“Respeten su memoria”: Memorial de campo de concentración en Auschwitz pide a visitantes a no sacarse fotos “en actitud frívola”

@AuschwitzMuseum

"Hay mejores lugares para aprender a andar sobre una viga que en un lugar que simboliza la deportación de cientos de miles de personas", indicó el museo de Polonia.


“Cuando vengas al Museo de Auschwitz recuerda que estás en el sitio donde más de un millón de personas fueron asesinadas”, comienza diciendo el pedido del memorial del centro de exterminio de Polonia creado durante la Segunda Guerra Mundial.

Y es que el Memorial de Auschwitz solicitó a todos sus visitantes evitar sacarse fotografías haciendo equilibro en las vías del tren donde eran trasladado los miles de judíos hasta este campo de concentración nazi.

A través de su cuenta personal, compartieron algunas de las imágenes que capturaron de algunos turistas durante su visita en el memorial. “Hay mejores lugares para aprender a andar sobre una viga que en un lugar que simboliza la deportación de cientos de miles de personas”, indicó el museo de Polonia.

Según explicaron desde el memorial para EFE, “cada año nos visitan cientos de miles de personas de todo el mundo, y lamentablemente vemos como una parte de ellos aprovechan su recorrido por el antiguo campo de concentración para hacerse fotos en actitud frívola, sin tener en cuenta que están en un lugar donde tuvo lugar una tragedia humana”, explicaron a Efe desde el museo de Auschwitz.

“Auschwitz es un lugar al que venir a recordar un episodio trágico de la historia, a reflexionar y a aprender lo que debemos evitar para que algo así se repita, no es un lugar para frivolizar”, insisten desde el museo.

Si bien aseguraron que las fotografías en el memorial no están ni estarán prohibidas, igualmente hicieron un llamado “a los visitantes que se comporten respetuosamente, también al tomar fotos”.

Sin embargo, esta no es el primero hecho que produce rechazo por cómo los turistas plasman sus visitas en los memoriales de las víctimas de la alemania nazi. En el 2017, un artista isaelí radicado en Alemania, Shahak Shapira, lanzó un proyecto llamado “Yolocaust”, que pretendía ridiculizar a los visitantes que se sacaban selfies en el Memorial del Holocausto en Berlin y que luego publicaban en sus cuentas de Instagram, Facebook o en Tinder.

A través de un montaje, el artista cambiaba el fondo de la instantánea por imágenes reales de los campos de concentración durante la Segunda Guerra Mundial.

“No pretendo decir a la gente lo que tiene o no tiene que hacer, sino invitar a la reflexión. La galería quiere recordar lo sencillo que es que determinados recuerdos caigan en el olvido. Muchas personas ven el lugar como una herramienta de estilo, en vez de como un espacio para la memoria colectiva”, argumentaba el artista para el medio jetzt.de 

Yolocaust, de Shahak Shapira

 

Yolocaust, de Shahak Shapira

 

Seguir leyendo