General (R) Oviedo pide a la Corte Marcial anular investigación de Rutherford

Imagen EX COMANDANTE EN JEFE DEL EJÉRCITO HUMBERTO OVIEDO3265

El excomandante en jefe del Ejército pide que se declare la nulidad, argumentando que la causa estaba suspendida por el TC. La ministra, en tanto, expuso una serie de antecedentes para rechazar la solicitud y que "un planteamiento de este tipo a estas alturas, aparece extemporánea e inaceptable".




Luego de recurrir de amparo a la Corte Suprema, por incompetencia al Tribunal Constitucional y dos veces a la Corte Marcial, el excomandante en jefe del Ejército, general (R) Humberto Oviedo, volvió a la carga para salir del radar de la ministra Romy Rutherford, argumentando que la causa por la cual era investigado se encontraba suspendida, por lo que debería anularse todas las diligencias que se realizaron en su contra.

El 25 de junio la defensa del general (R), el abogado Gonzalo Rodríguez, presentó un recurso de nulidad ante Rutherford, señalando que la investigación en contra del exoficial estaba suspendida por el Tribunal Constitucional (TC). Esa misma jornada, la magistrada decidió detenerlo por la presunta malversación de más de $ 4.500 millones,

Ante este emplazamiento, el Consejo de Defensa del Estado (CDE) y el Ministerio Público Militar argumentaron que la suspensión solo era para la arista "empresas de turismo". Los mismo hizo la Corte Suprema cuando rechazó los amparos del general (R). Finalmente, el 5 de julio el pleno del TC levantó la paralización de la causa y rechazó el recurso de Oviedo, y de otros dos militares.

De esta manera, el 26 de agosto, la ministra Rutherford resolvió el recurso de nulidad presentado por Oviedo en junio, el cual estaba pendiente. Allí, la jueza expuso que cuando el general (R) pidió la suspensión en el TC lo hizo solo en "empresas de turismo" y así fue caratulado por el TC, y que entre enero de este año y junio nunca pidió alguna corrección, ni precisión.

La jueza señaló en el escrito que "la parte del señor Oviedo nunca creyó que se tratara de un vicio como parece ahora sostener, o bien, como segunda opción si pensó que lo era habría preferido acallarlo hasta ahora, más de cinco meses después como se ha señalado. Cualquiera de esas dos posibilidades conducen a que un planteamiento de este tipo a estas alturas, aparece extemporánea e inaceptable".

De esta manera, la jueza rechazó la solicitud de Oviedo. Dos días más tarde, su defensa insistió ante el tribunal en una reposición y apelación subsidiaria.

Allí, la defensa de Oviedo sostuvo: "Doy por expresamente reproducidos todos los fundamentos expuestos en mi solicitud de todo lo obrado de fecha 25 de junio de 2019 porque la resolución que se recurre causa un gravamen irreparable a mi representado, pues las actuaciones que se pretenden anular han devenido en una afectación directa de sus garantías a la libertad personal".

La defensa pidió a la ministra que de rechazarse su solicitud, "lo conceda para ante la Ilustrísima Corte Marcial, a fin que esta, conociendo del recurso, revoque en definitiva la resolución de fecha 26 de agosto de 2019, acceda a lo solicitado y declare la nulidad de todo lo obrado".

La jueza contestó ayer al recurso de Oviedo, decretando "el no ha lugar" de lo solicitado respecto de la nulidad, y elevó los antecedentes a la Corte Marcial, tribunal que deberá resolver si acoge o no el requerimiento del excomandante en jefe del Ejército.

En la actualidad, a Oviedo se le imputa la malversación por el uso de gastos reservados, por $ 4.500 millones. Sin embargo, mantiene una arista abierta: "empresas de turismo".

En diciembre del año pasado, cuando el oficial (R) fue citado a declarar por primera vez, lo hizo por esta indagatoria. No obstante, a los pocos días acudió al TC y logró paralizar la investigación. Hoy esta barrera ya no existe.

Jueza indaga 31 aristas y 800 volúmenes de información

Un dato que se revela en el escrito en el que Rutherford rechaza el recurso de nulidad de Oviedo, es la carga laboral del tribunal militar, donde existen más de 35 militares procesados, entre ellos exaltos oficiales, el propio Oviedo, el general (R) Juan Miguel Fuente-Alba, el general (R) John Griffiths, y el general (R) Alejandro Villgra.

En la resolución, la magistrada entrega luces de que la causa avanza, cuantificando su exposición. Para contextualizar, Rutherford expone que el caso "a la fecha se encuentra dividida en 31 cuerdas o cuadernos, siguiéndose la tramitación de todos estos en forma separada e independiente, según lo indica precisamente la respectiva resolución que le dio inicio a cada uno de ellos".

Agregó que "lo anterior por tratarse de investigaciones absolutamente desvinculadas unas de otras. Tanto es así que los diferentes cuadernos -que por cierto a estas alturas superan los 800 volúmenes- en la actualidad se encuentran en estados procesales también distintos. En efecto, algunas de estas cuerdas se encuentran en la actualidad en etapa de plenario, otra con sentencia definitiva, otra sobreseída y archivada, y las demás en sumario".

Comenta