Michael Kenneth Williams, actor de Lovecraft Country: “Los monstruos representan todo lo que está mal en nuestra sociedad”

El nuevo thriller de HBO basado en la novela de Matt Ruff, combina fantásticas y terroríficas criaturas, con un hecho acaso más horripilante: las leyes de Jim Crow que permiten la segregación racial. En una exclusiva entrevista a la que Culto tuvo acceso, quien personifica al desaparecido padre de Atticus Freeman se refiere a la relevancia de una historia contada por afroamericanos y las razones para ver el trabajo de J.J. Abrams y Jordan Peele.



Atticus estaba casi llegando a su destino cuando el policía estatal lo detuvo. Había salido de Jacksonville dos días antes en un Cadillac Coupe de segunda mano del 48′, que había comprado con lo quedó de su paga del Ejército. El primer día condujo 450 millas, comiendo y bebiendo de una canasta que había empacado con anticipación, deteniendo el auto solo para cargar gasolina. En una de las paradas de gasolina, el baño ‘de color’ estaba fuera de servicio, y cuando el asistente le negó la llave del baño ‘blanco’, Atticus se vio obligado a orinar en los arbustos detrás de la estación.

El párrafo anterior abre la novela Lovecraft Country, publicada en 2016 por Matt Ruff, y adaptada como serie por HBO con la producción de J.J. Abrams y Jordan Peele. Ya de entrada da cuenta de los temas que va tratar, pero quedan muchas -muchas- sorpresas en lo que sigue de relato.

Con fecha de estreno fijada para el 16 de agosto, Lovecraft Country es una amalgama de crítica social, lucha antirracial, historia estadounidense y fantasía de horror. ¿Cómo es posible? Con la travesía de Atticus Freeman (Jonathan Majors), quien, junto a su amiga Letitia (Jurnee Smollett-Bell) y a su tío George (Courtney B. Vance), recorren el Estados Unidos de los años 50 en busca de su padre desaparecido: Montrose (Michael Kenneth Williams).

Sin embargo, imperan las leyes Jim Crow -que defienden la segregación racial por medio de espacios públicos separados entre blancos y afroamericanos-; y se deben enfrentar a la existencia de monstruos sobrenaturales que amenazan el mundo.

En una exclusiva entrevista a la que Culto tuvo acceso, Michael Kenneth Williams se refiere a la relevancia de una historia contada por afroamericanos, lo que representan realmente los monstruos que muestra la serie, y las razones para ver la nueva apuesta de HBO, cadena con la que anteriormente trabajó en Los Soprano y The Wire.

-¿Qué te atrajo de Lovecraft Country?

El guión. Me encantó la escritura de inmediato y tener a JJ Abrams y Jordan Peele fue genial, y siempre es una buena oportunidad para volver a HBO. Me encanta la relación que tengo ahí. Debo decir que estaba muy emocionado de volver a trabajar con Jonathan Majors [ambos participaron en When we rise].

-¿Has trabajado con HBO muchas veces antes ¿Qué hace diferente a este proyecto?

No recuerdo haber visto nunca este nivel de ciencia ficción contado a través de los ojos de una familia negra, un elenco negro. Y lo que la experiencia de ser negro significa. Creo que es brillante cómo se ven los efectos de este mundo en una serie. Nunca había visto algo así, estoy seguro.

-La serie está ambientada en el Estados Unidos segregado de la década de 1950, pero los sucesos del programa se sienten bastante actuales ¿Lo sientes así?

-Absolutamente. Hay una combinación que los escritores hicieron maravillosamente, donde básicamente viajamos en el tiempo en la historia, y se entra y sale. Viene de un lado a otro. Y no es que estén pegando en la cabeza con el tema, está ahí. No quiero regalar ninguna de esas pequeñas gemas, pero hay muchas cosas actuales que ocurren en la serie. Entretejieron las historias de forma brillante. Son cosas que sucedieron tan recientemente como hace tres años.

