La mitad de los parques nacionales ha reabierto con aforos reducidos

Algunos de los guardaparques de La Campana, en Valparaíso, donde habilitaron las visitas a mediados de octubre.

Son 46 áreas protegidas de las 106 que hay en Chile, que han recibido miles de turistas en los últimos dos meses. Los parques Vicente Pérez Rosales y Villarrica aparecen entre los más visitados en este retorno a la naturaleza.




A diez meses de iniciada la pandemia del coronavirus, la población busca espacios para poder relajarse y disfrutar de la naturaleza, en medio de meses de confinamiento que ahora amenazan con extenderse. En ese marco, los parques, reservas y monumentos nacionales son sitios ampliamente visitados desde que reabrieron, en los últimos 60 días.

A la fecha, de las 106 áreas silvestres protegidas por el Estado, 46 han abierto sus puertas al público. Todas ellas están a cargo de la Corporación Nacional Forestal (Conaf), que ha implementado aforos reducidos (que van de 55 a 330 personas, dependiendo de cada caso), horas especiales para la atención, señaléticas respecto de Covid-19 y demarcaciones de distancia, entre otras medidas.

Solamente mantienen la totalidad de sus parques cerrados las regiones de Arica y Parinacota y Coquimbo, dada su situación sanitaria. El resto de las zonas mantienen algunos en actividad y otros no, dependiendo de la situación específica de contagios en la comuna donde estén emplazados.

El ministro de Agricultura, Antonio Walker, explicó que “la idea es que las personas recuperen la salud mental afectada en la pandemia, disfrutando de los parques, siempre que se cumplan todos los protocolos”.

Ítalo Rossi, gerente de Áreas Protegidas de la Corporación Nacional Forestal, indicó que la evaluación de la reapertura ha sido “muy positiva”, pues las unidades y sus trabajadores pudieron comenzar a funcionar con los protocolos acordados por el Ministerio de Salud y apoyados por la Subsecretaría de Turismo, alcaldes y autoridades locales. “Las personas han respetado la cantidad máxima del aforo, usan mascarilla y entienden que se deben tomar todos los resguardos requeridos”, dijo Rossi.

Según la Conaf, algunos de los lugares que han registrado mayor actividad son el Parque Vicente Pérez Rosales -históricamente, el área más visitada del país-, que entre noviembre y lo que va diciembre ha tenido 22 mil turistas.

En tanto, el Parque Nacional Villarrica, en La Araucanía, ha sido visitado por 17 mil personas. Otro de los parques más importantes de esa región es Conguillío, que ha registrado 16 mil personas desde que comenzó a operar.

En Santiago, el Parque Río Clarillo -que tiene un aforo diario de 150 personas como máximo-, ahora deberá cerrar los fines de semana mientras dure la Fase 2, de Transición. Además, la Conaf habilitó una plataforma para la reserva de cupos y compra de tickets online en la mayoría de las áreas que están operativas, lo que facilita el trámite.

El ministro Walker planteó que, con miras al verano, se podría retomar la actividad en otros lugares, pero ello dependerá “de las condiciones sanitarias de la comuna”.

El Parque Nacional Radal Siete Tazas, en la Región del Maule, está recibiendo visitantes con un aforo reducido.

Magallanes

Un parque emblemático es Torres del Paine, en Magallanes, que ha sido visitado apenas por 161 personas, debido a que abrió recién el 26 de noviembre pasado y a que ciudades aledañas, como Punta Arenas, se mantienen en cuarentena por Covid-19.

El director de la Conaf en Magallanes, Mauricio Véjar, aclaró que esta área protegida -declarada Reserva de la Biósfera- está ubicada en la comuna de Torres del Paine, que está en Fase 3, por lo que puede ser visitada por población que resida en zonas en la misma etapa o superior.

Agregó que, debido a que los aeropuertos están operativos, turistas de otras regiones pueden acudir a la reserva, pero dirigiéndose directamente a ella y sin pasar por comunas como Punta Arenas y Puerto Natales.

torres del paine
Torres del Paine

Además, se habilitó un sitio web especial para comprar las entradas (aspticket.cl), reservar cupos e informarse sobre las medidas sanitarias que rigen en el lugar. Por ahora, está abierto el tradicional sendero denominado W.

Juan Armesto, académico de la U. Católica y del Instituto de Ecología y Biodiversidad, señaló que “abrir los parques nacionales y otro tipo de reservas sin duda que es una necesidad, debido a la cantidad de gente en cuarentena; es vital poder ver la naturaleza, pero es necesario también tomar precauciones, para lo que se debe consultar a las comunidades de cada zona”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Las "piedras del hambre" solo son visibles cuando los niveles del agua son extremadamente bajos, y llevan mensajes escritos por los antepasados alertando tiempos de pobreza, carencia y hambruna producto de la falta de agua.