Tercera PM

Presenta:

Maltrato sicológico entre alumnos creció 26% en un año

Las cifras estadísticas nacionales de maltrato entre estudiantes fueron entregadas por la Superintendencia de Educación. 


1.257 denuncias por maltrato sicológico entre alumnos recibió el año pasado el Ministerio de Educación, lo que constituye un 26 % más que el año 2016,que cerró con 929 denuncias.

Según las cifras de la Superintendencia de Educación, entre 2014 y 2018 hay un total de 3.797 denuncias nacionales por maltrato sicológico. En lo que va del primer trimestre de 2018 ya hay 76 casos.

A nivel de la Región Metropolitana, la Superintendencia de Educación consigna 545 denuncias por maltrato sicológico entre estudiantes, 159 más que el año 2017.

Maltrato físico

Las estadísticas de la Superintendencia también muestran un aumento de denuncias a nivel nacional de maltrato físico entre alumnos. El año 2017 hubo 1.721 denuncias, en tanto, en 2016 se registraron 1.444 por el mismo tipo de abuso.

En total, la Superintendencia de Educación registra 9.589 denuncias  nacionales de maltrato entre estudiantes (agresiones físicas y sicológicas)  entre 2014 y 2018.

El superintendente de Educación, Sebastián Izquierdo, cree que el aumento de las denuncias obedece a la mayor visibilización del tema.

“Observamos que el aumento de las denuncias se debe a que el tema del maltrato a estudiantes se está visibilizando cada día más en el sistema educativo. Además, los padres y apoderados están conscientes de que la convivencia escolar y el buen trato son necesarios para lograr un buen proceso de enseñanza-aprendizaje en los niños y niñas”, asegura la autoridad.

Izquierdo sostiene que “para frenar estas prácticas necesitamos hacer una alianza estratégica con toda la comunidad educativa, porque creemos que mejorar la calidad de la educación debe ser abordada no solamente por los propios estudiantes, sino que también por los docentes y por el involucramiento de las familias en la educación de sus hijos e hijas”.

“Es fundamental trabajar en conjunto por una cultura del buen trato, tanto en materia de prevención de los conflictos, como también en la aplicación de buenos protocolos de actuación y buenos mecanismos de gestión”, agrega.

Seguir leyendo