Colo Colo gana cuando vale

Foto: Agencia Uno.

Un doblete de Vilches y un golazo de Mouche le dan el triunfo por 1-3 al Cacique sobre Unión Española en el Santa Laura. Los albos dejan atrás cuatro derrotas en la pretemporada y celebran sin los lesionados Valdivia, Paredes, Orión y Zaldivia.



U. Española 1-3 Colo Colo

U. Española: D. Sánchez 4; J. P. Gómez 4, E. Palomeque 4, J. Aja 4, L. Pavez 5; F. Méndez 4, M. Maureira 4 (64’, B. Yáñez 5), M. Dávila 5, Y. Mejía 4 (46’, G. Tello 4); S. Varas 4, M. Caballero 5. DT: F. Díaz 4.

Colo Colo: B. Cortés 5; Ó. Opazo 4, J. Barroso 5, J. M. Insaurralde 5, R. De la Fuente 4; E. Pavez 5, G. Suazo 6, W. Alarcón 5 (64’, J. Valdés 4); G. Costa 4 (71’, M. Bolados 4), P. Mouche 5, A. Vilches 6 (88’, J. Parraguez -). DT: M. Salas 5.

Goles: 0-1, 13’, Mouche, zurdazo de falta directa al ángulo; 1-1 ,14’, Caballero, de cabeza tras centro de Pavez; 1-2 ,51’, Viches, agarró de volea una pelota puesta en juego por Barroso; 1-3 ,56’, Viches, quien capturó una pelota mal despejada y definió de puntazo.

Árbitro: E. Gamboa X. Amonestó a Palomeque, Aja (UE); Alarcón (CC).

Estadio Santa Laura. Asistieron 9.184 personas.

En cursivas, jugadores juveniles.


Las cuatros derrotas consecutivas en la pretemporada hacían que Colo Colo llegara al estreno del torneo, ante Unión Española, sumido en una situación incómoda. La era Salas, esa que solo tuvo dudas durante el verano, era puesta en juego ahora por los puntos, ante un rival que hace poco ya había vencido al Cacique. Esta vez la historia fue distinta.

Justo en el primer partido oficial de un histriónico Mario Salas (enfrascado en varios intercambios con los jueces del partido) desde su vuelta a Colo Colo. Justo cuando los fantasmas comenzaban a arreciar. Justo cuando realmente importa.

Porque los albos, sin lavar su imagen ni mucho menos, pegaron en los momentos justos, concretaron las que tuvieron y contaron con esa cuota de fortuna tan necesaria de tanto en tanto en el fútbol.

Dejó varias cosas el triunfo de los de Pedreros. Por ejemplo, que Pablo Mouche, encendido, puede marcar muchas diferencias en el fútbol chileno. Ya presentó sus credenciales con el golazo de tiro libre, esquinado y de zurda con el que abrió el marcador a los 13 minutos.

También se saca en limpio que el Comandante aún tiene mucho que pulir en defensa. A ratos, su equipo se veía desequilibrado, tal como le pasó alguna vez en la UC. Dio siempre la sensación que cuando Unión llegaba a merodear el área con transiciones rápidas, podía hacer daño. Así igualó un minuto después de la apertura de la cuenta. La impericia de los rojos, eso sí, hizo que solo lograran derrotar una vez a Cortés.

Y el triunfo además deja una muy buena noticia para el pueblo colocolino: reapareció Andrés Vilches, tras deambular en Macul en 2017, relanzar su carrera en San Carlos en 2018 y volver al Monumental por expresa petición de su entrenador. Con confianza, Andy está comenzando a responder.

Ayer anotó un doblete, el segundo de su carrera (los dos con Salas como DT coincidentemente). A los 51’ primero y a los 56’ después. En ambos goles estuvo en el lugar preciso para encontrar alguna pelota que se había ensuciado y mandarla al fondo del arco del Mono Sánchez.

Y la victoria para Colo Colo deja, por cierto, la sensación de que aún hay mucho margen, que cuenta con un plantel que puede responder con sus individualidades cuando el fútbol no aparece y que encima, todo lo hizo sin Jorge Valdivia ni Esteban Paredes.

En la vereda del perdedor, en tanto, quedó de manifiesto que aún queda mucho trabajo por hacer. Que logran saltarle muy rápido su mediocampo, algo que quizás se solucione con la vuelta de Seymour, ayer lesionado. Y que le falta poder de fuego. No por sus delanteros (aún cuando tampoco pudo estar David Llanos), si no por la zona previa, esa donde se gesta el pase final.

El empate transitorio de los de Independencia, por ejemplo, fue por alto, en la cabeza de Caballero, tras una jugada que pilló mal parada a la retaguardia alba por una recuperación y posterior centro de Pavez.

Sí, ganó Colo Colo. No, no deja totalmente atrás las críticas por el funcionamiento. Tampoco es que fuera el equipo que acostumbran los del Comandante, aunque algo mostró. Pero con los tres puntos en el bolsillo al menos Salas tendrá una semana tranquila para seguir puliendo a su Cacique versión 2019.

Seguir leyendo