Un superhéroe que crece

Tom Holland (Finalized)

Con Spider-Man: lejos de casa, el Universo Marvel da por concluida la etapa tres de su siempre creciente y cambiante universo, y lo hace con una historia bastante humana y a ratos incluso conmovedora, acerca de un adolescente que ha perdido recientemente a su única y más importante figura paterna.



Después de lo relatado en Avengers Endgame, con muertos y resucitados, el mundo está tratando de volver a ser lo que alguna vez fue. Buscando una calma después de la tormenta también está Peter Parker (Tom Holland), uno de los muchos que desaparecieron por años y que al volver encontraron un mundo muy distinto. Suerte para él es que todos sus amigos y familiares corrieron la misma suerte, las clases en el colegio se han retomado y preparan una espectacular gira a Europa en la cual Peter Parker planea descansar de sus labores de superhéroe. Lamentablemente para él, Nick Fury necesita de su ayuda y tiene todo el poder para hacer de su viaje de estudios, una aventura peligrosa.

Con Spider-Man: Lejos de casa, el Universo Marvel da por concluida la etapa tres de su siempre creciente y cambiante universo, y lo hace con una historia bastante humana y a ratos incluso conmovedora, acerca de un adolescente que ha perdido recientemente a su única y más importante figura paterna.

Lo que una parte de Peter Parker desea es seguir adelante con su vida siendo un chico normal y enamorar a la chica que le gusta, pero su deber como superhéroe, combinado con el fantasma del recuerdo de Tony Stark, le demanda algo muy distinto, con responsabilidades y sacrificios que nunca buscó ni imaginó. Y que no sabe si está listo para enfrentar, después de todo él es sólo el amistoso Spider-man, el amigo del vecindario.

En la dirección repite Jon Watts y nuevamente su visión e inquietudes están más centradas en los personajes y sus problemas, que en grandes secuencias de acción o pirotecnia visual. Por supuesto que siendo Marvel, hay mucha acción, casi toda a cargo de Mysterio - un Jake Gyllenhall que encuentra un tono perfecto para no tomarse tan en serio- y la lucha que tiene contra los Elementales, unos extrañes seres interdimensionales de absoluta menor importancia.

Sin ser la mejor historia reciente del arácnido -Spider-man: un nuevo universo ocupa ese lugar- Lejos de casa sí es una sólida entrega, con un desfile de buenos personajes secundarios, humor y una historia que se las arregla -como Peter Parker- para lidiar con una herencia inmensa que nadie solicitó.

Comenta

Imperdibles