Cambio de ritmo: actividad económica habría rebotado en octubre y crecería hasta 5%

Izamiento de la Gran Bandera Bicentenario

La mayor expansión vendría de la mano del sector no minero, particularmente del consumo, aunque no alcanzaría, según los expertos a empujar al alza las estimaciones para 2018.


Justo en momentos en que se debate sobre del deterioro de las expectativas por la desaceleración de la economía en el segundo semestre (con un tercer cuarto que promedia 2,9%), octubre podría dar una sorpresa.

Esa es la proyección que plantean varios analistas de mercado que adelantan que para el décimo mes de este ejercicio, la economía se podría expandir entre 4% y hasta 5%.

Esta estimación está sobre la previsión para el mes de la última Encuesta de Expectativas del Banco Central (de 3,6%) y tiene varias razones, que vendrían de la mano del sector no minero, apoyado por dos días hábiles adicionales.

Según Waldo Riveras de Scotiabank, el escenario económico muestra que "por el lado de la minería sigue bastante débil, con una producción bastante plana y dadas las bases de comparación con el año pasado estamos viendo crecimiento negativo o en torno a cero, lo que debería replicarse en octubre". Sin embargo, agrega, "la sorpresa vendría por el sector no minero, que debería tener un dinamismo bastante alto durante el mes igual que el consumo privado, con dos días hábiles adicionales, pero que podría ir un poco más allá".

Según el equipo que integran además Jorge Selaive y Benjamín Sierra "los datos de comercio, con el indicador de transacciones de Transbank que construimos mensualmente nos están señalando que éste repuntaría durante octubre. Sería una sorpresa al alza para el mercado después de sucesivas sorpresas a la baja", explicó.

Un análisis que comparte Gabriel Cestau de Santander. "Tenemos una proyección de crecimiento que se encuentra en el rango 4,5%-5%, que se fundamenta en tres factores: una base de comparación débil en octubre, dos días hábiles más, y una moderada recuperación del dinamismo de los sectores no mineros en el margen".

Explica que "una serie de indicadores adelantados avalan esta proyección (exportaciones industriales 27% en 12 meses; importaciones de bienes de consumo 12,7%; importaciones de bienes de capital 39,7%, generación eléctrica del SIC 7,6%)".

De hecho, Miguel Ricaurte de Itaú recuerda que "el año pasado, la actividad se contrajo 0,6% entre septiembre y octubre, liderado por un pobre desempeño de la actividad no minera", por lo que también prevé una expansión cercana a 5%.

A esta proyección se suman Nathan Pincheira de Fynsa (4,5-5%) y Sergio Lehmann de BCI (en torno a 4%). Éste último ahonda eso sí en que "en ningún caso obedece a un cambio de panorama".

Scotiabank profundiza ese análisis: "Nuestra visión no cambia a mediano plazo yendo más allá del dato del mes.

Mientras no observemos que los proyectos de inversión se empiecen a ejecutar, vamos a seguir con una actividad no mucho más dinámica que lo que la hemos visto en este segundo semestre".

En ese contexto, mantienen su estimación de cierre de 2018 en torno a 3,9%.

Tasa de interés

Sobre si incidirá un mejor rendimiento del cuarto trimestre en la Reunión de Política Monetaria del 4 de diciembre, el informe de Scotiabank, señala que también dependerá del comportamiento de la inflación en los meses que quedan, con una proyección para el cierre del año de 3,2%, debido a que "estamos viendo algo más de traspaso cambiario hacia final de año que se va a reflejar en el IPC".

Con este mix de factores, anticipan un aumento de la Tasa de Política Monetaria en 25 puntos base, para cerrar 2018 en 3%. En tanto, el escenario para 2019 se mantiene con ajustes. El último reporte de la Encuesta de Expectativas corrigió a la baja la proyección desde 3,7 a 3,5% y no son pocos los que adelantan que dicha estimación podría volver a ajustarse a la baja en los próximos meses.

Comenta