“Sabía exactamente lo que quería hacer”: la trastienda del regreso de Britney Spears junto a Elton John

FILE PHOTO: Singer Britney Spears poses at the 29th Annual GLAAD Media Awards in Beverly Hills, California, U.S., April12, 2018. REUTERS/Mario Anzuoni/File Photo

La colaboración que marcó el retorno a la música de la diva, se gestó a partir de la iniciativa del pianista inglés. En charla con Rolling Stone, el productor Andrew Watt detalló que las sesiones se ocuparon las cintas originales y que la cantante se involucró a fondo en el proceso. “Es una gran profesional”, detalló.



El regreso a la música de Britney Spears, luego de seis años y tras liberarse de la tutela legal de su padre, tuvo una sabrosa trastienda. La revista y portal Rolling Stone publicó una historia con los detalles tras Hold me closer, la colaboración que reunió a la cantante con otro ícono, Sir Elton John.

Todo comenzó con una afortunada coincidencia. Como ya se había hecho en su exitosa colaboración con Dua Lipa (Cold Heart) para Lockdown Sessions, en el entorno de Elton John deseaban trabajar una reunión similar en que una artista de renombre prestara su voz para revisitar algunas canciones del célebre compositor en clave de un remix bailable.

Fue entonces que el mismo Elton John y su esposo David Furnish decidieron invitar a Britney. Una jugada que encontró una buena respuesta en la rubia, declarada fan de la música del pianista inglés. “Fue una posibilidad remota porque [Britney] había hecho mucha prensa sobre cómo le había ido con la música durante un tiempo”, contó Andrew Watt (31), el productor a cargo de la sesión, quien anteriormente había trabajado con gente como Justin Bieber, DJ Snake, Camila Cabello, entre otros. “Elton se acercó, le encantó la idea y quería hacerlo”.

El reporte detalla que Watt eligió la canción Tiny Dancer para trabajar, porque “no solo [porque es] una de mis canciones favoritas de todos los tiempos, sino que es una de las mejores grabaciones/canciones/baladas literalmente de todos los tiempos”. Tras una charla con Elton John, a quien conoció en 2019 cuando trabajaba en Ordinary Man de Ozzy Osbourne, se fijaron los lineamientos de trabajo.

“Lo que Elton me dijo brillantemente fue: ‘No te presiones tanto, este no es el ‘Nuevo Tiny Dancer’; esta es una versión nueva y divertida para que la gente la escuche mientras toma una copa en Ibiza y baila. No es grave”, explica Andrew Watt, quien junto al productor Cirkuit trabajaron en las pistas originales, de hecho, descubrieron una pista de guitarra que el mismo Elton John no recordaba.

Luego, Watt preparó la pista base para la que añadió cuerdas y algunos fragmentos de Don’t Go Breaking My Heart, el pegadizo sencillo de 1976. Por su lado, Elton John agregó algunas grabaciones de piano. Pero tenían claro que todo podría cambiar una vez que tuvieran a Britney.

A Britney Spears solo le bastó un día de trabajo en el estudio, al que llegó junto a su esposo y a su mánager. “Ella sabía exactamente lo que quería hacer”, dice Watt, quien no conocía a la artista. “Había pasado toneladas de tiempo con el disco; se sabía todas las letras; era, como, su cosa . Y fue realmente increíble presenciar y verla ser tan poderosa y aplastarla. Suena increíble en el disco y estuvo involucrada hasta la mezcla final”.

De hecho, Britney no solo se limitó a cantar, sino que aportó sus propias ideas. “Ella quería acelerar un poco el disco, y lo hicimos. Es una gran profesional con la música dance y entiende ese tipo de cosas y lo que funciona para ella”.

Según Watt, Britney pasó horas refinando sus tomas de voz. “Lo ha hecho tantas veces que no necesitaba que se lo dijeran. Ella sabe cuándo tiene la toma vocal correcta”, explica. Hacia el final dejaron correr la pista varias veces para que ella hiciera las improvisaciones que suenen en algunos pasajes de la canción.

“Ella era tan libre y mejoraba”, cuenta el productor. “De ahí es de donde vienen todas las improvisaciones; ella estaba jugando con la gota y esa melodía. Esos momentos son tan ‘ella’ y gran parte de su personalidad”.

Sigue leyendo en Culto

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.


El objetivo de Metatool es investigar cómo el cerebro humano consiguió imaginar objetos para resolver problemas y traspasar esa información a los robots para mejorar sus habilidades.