Bandas completas tocando en un recinto vacío y con venta de entradas: así es el nuevo festival chileno que desafía a la pandemia

pedropiedra_vtr_carlosmüller_032

Pedropiedra estará a fines de julio.

Santiago Music es el nombre del ciclo de shows que se realizará entre junio y agosto, con presentaciones en vivo cada sábado de nombres como Camila Moreno, Alain Johannes, Pedropiedra y Rubio, junto a sus músicos y equipo técnico en escena. Se venderán tickets para distintos países de Latinoamérica con precios que en Chile irán desde los $3.500.


Santiago Music es el nombre del ciclo de shows que se realizará entre junio y agosto, con presentaciones en vivo cada sábado de nombres como Camila Moreno, Alain Johannes, Pedropiedra y Rubio, junto a sus músicos y equipo técnico en escena. Se venderán tickets para distintos países de Latinoamérica con precios que en Chile irán desde los $3.500.

Es, hasta ahora, lo más parecido a un concierto que se ha anunciado para las próximas semanas. O al menos de lo que el mundo entendía por un espectáculo de este tipo hasta hace un par de meses. El próximo sábado 13 de junio, con la presentación del cuarteto hardcore punk BBS Paranoicos, comienza un ciclo de recitales en vivo a cargo de diversos grupos y solistas nacionales que busca trasladar de la manera más fidedigna posible -y dentro de lo permitido por la autoridad sanitaria- la experiencia de un espectáculo "real" hasta las casas del público.

Si bien el ciclo se transmitirá por streaming y lleva el “Quédate en casa” como lema, el Festival Santiago Music es anunciado por sus organizadores como una experiencia distinta a otras iniciativas musicales online que se han realizado en el país desde que estalló la pandemia en el mundo. Principalmente, porque ofrecerá al público virtual conciertos de bandas completas actuando en conjunto y sobre un escenario, con venta de entradas y buscando acercarse lo más posible a las condiciones técnicas y estéticas de un recital tradicional (o “pre-pandémico”, si se quiere).

Los shows se realizarán y se transmitirán desde el Club Amanda, "lugar que cumple con los requerimientos técnicos y sanitarios recomendado para este tipo de eventos en el que solo estarán los músicos y el equipo técnico", explican los organizadores de la iniciativa, quienes subrayan que cada presentación se hará en directo y sin material pre-grabado, con el fin de que "la experiencia de vivo se traslade al streaming".

Tras la actuación de BBS Paranoicos, el ciclo continuará con los shows de We Are The Grand el 20 de junio; Alain Johannes Trío el 27 de junio; Princesa Alba el 4 de julio; Frank's White Canvas & Cigarbox Man el 11 de julio; Camila Moreno el 18 de julio; Pedropiedra el 25 de julio y el cierre estará a cargo de Rubio, el 1 de agosto. Cada presentación será conducida por el periodista Mauricio Jürgensen, quien además leerá las preguntas del público en línea.

El evento, además, está pensado para una audiencia continental, porque lo que mañana saldrán a la venta las entradas (a través del sistema Passline) con diversas tarifas y horarios ajustados a distintos países, como Argentina, Bolivia, Colombia, Ecuador, Paraguay, Uruguay, México y Estados Unidos. En el caso de Chile, los recitales se verán a las 22.00 horas y el valor de cada ticket irá desde los $3.500 más cargo por servicio.

Camila Moreno
Camila Moreno también será parte del evento.

¿Cómo convivirá esta iniciativa con el endurecimiento de las restricciones sanitarias y de desplazamiento en la capital? Pese a que el anuncio del festival coincide con el inicio de una cuarentena casi total en la Región Metropolitana, cuya duración todavía no está clara, los organizadores del proyecto aseguran que éste cuenta con todos los permisos de las autoridades y que cada show adoptará las medidas preventivas correspondientes.

Así, cada concierto se desarrollará bajo un protocolo relativo a personal autorizado y distanciamiento social, con equipos técnicos reducidos al máximo y un límite para la cantidad de personas que ocupen el escenario. Una dinámica similar a la que han adoptado algunos programas de la televisión local que han comenzado a reanudar sus grabaciones en el estudio.  

Por esta misma razón, explican, la iniciativa contempla hacer sólo un recital en cada jornada, con el objetivo de tener la menor cantidad de gente posible en el recinto, evitar aglomeraciones y dar seguridad a cada participante.

Comenta