El CDE, el gobierno y el querellante apelan y piden presidio efectivo para general (R) Cheyre

La Corte de Apelaciones de Santiago volverá a revisar la situación judicial del excomandante en jefe del Ejército, general (R) Juan Emilio Cheyre, para ver si acepta recalificar su situación judicial de “encubridor” a “cómplice”. De acoger la solicitud de los querellantes, se le podría aplicar la misma pena de los oficiales a los que el juez Mario Carroza condenó en esa calidad: una pena efectiva de 10 años de cárcel y no los tres años y un día en libertad que obtuvo de sentencia.


Será la Corte de Apelaciones de Santiago la que volverá a revisar la situación judicial del excomandante en jefe del Ejército, general (R) Juan Emilio Cheyre, quien fue condenado hace algunos días -en primera instancia- como encubridor de 15 homicidios en el episodio “La Serena” del caso Caravana de la Muerte.

La defensa del general (R), encabezada por el penalista Jorge Bofill, anunció que apelaría buscando la absolución de su representado. Quienes ya apelaron, según fuentes ligadas al caso, fue el abogado querellante Cristián Cruz y el Consejo de Defensa del Estado, además del programa de Derechos Humanos del gobierno. Este último pidió que se recalifique la situación judicial de Cheyre de “encubridor” a “cómplice” y, en esa línea, que se le aplique la misma pena de los oficiales del Ejército a los que el juez Mario Carroza condenó en esa calidad. Cabe recordar que el magistrado dictó una pena de tres años y un día en libertad contra el excomandante en Jefe del Ejército, mientras que al resto de los oficiales que estaban en el Regimiento Arica y cuya condena fue de cómplices se le impuso una pena efectiva de 10 años de cárcel.

Los querellantes, entonces, librarán una nueva batalla para revertir la suerte del “general del ‘Nunca más’”.

Seguir leyendo