Laver Cup: Tiafoe se aprovecha del traspié de Djokovic y vence a Tsitsipas para darle un histórico título al Resto del Mundo

Tiafoe, en el duelo ante Tsitsipas. FOTO: Reuters.

Luego de la caída de Nole ante Felix Auger-Aliassime, el norteamericano no desperdició la chance y venció a Stefanos Tsitsipas por 1-6, 7-6 (11) y 10-8 para darle a su equipo una inédita corona.



Frances Tiafoe se aprovechó del traspié de Novak Djokovic y venció a Stefanos Tsitsipas para darle un histórico título al Resto del Mundo. En el primer duelo de la jornada, Felix Auger-Aliassime doblegó por 6-3 y 7-6(3) al serbio y dejó a su equipo a un paso de la corona. El estadounidense no falló después ante el griego y lo venció en un intenso partido por 1-6, 7-6 (11) y 10-8, para darle a su escuadra el trofeo por primera vez.

En el primer turno de la jornada dominical, el canadiense Auger-Aliassime realizó un partido impecable para dar un paso clave. De esos que seguramente jamás olvidará. La tarea no era fácil. En frente, estaba Nole, uno de los mejores de la historia, pero a Auger-Aliassime poco le importó. El jugador del Team Mundial lució su mejor cara en Londres, con un desempeño agresivo y la concentración a tope. En un duelo que se extendió por una hora y 35 minutos, tomó la iniciativa y no tuvo miedo a faltarle el respeto al ex número uno.

A Felix se le vio agresivo y muy sólido en los servicios, pese a que fue Nole quien arrancó más cómodo, pero no pudo mantener el ritmo para imponerse en la primera manga. El serbio, quien exhibió evidentes molestias en su muñeca, cayó por 6-3 en el set inicial, que tuvo una remontada notable del canadiense, quien de estar 2-0 abajo logró dejar las cosas 2-2 y, desde entonces, tomó el mando del encuentro.

El Cachorro consiguió ponerse 4-3 arriba tras salvarse de un quiebre en contra, mientras Novak se notaba cada vez más nublado e impreciso. Auger-Aliassime no le dio chances a su rival y logró mantenerse en alza para aprovechar la ventaja y terminar dando un paso clave para quedarse con la victoria.

Nole estaba obligado a reaccionar para seguir con vida en el compromiso. Pero estuvo lejos de recuperarse. Rápidamente, el norteamericano se puso 2-0, sin darle respiro a Djokovic, quien, de todas formas, dio batalla y logró igualar el marcador de la manga, dejándolo 3-3.

Felix estaba siendo más y no dio tregua. Y aunque Novak tampoco dejó de luchar y estiró el duelo hasta el tie break, Auger-Aliassime terminó reafirmando su superioridad, logrando un 7-3 que le permitió cerrar la victoria a su favor. Simplemente, un triunfazo para el canadiense.

De esta forma, el Resto del Mundo logró ponerse 10-8 arriba en la serie y dejarle servido en bandeja el título a Tiafoe, quien remontó en un partidazo ante Tsitsipas y dejó a Europa sin el trofeo, algo que hasta este domingo era inédito.

El norteamericano comenzó nervioso y con muchas dudas. El griego estaba dominando el compromiso y aquello le permitió amarrar con mucha tranquilidad la primera manga, por 6-1. Tiafoe, sin embargo, no perdió la esperanza y despertó a tiempo para dar la pelea.

La segunda manga se jugó a máxima intensidad, con ninguno de los jugadores regalando absolutamente nada. Tan parejo fue el set que debió definirse en el tie break, en una lucha punto a punto que fue de pura entretención. En la muerte súbita, el estadounidense fue superior y sacó adelante la tarea para seguir con vida.

En la instancia definitiva, el norteamericano no quiso desperdiciar su opción en el match tie break y continuó muy sólido para terminar amarrando la ventaja que le dio la corona al Resto del Mundo, en una quinta edición de la Laver Cup marcada por el retiro de Roger Federer, quien, en su último duelo como tenista profesional, doblegó, junto a Rafael Nadal, al conjunto compuesto por Jack Sock y Tiafoe, uno que este domingo hizo historia. Su Majestad dice adiós, en la primera gran alegría para The World.

Sigue en El Deportivo

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.