“Sí, quiero”: Cómo se gestó el inédito apoyo de empresas en Chile al matrimonio igualitario

En medio de la discusión en el Congreso respecto al proyecto de matrimonio igualitario, un grupo de empresas privadas manifestó públicamente su postura frente al debate.




A principios de junio, el país observó con sorpresa cómo el Presidente Sebastián Piñera, apoyado por la coalición de derecha, anunciaba durante la Cuenta Pública de este año que uno de sus últimos esfuerzos antes de dejar La Moneda sería acelerar el avance del proyecto de ley de matrimonio igualitario. Y ayer, veinte días más tarde, fue el turno del empresariado de sumarse a esta causa, en medio de un mes clave para la comunidad LGBTIQ+ y ad portas de una nueva conmemoración del Día del Orgullo.

El panorama laboral y social no es el mismo de hace unos años, y bien lo sabe un grupo de treinta compañías chilenas y multinacionales que reunió a firmas asociadas a la Cámara Chilena Norteamericana de Comercio (AmCham) y la red Pride Connection, que este martes protagonizaron la iniciativa “SÍ QUIERO”, a través de la cual declararon abiertamente su postura a favor del matrimonio igualitario como parte de una política “esencial para seguir avanzando en la construcción del país del futuro”. Se realizó a través de un inserto en El Mercurio y a través de redes sociales.

“Está demostrado que una fuerza laboral diversa es más creativa, comprometida y feliz. Y es claro que las políticas que apoyan y promueven la diversidad y la inclusión ayudan a las empresas en Chile a atraer y retener a los mejores talentos”, es parte de la declaración firmada por diversas compañías entre las cuales destacan multinacionales como Google, Adidas, Microsoft, Walmart, Johnson & Johnson y WOM, así como las chilenas Compara Online, Empresas SB, Impronta Comunicaciones, Identidad Corporativa Comunicaciones, Impronta Chile y MGC Consulting.

Pero la iniciativa no fue concebida como una casualidad. Sergio Rademacher, gerente general Microsoft Chile y presidente de AmCham, jugó un rol clave: fue quien ideó la propuesta en conjunto con el equipo de Liderazgo de la tecnológica, e invitó a las demás compañías socias de la Cámara Chilena Norteamericana de Comercio a unirse a esta declaración. Y no lo hizo en una fecha al azar, pues su intención era generar impacto, por lo que escogieron lanzar esta campaña en medio una semana clave para el proyecto de ley.

El martes fue el mismo día en el que la Comisión de Constitución del Senado retomó el debate en torno al tema. “La fuerza de esta campaña radica en que fuimos muchos los que acordamos que queríamos salir con este mensaje en el marco de la discusión de la ley de matrimonio igualitario”, cuenta Rademacher.

De manera que tras idear el contenido, Microsoft envió una primera versión del texto al resto de las compañías que aceptaron ser parte de esta causa, para luego ser complementado con los aportes de las mismas organizaciones. Pero tal como explica el presidente de AmCham, el hecho de que la propuesta se había gestado en marco de un fin de semana largo, provocó que varias empresas quedaran fuera.

Nadie declinó la invitación, de hecho, fue todo lo contrario: varias organizaciones no alcanzaron a participar del aviso por temas de tiempo y por eso se están sumando desde redes sociales”, dijo Rademacher.

Y pese a los obstáculos que sortearon durante estos días, las organizaciones con el apoyo de la AmCham sacaron adelante el comunicado, convirtiendo así esta en la primera vez en la que un grupo de empresas operativas en Chile se pronuncia específicamente sobre un tema de discusión pública. “Estamos convencidos que las organizaciones que incluyen en su propósito los valores como la diversidad e inclusión cobran aún más sentido hoy, cuando necesitamos de todos los talentos y capacidades disponibles para contribuir (...) a la recuperación económica post-pandemia”, señaló Paula Estévez, gerente general de AmCham Chile.

En esta misma línea, Rademacher argumentó que “los países con economías inclusivas tienen una ventaja competitiva al asegurarse el mejor talento posible y fuerza laboral inclusiva”, mientras que en el plano personal, explica que adhiere a esta causa y “a toda expresión de inclusión, no solo porque tengo amigos en la comunidad LGTBIQ+, sino también porque considero que se trata de derechos básicos e inalienables”.

Diversidad en las organizaciones

Macarena Navarrete, socia principal de la consultora de estrategia EY -que también adhiere a la declaración pública respecto al matrimonio igualitario-, señala que “para que la diversidad sea fructífera no sólo debe existir, sino que debe ser incluida y acogida”, y que si bien en el caso de la sociedad y las empresas chilenas este ha sido un proceso que se ha dado de a poco, es un fenómeno que se seguirá profundizando.

De hecho, en mayo de este año, 28 instituciones en Chile de un total de 100 participantes fueron validadas como los mejores lugares de trabajo para atraer talento LGBTI+, tras obtener máximo puntaje en la tercera versión de Equidad CL, el Programa Global de Equidad Laboral de Human Rights Campaign y Fundación Iguales.

“Según nuestro juicio, el rol de la empresa no puede estar sólo puertas adentro en este apoyo que hacemos a nuestros colaboradores, sino que también se encuentra en darles apoyo y respaldo en las causas que son para ellos muy sentidas en el quehacer nacional”, explica Navarrete. Y precisa que es importante que las firmas se sumen a esta iniciativa “por una convicción profunda de que hacer esto es lo correcto, y no por acciones en la línea del marketing y la publicidad”.

Walmart Chile, que desde 2014 cuenta con un protocolo de acompañamiento para la transición de género de sus trabajadores, y en junio de este año impulsó la campaña “Comparte tu orgullo”; una invitación a colaboradores y clientes a “sentirse orgullosos de todos aquellos aspectos que los vuelven únicos”. “Estamos convencidos que tener equipos diversos y un ambiente laboral inclusivo nos permite contar con equipos que sintonizan mejor con clientes que también son cada vez más diversos”, comenta Gonzalo Gebara, CEO de Walmart Chile.

A esto se suma Google Chile, que ha desarrollado una estrategia de inclusión al interior de la compañía que han permitido abrir espacios de diversidad en los puestos laborales. Edgardo Frías, director general de la compañía con sede en nuestro país, señala que desde la firma buscan “construir una compañía con diferentes puntos de vista, y un lugar de trabajo donde se pueda desarrollar creando un sentido de pertenencia para todos y todas”.

Mientras que por su parte, Oracle asegura haberse sumado a esta declaración debido a que muchos de los colaboradores de la compañía son miembros de la comunidad LGTBQ+, por lo que para la empresa resulta fundamental la promoción del respeto y la “justicia social”. En esta línea, Soledad Matos, gerente general de Oracle Chile, explica que “está demostrado que tener políticas que apoyen y promuevan la diversidad al interior de las empresas, ayudan a atraer y retener el talento, el cual no podemos darnos el lujo de perder por culpa de los sesgos”.

Emilio Maldonado, director de la red Pride Connection -que agrupa a varias firmas en pos de la promoción de un ambiente laboral inclusivo y diverso- explica que cuando los trabajadores de la comunidad LGBTIQ+ ven cómo sus lugares de trabajo se involucran en esta causa “sienten un orgullo muy grande de saber que las entidades están promoviendo un espacio más inclusivo. Y eso va a permitir que otras empresas, también de capitales chilenos que muchas veces están más atrás en este tipo de iniciativas, quieran sumarse no solo a este tipo de declaraciones, sino también a gestionar la diversidad e inclusión”.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.