Enap profundiza pérdidas en 2020 por demanda de combustibles en mínimos históricos

Los ingresos de Enap cayeron 35,9% pasando desde US$7.628 millones en 2019 a US$4.891 millones en 2020 producto de una disminución en los volúmenes de venta de 19% relacionados con el Covid-19.




Enap reportó US$89,9 millones en pérdidas este 2020, lo que implica un fuerte aumento respecto de los US$19,1 millones en pérdidas que registró en 2019.

En su análisis razonado, la compañía precisó que “en un año complejo, con una demanda de combustible y márgenes de refinación en mínimos históricos, producto de la pandemia de Covid-19 y que afectaron principalmente los resultados y niveles de venta del primer semestre de este año, en el segundo semestre (...) logró desmarcarse de las severas pérdidas registradas por la industria petrolera a nivel global y revertir parcialmente los resultados negativos acumulados en el primer semestre”.

En tanto, los ingresos de Enap cayeron 35,9% pasando desde US$7.628 millones en 2019 a US$4.891 millones en 2020 producto de una disminución en los volúmenes de venta de 19% relacionados con el Covid-19 y de una reducción del 33% en el precio promedio del marcador mundial ICE Brent respecto al ejercicio anterior.

En el detalle de los ingresos, las ventas de productos propios en R&C, segmento de mayor relevancia para la empresa, disminuyeron en 39,8% pasando de US$5.468,3 millones en 2019 a US$3.290,2 millones debido a una baja en el precio de venta promedio ponderado, el cual a diciembre de 2020 fue de US$56,3 por barril versus el US$76,6 por barril durante 2019, complementado con una baja en el volumen vendido de producción propia.

Por su parte, los ingresos asociados a la venta de productos importados en R&C como diésel y gasolinas, disminuyeron 29,8% a raíz de una baja en el precio de venta, el que durante 2020 fue de US$58,4 por barril versus US$82,4 por barril y un menor volumen a venta.

Respecto a la situación financiera, Enap afirmó que “se debe destacar que como resultado de los planes de contención y priorización de inversiones, de costos y gastos se logró dentro del escenario complejo antes descrito, contener el crecimiento del endeudamiento de la empresa, reducir los costos financieros, y mitigar el impacto negativo en los márgenes y volúmenes de venta”.

En esta línea, la empresa señaló que “logró mejorar la estructura de endeudamiento de la compañía, mediante la exitosa colocación de un bono por UF 5.000.000 en septiembre 2020, a una tasa de colocación históricamente baja de UF+ 0,24%”.

“Estos esfuerzos en todos los ámbitos de gestión no son solo números, sino que se insertan en una mirada de futuro, de una Nueva ENAP que busca implementar una mejor forma de hacer las cosas, impulsando la probidad, el trabajo eficiente, con altos estándares éticos, un buen gobierno corporativo y consciente de que los recursos que administramos son de todos los chilenos”, señaló el gerente general de Enap, Andrés Roccatagliata.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.