Presidente de la Sofofa y TPP11: “La verdad que no hay ninguna razón hoy día para no aprobarlo”

Presidente de la Sofofa, Richard Von Appen.

Richard Von Appen señaló que, si bien, hay algunos aspectos del acuerdo que pueden incomodar se debe ser parte de este convenio, en especial, por las ventajas que da estar asociados a países que son parte de la Alianza del Pacífico.


Luego que ayer el gobierno diera a conocer los detalles de la estrategia que tiene para avanzar en el proceso para concretar la firma del Tratado Integral y Progresivo de Asociación Transpacífico (CPTPP o TPP-11), el presidente de la Sofofa, Richard Von Appen, destacó la importancia de aprobar dicho acuerdo, así como ratificar el pacto con la Unión Europea para fomentar la inversión en el país.

“Es tan transversal el apoyo y además inentendible que países que, se supone son aspiracionales para nosotros, como son Canadá, Australia, Nueva Zelandia lo han aprobado, con todo lo que tiene incorporado, entonces yo creo que acá hay una mirada un poco pequeña en esto respecto de alguno de estos temas, nosotros tenemos que ser parte de este nuevo mundo”, dijo el dirigente gremial en entrevista con Radio Duna.

Precisó que si bien hay algunos aspectos del acuerdo que pueden incomodar se debe ser parte de este convenio, en especial, por las ventajas que da estar asociados a países que son parte de la Alianza del Pacífico como es el caso de Canadá, Australia, Nueva Zelanda y Singapur, así como la preferencia para productos agrícolas en los mercados de Medio Oriente.

Consultado respecto a las razones que tendría la actual administración para avanzar en el tratado, Von Appen afirmó que “el gobierno llegó con varias consignas en las cuales muchas pueden tener también realmente un objetivo que uno puede entender, pero que se confronta con la realidad y yo creo que, en este sentido, hay un poco dos almas y esas son las que hoy día están discutiendo, y la verdad que el TPP11 no hay ninguna razón hoy día para no aprobarlo y eso es lo que finalmente está ocurriendo, es decir, en la realidad de los hechos lo que le está pasando a Chile es que estamos quedando relegados en forma inentendible”.

El gobierno, previo a conocerse los resultados del plebiscito por una nueva Constitución, se comprometió a retomar algunos temas pendientes tras los comicios. Uno de ellos es la firma del TPPP11 y este lunes mostró señales de cómo piensa avanzar en él. La gestiones se enmarcan en un proceso de despejar parte de las incertidumbres que tienen los inversionistas tras la victoria del Rechazo en el referéndum y en medio de la presentación de una agenda proinversión que impulsa La Moneda.

El texto del TPP-11 fue ingresado al Congreso a fines del 2018 y hasta la fecha no ha podido definir su futuro, debido a que desde un comienzo encontró oposición de parte de un sector del actual Ejecutivo.

Pero este lunes la ministra de Relaciones Exteriores, Antonia Urrejola, destacó, tras participar del comité político en La Moneda, que el plan del gobierno hoy es avanzar en la firma del TPP-11. Sin embargo, la canciller explicó que Chile está negociando con los miembros que han suscrito el acuerdo, con el objetivo de no hacer aplicable el mecanismo de solución de controversias contenido en el instrumento internacional en su capítulo 9, sección B, relativo a “solución de controversias inversionista-Estado”.

Al respecto Von Appen se limitó a indicar que lo que se les ha señalado, es que, desde el punto de vista del gobierno, dicho aspecto atentaría contra la soberanía del país, Sin embargo, aclaró que “no estamos informados ni de lo que se está conversando con la Unión Europea, ni de lo que se está discutiendo en el TPP11, salvo lo que hemos escuchado en la prensa”.

Reforma tributaria

En otro tema el dirigente gremial criticó el proyecto de reforma tributaria que actualmente se tramita en el Congreso, señalando que afectará negativamente la inversión.

“En la reforma tributaria estamos de acuerdo de que necesitamos mayores recursos para los derechos sociales, y hay varios aspectos que son positivos, pero lo que no se entiende es que el corazón de la reforma en vez de fomentar la inversión lo que esta haciendo es castigar el ahorro, que es la base para que las empresas puedan financiar sus proyectos”, aseveró.

En este sentido sostuvo que si bien lo que se plantea es que el impuesto al patrimonio lo van a pagar las personas, en la practica lo van a pagar las empresas, con una tasa que va a subir del 25% al 50% o incluso en algunos casos al 100% de sus utilidades, dijo.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Una manzana sin pelar contiene más vitamina C, vitamina K, calcio, potasio y fibra que una pelada.