-La premisa del programa gira en torno a la búsqueda del padre de Atticus, quien además se siente perdido en cuanto a identidad ¿Cómo lo abordaste?

-La base de esta serie es su familia tratando de encontrar quiénes son, ¿cuál es su legado? Eso está en todas las familias del mundo. Y al igual que cualquier otra familia, hay secretos oscuros y problemas y cosas de las que no queremos hablar. Montrose era el principal guardián de esos oscuros secretos, y de repente, quiere entrar en esa habitación y descubrir quiénes son.

- A pesar de que el programa puede volverse muy oscuro, también hay un destello de alegría negra y amor negro. ¿Cómo te hizo sentir eso al ver esos momentos?

-Me encantó. Las escenas entre Aunjanue Ellis y Courtney B. Vance, ¿Podemos hablar sobre el amor negro adulto por un minuto? Al ver ese amor ... se me pone la piel de gallina solo de pensarlo. Sí, hay muchos momentos hermosos en él. Hay muchos momentos hermosos de fuerza, hermosos momentos de superación y hermosos momentos de amor.

-Los monstruos de este programa son aterradores, pero se podría decir que el racismo es un monstruo metafórico en Lovecraft Country. ¿Qué representaron para ti los monstruos del programa?

-Los monstruos representan todo lo que está mal en nuestra sociedad. Al menos esa fue mi primera impresión. Cuando leí el piloto, dije ‘Oh, estos monstruos son oscuros y son todo lo que está mal sistemáticamente'. No estoy hablando solo de racismo. Hablo de sexismo. Ya sabes, las fobias, la forma en que tratamos a las personas o simplemente todo, lo que sea, para mí los monstruos lo representan.

-¿Cuál fue tu elemento favorito de la serie?

-La serie completa! Me encanta el aspecto familiar. Esta historia se cuenta a través de los ojos de una familia afroamericana. No creo que lo hayamos visto antes. Y creo que esa es mi parte favorita: no es una historia negra, es una historia contada por una familia negra. Eso es lo brillante de este show.

-Hablemos de la relación de Atticus y Montrose, que es un poco distante...

-Su relación definitivamente está rota. Sin embargo, se aman, se aman hasta la luna y de regreso. Hay algunos secretos que salen a la luz, a medida que comienzan a emprender este viaje para descubrir cuál es su legado. Tienen un poco dolor, mucho trauma. Transmitimos nuestras maldiciones generacionales como humanos, eso es algo que creo que sucede mucho y Montrose no es diferente. Llegó con una bolsa de trauma cuando nació Atticus. Hizo lo mejor que pudo con su hijo y trató de superar la cabeza soñadora de Atticus, ‘Mantente fuera de las nubes chico, no seas un chico débil, no seas un chico suave’. Y lo estaba haciendo porque en su mente estaba protegiendo a Atticus. Estas son las cosas que metieron a Montrose en problemas.

-¿Cómo crees que va a reaccionar la gente cuando vea la serie?

- A la gente le va a encantar o la va odiar. No creo que haya algo intermedio para los espectadores de Lovecraft Country. Para los hombres negros, en particular, espero que ver Lovecraft sea una especie de libertad, una especie de liberación en muchos niveles, desde la sexualidad hasta lo que significa ser padre, lo que significa ser amigo, lo que significa ser hermano. Espero que todos ellos, especialmente los hombres de color, cuando vean esto, se sientan inspirados para redefinir lo que significan esas cosas.

-¿Esperas ver más gente negra en el género de ciencia ficción y terror?

-Espero ver a más personas de color en las salas redacción. Me gustaría ver más libertad para que podamos contar todas nuestras historias, a través del horror, el amor, el drama, la comedia. Sabemos que hay muchas fases y muchos niveles de la experiencia ‘Black’ y creo que deberíamos sentirnos libres de contarlas todas y deberíamos tener la capacidad y los recursos para contarlas todas.

Comenta