Las diferencias entre el PC y el FA que quedaron en evidencia el primer día de la convención

(Foto: Agencia Uno)

Las mayores fuerzas de Apruebo Dignidad se dividieron para la votación de la presidencia de la mesa del órgano constituyente. Mientras el PC votó por una candidata que consideraban más cercana a sus filas e hicieron un gesto a quien también contó con el apoyo de la Lista del Pueblo, la convencional del pueblo colla Isabel Godoy, los frenteamplistas se cuadraron con la carta del pueblo mapuche Elisa Loncón, lo que algunos leyeron como un acercamiento con el PS.


“El FA mostró una buena capacidad de articulación, pero en Apruebo Dignidad hubo una diferencia táctica”. Así describían esta mañana en el Frente Amplio el escenario que dejó la histórica primera sesión de la Convención Constitucional, en la que las mayores fuerzas de ese bloque, el Frente Amplio y el Partido Comunista, se dividieron en la elección de la presidencia de la instancia.

En la primera vuelta de esa votación, tal como lo había anunciado la semana pasada, el FA respaldó a la convencional del pueblo mapuche, Elisa Loncón, quien también contó con el apoyo del Colectivo Socialista (PS). Sin embargo, los seis convencionales del PC -y también algunos de los constituyentes de la Federación Regionalista Verde Social (FRVS)- apoyaron a la representante del pueblo colla, Isabel Godoy, quien también sumó el respaldo de la mayoría de los dirigentes de la Lista del Pueblo.

Y pese a que en segunda vuelta los comunistas decidieron entregar su respaldo en bloque a la académica y doctora mapuche -quien terminó convirtiéndose en la primera presidenta de la instancia, con el abogado del FA, Jaime Bassa, como su vicepresidente-, en Apruebo Dignidad reconocen que el episodio dejó en evidencia las diferencias tácticas y políticas que coexisten en el pacto.

Las distintas posturas se venían manifestando en la previa a la instalación del órgano constituyente. Mientras el FA definió tempranamente apostar por la carta mapuche y presentar a Bassa como vicepresidente, el PC se mantuvo hermético y no comunicó públicamente si apoyaría a uno de esos candidatos, pese a que en la votación de vicepresidentes los comunistas votaron por el abogado en primera vuelta.

Sin embargo, según fuentes del PC, por esos días en la colectividad ya miraban con buenos ojos la candidatura de Godoy, la que se vino a consolidar en el marco de una reunión de los escaños reservados en el PNUD el viernes pasado.

En el PC sostienen que esa decisión pasó, entre otras cosas, por la cercanía ideológica que veían con Godoy. La dirigenta militó en el PC durante la dictadura y, según explican, había manifestado desde hace tiempo concordancia con algunas de las principales peticiones del partido en el marco de la convención.

“Nosotros como PC acordamos en primera instancia apoyar a Isabel Godoy, constituyente Colla, porque explicitó desde el inicio un compromiso para la modificación del quórum de los 2/3, explicitó desde el inicio un camino para superar este regla antidemocrática y también para impulsar caminos para la liberación de los presos políticos. Nuestra expresión primera se ajustó a esas expectativas”, sostuvo el convencional comunista, Marco Barraza.

Otro factor que cruzó el episodio fue que para el PC era relevante dejar en evidencia la coordinación que podía existir con las “fuerzas transformadoras” como la Lista del Pueblo, quienes en los días previos habían transmitido que en su propio pacto había ruido con el nombre de Loncón. “Nosotros queremos establecer puentes y miradas comunes con la Lista del Pueblo respecto de las transformaciones que hay que hacer. El desborde de gente en la calle del domingo exige que todas las fuerzas que tienen visiones de transformación actúen con ese criterio”, agregó el exministro.

Asimismo, en la colectividad sostienen que también había una intención de dejar bien posicionadas a otros liderazgos de los pueblos originarios. “Godoy fue un nombre que representa uno de los componentes que hemos dicho que debería integrar la presidencia: la plurinacionalidad (...) No teníamos un nombre y nos parecía importante que distintos pueblos tuvieran la posibilidad”, sostuvo la convencional del PC, Carolina Videla.

En tanto, desde el Frente Amplio reconocen que hubo diferencias con el PC y algunos en el bloque apuntan a que la votación de los comunistas también obedeció a ciertas diferencias con Loncón. Según las mismas fuentes, la semana pasada algunos habrían transmitido reparos respecto de que el hermano de la académica, Lautaro Loncón, sea el secretario indígena de PPD. Otros en esa coalición remarcaron que el episodio fue un indicio de la coordinación que podría existir con los socialistas.

“Como Apruebo Dignidad compartimos y acordamos criterios comunes para la presidencia, que fuera una mujer y de pueblos originarios. (...) Creo que es más sano y honesto plantear caminos alternativos en el marco de consensos comunes que actuar como bloques rígidos, la diversidad es parte también de este momento político y eso no supone poner en cuestión las alianzas”, planteó la convencional de Convergencia Social, Constanza Schonhaut.

En esa misma línea, su par de RD, Giovanna Roa, manifestó que “durante la CC va a haber muchas articulaciones que van a ir variando y va a haber mayorías móviles”. Y agregó que “como FA, con el PC somos una alianza, estamos trabajando juntas y juntos”.

Por su parte, Godoy, la constituyente de pueblo colla, sostuvo que “soy independiente,(...), milité en forma clandestina en mi adolescencia, 15 a 17 años, en el PC, pero no he vuelto a inscribirme”.

Y, sobre sus apoyos, añadió que “no solamente el PC me dio el apoyo sino una parte de la Lista del Pueblo que son independientes, ellos me vieron afuera en las calles, con la impotencia que tenía por las fuerzas de Carabineros, me reprimieron, me tiraron lacrimógenas, fue un momento muy complejo (...) Ellos vieron mi compromiso, mi candidatura a la presidencia la levantaron los pueblos del norte y los australes. No fui levantada por un partido político”.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

El Parlamento Europeo aprobó que el cargador USB-C sea el modelo para los equipos con el fin de reducir la basura electrónica, Apple tendrá que cambiar sus cargadores.