#Quieroserconstituyente: Al menos 32 parlamentarios postularían a alguna de las convenciones constitucionales

congreso

La Tercera consultó a los 155 diputados y 43 senadores su disponibilidad para integrar alguno de los órganos constituyentes en caso que triunfe el “apruebo” en el plebiscito del 26 de abril. Del total que se manifestó dispuesto, hay seis parlamentarios que competirían para las dos instancias, pese a que para una de ellas tendrían que renunciar a sus cargos en el Congreso: Jaime Bellolio, Jorge Alessandri, Renato Garín, Diego Paulsen, Fernando Meza y Rodrigo Galilea.


Amenos de 90 días del plebiscito, algunos diputados y senadores ya comienzan a pensar en el rol que podrían tener en la redacción de una nueva Constitución si es que gana la opción "apruebo".

En el proceso electoral -que se desarrollará el 26 de abril- también se deberá elegir si se quiere una convención constitucional, que sería formada en su totalidad por representantes elegidos por la ciudadanía, o una convención mixta constitucional, que sería integrada por un 50% de personas electas y un 50% de legisladores.

En el caso de imponerse la primera opción, los parlamentarios que quieran ser candidatos para formar esa instancia deberán renunciar con anticipación a su cargo en el Congreso, algo a lo que no están obligados en caso de imponerse el órgano mixto.

En este contexto, La Tercera consultó a los 155 diputados y 43 senadores su disponibilidad para postular a alguna de esas convenciones o a ambas. Mientras, en total, 14 legisladores no respondieron, para la convención mixta hubo 32 parlamentarios que se manifestaron dispuestos a competir para ser representantes de sus partidos en esa instancia. De ellos, seis (cinco diputados y un senador) postularían a cualquiera de los dos órganos constituyentes, por lo que estarían disponibles para dejar sus cargos. A ellos podría sumarse, eventualmente, algunos de los que se manifestaron en duda (ver gráficos más abajo).

"Es un momento crucial para nuestro país, todos estamos llamados a estar disponibles en el lugar donde seamos más útiles", comentó el diputado Jorge Alessandri (UDI), uno de los que se mostró interesado en las dos convenciones. En su mismo caso se encuentra el diputado Diego Paulsen (RN), quien comentó que "creo en la importancia que tiene este proceso y, por lo tanto, tendremos que tener nuestras mejores cartas para defender las ideas que tenemos como partido".

En cambio, entre las principales razones que frenan a los parlamentarios a participar en una eventual convención constitucional, independiente de que tengan que renunciar a su cargo, es la poca aprobación que tiene el Congreso, que, de acuerdo a la última encuesta CEP, es la institución con menor legitimidad en la ciudadanía, con un 3% de respaldo.

"El Congreso es una de las entidades estatales más desacreditadas en Chile. Por ende, me resulta inverosímil que chilenos o chilenas pretendan que una convención constitucional esté integrada por parlamentarios", dijo diputado comunista Hugo Gutiérrez. En la misma línea, el senador independiente Carlos Bianchi sostuvo que "prefiero que haya académicos y representantes del mundo social, cultural, no añejos personajes de la política".

Otro motivo que se repitió en las respuestas de los consultados fue el deber que tienen para cumplir su mandato por el cual fueron electos. Quienes obtuvieron mayorías para ser representantes en el Congreso en las elecciones de 2017 tendrían que renunciar a su cargo faltando poco menos de dos años para que se cumpla su mandato. "Creo que tengo una responsabilidad ante mis electores (…). Renunciar para competir por un eventual asiento en la convención no me parece", comentó la diputada Sofía Cid (RN). Su correligionario Andrés Longton adhirió a esa posición y se refirió, además, al hecho de que si postulan a la convención constitucional no podrían ser candidatos para la reelección como parlamentarios en 2021: "Fui elegido por la gente para desempeñar mi cargo y representarlos por cuatro años, y espero terminarlo de buena forma, pensando en una eventual reelección, que, por lo demás, no podría enfrentar si es que renuncio".

Paridad

Una de las principales preocupaciones que existen en torno a la convención mixta es el tema de la paridad de género. De acuerdo a la reforma constitucional que se aprobó en el Congreso, esta instancia estaría integrada por 86 representantes electos por la ciudadanía y 86 parlamentarios.

Con esto, la convención mixta implicaría la participación de 43 parlamentarias en el proceso, lo que sería una problemática considerando que actualmente hay 45 legisladoras mujeres en ejercicio.

"Aunque nos fuéramos todas las mujeres parlamentarias a la constituyente, no habría paridad y, por otro lado, dejaríamos el Congreso sin parlamentarias", dijo la diputada del Partido Radical Marcela Hernando.

Comenta