Histórico decomiso de libros falsificados: PDI incauta más de 50 mil ejemplares en Santiago Centro

Foto: libros incautados.

La Policía de Investigaciones detuvo a dos sujetos por este hecho, uno de los cuales ya presentaba detenciones por violación a la Ley de Propiedad Intelectual. El avalúo de la incautación estaría cercano a los 500 millones de pesos.




Durante esta jornada la Brigada Investigadora de Delitos de Propiedad Intelectual de la PDI desarrolló una de las mayores incautaciones de libros falsificados, con más de 50.000 ejemplares, en Santiago Centro.

Sobre las operaciones de la institución que se desarrollaron en bodegas ubicadas en calle Nataniel Cox #107, el subprefecto y jefe de la Bridepi, Cristian Ramírez, comentó que “se lograron determinar ciertos puntos de ventas de libros falsificados en el centro de Santiago. Con esta información se logró identificar los puntos de acopio y falsificación de estos libros”.

En el operativo se logró la detención de dos sujetos y uno de ellos ya presentaba antecedentes por el delito de infracción a la Ley de Propiedad Intelectual.

Según la PDI, esta se trataría de una de las mayores incautaciones que ha realizado la Bridepi de libros falsificados y otros elementos -impresoras industriales, láseres y guillotinas- que se usaban para la fabricación de los ejemplares.

En base a los antecedentes recopilados, la falsificación afectó a publicaciones de las editoriales Penguin Random House, Planeta, Zig-Zag, Santillana, Océano, Urano, A Impresores, Norma, entre otras.

El mundo del libro condena esta falsificación masiva

Alejandra Schmidt, directora editorial de Zig-Zag expresó que “hay una cadena de trabajadores en el mundo del libro que los piratas pasan por alto. Un libro pirata no reconoce el trabajo de su gente y evita que estas personas sean beneficiadas. Además, un escritor vive de sus derechos de autor, lo que hace que este hecho sea muy grave. Este no hace nada más que dañar a la industria”, afirmó.

Jorge Muñoz Rau, presidente de la Corporación del Libro y la Lectura, comentó que hace tiempo habían denuncias contra los dos detenidos, pero los acusados exhibieron facturas de compra a la Bridepi.

“Habían denuncias con estas personas desde hace meses. La Bridepi logró tener una imagen clara de cómo se estaba desarrollando esta mafia de la piratería. La incautación supera todo lo que pensábamos, más de 50.000 mil ejemplares. Acá hay cerca de 400 y 500 millones de pesos”, finalizó.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.