Obispo Larrondo realiza autocrítica por abusos en la Iglesia y promete colaborar con la reparación

El obispo auxiliar de Santiago, Julio Larrondo.

Tras ser nombrado obispo por el Papa Francisco en mayo, Julio Larrondo celebró su ordenación episcopal esta tarde.


Durante su ceremonia de ordenación episcopal realizada esta tarde en el Santuario de la Inmaculada Concepción del Cerro San Cristóbal, Julio Larrondo, el nuevo obispo auxiliar de Santiago, realizó una autocrítica por los abusos en la Iglesia, afirmando estar dispuesto a trabajar para que exista reparación.

Quien fuera nombrado obispo por el Papa Francisco, el pasado 26 de mayo, lamentó esta tarde el "dolor de las víctimas y sus familiares " por los abusos de poder, de consciencia y sexuales cometidos por sacerdotes.

En la ceremonia encabezada por el Arzobispo de Santiago, Celestino Aós, el obispo Larrondo destacó que estas experiencias han motivado a la Iglesia a revisar sus formas de acompañamiento al pueblo de Dios para arrancar de raíz las situaciones que permiten estos abusos, sin dejar de admitir que “aún nos falta mucho por hacer”.

“Al iniciar este ministerio, quisiera pedir perdón a quienes han sufrido por estas situaciones, como lo ha hecho la Iglesia en el último tiempo partiendo por el Papa Francisco, y colaborar en todo lo posible con la debida reparación”, aseveró.

Con respecto a la situación social, a casi un año del estallido del 18 de octubre y en medio de la crisis por la pandemia de Covid-19, el obispo Larrondo dijo que se ha evidenciado la crudeza de la pobreza y la miseria “fruto de una permanente e institucionalizada desigualdad e injusticia social”, y calificó las demandas sociales como legítimas. Al mismo tiempo, condenó la corrupción que agudiza la desconfianza en instituciones.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Los “desaparecidos no localizados” se dispararon de 265 a 10.366en 2021, acumulando un total de 108 mil casos desde 1964.