Caso Herval Abreu: Ex director ejecutivo de Canal 13 plantea que se debe respetar la presunción de inocencia ante denuncias

HervalAbreuWEB

Herval Abreu, detrás de teleseries como Machos y Soltera otra vez, fue acusado de acoso y abuso por siete mujeres.

Cristian Bofill salió a aclarar sus declaraciones en las que trataba de "vírgenes de burdel" a los amigos del director que no lo apoyaron en medio de las acusaciones en su contra. "Yo distingo entre feminista y feminazi, que son dos cosas completamente diferentes", afirmó.




En medio del programa Mesa Central de Tele13 Radio, el ex director ejecutivo de Canal 13, Cristian Bofill, decidió dar explicaciones tras su controversial publicación en Twitter respecto del caso de denuncia de acoso en contra de Herval Abreu.

El pasado 1 de mayo, el periodista escribió en Twitter que no es amigo de Abreu y que "su mundo me es ajeno y no supe nada de acosos cuando dirigí C13", y sostuvo que "las denuncias contra él son graves y serias", pero aseguró que "me da asco ver a tantos que eran sus amigos (as) y ahora, cual vírgenes del burdel, se suman a su linchamiento con entusiasmo".

https://twitter.com/cbofillr/status/991347635603820544

Ante las críticas recibidas por el posteo en redes sociales, luego compartió una aclaración sobre el término: "'Virgen del burdel' significa hipocresía y se aplica a todos los géneros. La gravedad y seriedad de las denuncias contra Abreu no están en duda".

Y la mañana de este jueves, reflexionó extensamente en la radio. Bofill, quien fuera director de La Tercera, explicó que en ningún momento quiso poner en duda las denuncias de las afectadas, y aseguró que lo que él quiso poner sobre la mesa es que no está a favor de hacer un linchamiento, "porque yo creo que las acusaciones son acusaciones y las personas tienen derechos a defensa".

"Yo distingo entre feminista y feminazi, que son dos cosas completamente diferentes (...) Tengo una experiencia laboral, que fue el caso de Gemita Bueno, que hace que uno mire estas cosas con mayor serenidad y pesemos con cierto juicio las pruebas", sostuvo Bofill, quien ejerció la dirección ejecutiva del canal entre 2014 y 2016, tiempo en el que Abreu trabajaba en la estación.

En ese sentido, precisó su postura: "Yo no me sumo al linchamiento (...) ya que si se deja de lado la presunción de inocencia estamos viviendo en una barbarie".

Según explicó, una de las mayores falencias que se evidencian en este tipo de casos es creerles de inmediato a las víctimas, sólo por el hecho de haber denunciado y sin que se haya realizado la investigación correspondiente.

Eso si, instó a que como sociedad se debe "estimular" a que personas que sean víctimas de acoso o abuso puedan hablar y de que se generen los espacios adecuados para hacerlo.

Comenta