial que haya un aforo entre las asociaciones civiles, sindicatos y gobiernos municipales, no solo para compartir buenas prácticas o para dar información, sino también aumentar el entendimiento y construir consenso.

¿Cómo se fue desarrollando esto en Canadá?
Tenemos un sistema de consejos locales que trabajan como puntos focales sobre migración, lo que les da una oportunidad a todos los actores de participar.

Seguir leyendo