Muere el escritor Eduard Limónov a los 77 años

Limonov-1

Eduard Limónov

Polémico, opositor a Vladimir Putin, y punk, el escritor ganó estatus de culto gracias al libro que le dedicó Emmanuel Carrère. Falleció en un hospital en Moscú.



Eduard Limónov, novelista, polemista y político de extremos, ha fallecido este martes en un Hospital de Moscú, según detalló un breve comunicado del partido La Otra Rusia, que él lideró en vida como un férreo opositor a Vladimir Putin. El autor de más de 70 obras entre novela y ensayo, arrastraba problemas de salud desde hace algunos años.

https://culto.latercera.com/2019/06/05/una-leyenda-suelta-eduard-limonov-presenta-memorias/

Nacido en Dzerzhinsk, en febrero de 1943, el artista debió salir exiliado de la URSS, en 1974, según afirmó, por negarse a ser un soplón de la KGB. Residió en Nueva York en pleno apogeo de la era punk, donde vivió como vagabundo, fue mayordomo de un millonario, conoció a los Ramones y era habitué del legendario club CBGB. En 1980, en Francia publicó su novela Soy yo, Édichka (Marbot Ediciones), uno de sus trabajos más conocidos. Le siguieron otros como Diario de un fracasado e Historia de un servidor.

Luego se marchó a los Balcanes, donde apoyó como voluntario la causa de los serbios. De ese período son las fotos en que se le veía disparando una ametralladora en Sarajevo junto al líder serbobosnio Radovan Karazdic.

Pendenciero, contradictorio y de alma disidente (con un cuidado look al estilo de León Trotsky), fue el libro que le dedicó Emmanuel Carrère en 2011, editado por Anagrama, el que lo hizo visible para una generación de lectores que accedió a los recovecos de su vida salvaje, tormentosa y rebelde. "La única leyenda viva que le interesa es él", detalló el autor francés.

Tras la caída del muro de Berlín, regresó a Rusia donde se dedicó a la política.  Fundó el Partido Bolchevique Nacional, que contaba con un periódico llamado Limonka. Se trataba de un movimiento que buscaba fusionar la ultraizquierda y la ultraderech, en oposición a Boris Yelstin. Tiempo después, en 2001, ya con Vladimir Putin al mando de la nación, fue acusado de terrorismo -a partir de un artículo suyo en Limonka- , así como de incitar una rebelión y compra ilegal de armas, por lo que debió cumplir dos años en prisión. Como su partido fue declarado ilegal en 2007, fundó La otra Rusia. Pero consciente de su estatus de personaje de culto, siempre se las arreglaba para figurar sea por sus escritos o alguna polémica levantada desde las sombras.  Lo anticipó en una entrevista: "El día de mi muerte será luto nacional".

https://culto.latercera.com/2019/02/22/carrere-ciencia-ficcion-pop-dick/

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.


Este domingo se llevó a cabo la 4ª versión del Creating Games Fest. El evento sumó de concursos, zona de arcade, puesto de ventas y empresas nacionales de la industria de los videojuegos.