Volver al futuro: 10 datos que quizás no conocías de la máquina de tiempo

El DeLorean se convirtió en un ícono pop tras la filmación de la película que se estrenó hace 35 años.




Un 3 de julio, de hace 35 años, se estrenó la película Volver al Futuro. El filme de Robert Zemeckis, un clásico de la ciencia ficción con millones de fanáticos alrededor del mundo, celebrará el aniversario con una maratón televisiva.

Gracias a este filme, el DeLorean DMC-12 se convirtió en un ícono de la cultura pop, pese a que el auto ya había dejado de producirse cuando se filmó la película protagonizada por Michael J. Fox. Y aunque pasen los años, el interés que genera este auto gracias a la trilogía no decae, de hecho, hace solo unas semanas se realizó una subasta millonaria con una réplica de este auto. En Chile también se podía ver una réplica en el Museo de la Moda

Otro hecho que demuestra la relevancia de la película es que, tras ver el éxito, John Zachary DeLorean, propietario de la DMC, le agradeció al guionista Bob Gale y le escribió una nota diciéndole “gracias por mantener vivo mi sueño”. Incluso, el DeLorean llegó a estar en episodios de Los Simpsons.

Pero el DeLorean no fue la primera opción para ser la máquina del tiempo. A continuación, 10 curiosidades que quizás no sabías de uno de los mejores ejemplos de la relación que se puede dar entre autos y cines:

1. La DeLorean Motor Company dejó de fabricar el DMC-12 tres años antes del estreno de la primera película.

2. La idea original para la máquina del tiempo era un refrigerador, sin embargo, esa idea se desechó por la opción de que los niños imitaran el viaje en el tiempo. Ahí se tomó la opción de un automóvil. El diseño futurista del DeLorean convención al director de utilizar el DeLorean, algo que se complementa con una frase del Dr. Emmett Brown: “si vas a hacer una máquina del tiempo, hazlo con estilo”

3.- La máquina del tiempo fue diseñada por Ron Cobb, Michael Scheffe y Andrew Probert. Éste último había formado parte del equipo de diseño de la USS Enterprise de Viaje a las Estrellas.

4.- Se utilizaron siete DeLorean para la trilogía de Volver al Futuro: Seis de esas unidades eran reales, tal como salieron de fábrica. El otro se construyó de fibra de vidrio, para las escenas en las que debía volar.

5.- 6.- Actualmente quedan tres unidades originales de la filmación. Dos pertenecen a Universal Studios, la productora de la trilogía, mientras el tercero se encuentra en el Museo del Automóvil de Carlos Cardoen. Según versiones de prensa, esta unidad salió a la venta en 2011 a un precio de 541.000 dólares en una subasta y fue uno de los objetos de Hollywood por el que más dinero se había cancelado. En el sitio web del museo se indica que, entre otros modelos, se encuentra “El DeLorean original que usó Michael J. Fox en la primera película Volver al Futuro”.

6.- Todas las unidades utilizadas en la filmación montaban el mismo motor V6 con el que salía desde la fábrica de Belfast, en Irlanda del Norte. Sólo una unidad, la que se ocupó en la tercera parte, fue ajustada en el chasis delantero y se le incorporó un motor del Volkswagen Beetle.

7.- Uno de los problemas que generaba el DeLorean a la producción era el sonido del motor. Por lo mismo, en el trabajo de edición se sustituyó el sonido por el de un V8 del Porsche 928.

8.- Una de las exigencias para que funcionara el condensador de flujo, el dispositivo que permitía viajar en el tiempo, era que el DeLorean debía llegar a 88 millas por hora (140 km/h), sin embargo, el auto original no alcanzaba esa cifra, solo llegaba a 85 millas por hora y eso era lo que indicaba el velocímetro. Por esta razón se tuvo que alterar el velocímetro para que indicara hasta 95 millas por hora.

9.- En la primera prueba de viaje en el tiempo que realiza el Dr. Emmett Brown con su perro Einstein se utiliza un efecto de congelación, que se logró con nitrógeno líquido. Pero hacer ese efecto era muy complicado y solo se usó en esa toma, ya que además hacía difícil que se abrieran las puertas.

10.- Una de las anécdotas más peligrosas que viivieron con el DeLorean fue cuando se estaba filmando la segunda parte. Se utilizaba la versión de fibra de vidrio y casi cae sobre Michael J. Fox, ya que se rompió uno de los cables que lo suspendían en el aire.

Comenta