BMW M4 GT4 2023: un auto de carreras con confort a bordo

El nuevo miembro de la familia de autos de competición de BMW M viene con aire acondicionado, parabrisas calefactable y asientos ventilados.




La fiesta de los 50 años de BMW Motorsport está lejos de terminar. Y es que tras la revelación del M3 Touring, hoy nos hacemos eco de otro destape de la división deportiva de la marca bávara: el nuevo M4 GT4, un auto de carreras que destaca tanto por su performance como por su nivel de confort.

En su segunda generación, este GT4 toma prestado varios elementos estilísticos de su hermano mayor el M4 GT3, entre ellos, su alerón trasero y techo ligero. El pack se completa con un kit aerodinámico que incluye un gran splitter frontal, aletines y faldones laterales, además de un capó con extra de refrigeración.

Aunque se trata de un auto de carreras, el M4 GT4 2023 cuenta con varias comodidades más bien propias de un modelo de calle, como aire acondicionado, parabrisas calefactable y asientos de Recaro ventilado, que se ofrecen como equipamiento de serie.

Otros detalles interesantes son el uso de fibras naturales en algunas partes del exterior e interior, que además cuenta con un volante con mandos iluminados fabricado por los expertos en hardware de simulación de carreras Fanatec.

Especificaciones

A nivel mecánico, el nuevo M4 GT4 sigue contando con un motor de seis cilindros en línea que -dependiendo de la normativa- puede desarrollar 550 Hp de potencia y 650 Nm de par máximo. Toda la potencia se canaliza hacia el eje trasero con la ayuda de una transmisión automática ZF de siete velocidades y un diferencial autoblocante.

También cuenta con unos resortes ajustables de H&R, una barra estabilizadora ajustable en cinco niveles y un control de tracción de 10 fases.

Compatible con todas las series de carreras GT4 del mundo, este modelo de competición entrará en producción en octubre para los equipos que puedan pagar un precio neto de 187.000 euros.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Habitantes de la playa de Pingtan, el lugar más cercano de China a Taiwán, expresaron sus esperanzas de ver la unificación pero de manera pacífica, luego de que aumentaran las tensiones tras la visita de Nancy Pelosi a la isla.