La nueva estrategia de presión de la mesa de Unidad Social: "Movilizaciones pacíficas para exigir respuestas"

ELW7DjFWsAEZk20

A casi dos meses desde que se inició la crisis social, este fin de semana fue la primera vez que no se registraron hechos graves de violencia. Fue en este marco que las agrupaciones de la mesa de Unidad Social dieron a conocer los pasos que seguirán.




Una docena de carpas instaladas en la explanada que enfrenta al Palacio de Tribunales y la sede del Congreso en Santiago. Ese fue el lugar elegido por las organizaciones que componen la "Unidad Social" para iniciar una serie de "movilizaciones pacíficas para exigir respuestas a las demandas populares y por una verdadera #AsambleaConstituyente", detalló la Agrupación Nacional de Empleados Fiscales (Anef) en su cuenta de redes sociales.

Hasta el lugar llegaron dirigentes de los trabajadores del sector público, del área de la salud, profesores y vecinales. "Estamos acá porque lo que queremos es politizar. Estando acá (entre los tribunales y la sede del Congreso en Santiago) se politiza más que se violenta, vamos a hacer fotos temáticas para estos", detalló el vocero del Movimiento No + AFP, Luis Mesina.

La nueva estrategia que impulsan los movimientos sociales movilizados, en la cual se llamó a intervenir y copar una serie de espacios públicos donde trabajan autoridades, coincide con la baja en los hechos de violencia registrada durante el fin de semana. Estos movimientos se encuentran coordinados bajo la Mesa de Unidad Social que comenzó a operar en julio de este año, en la cual se congregan diversas agrupaciones sindicales, medioambientales, feministas y estudiantiles.

Para Bárbara Figueroa, presidente de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), "leer esto desde los códigos tradicionales no permite el análisis. Vas a tener momentos de flujo y reflujo de movilización, eso es normal. Pero lo más probable es que nos enfrentemos a un proceso muy extenso y no solo de 60 o 70 días", aseguró.

La dirigente de los trabajadores agregó que "quienes apuesten a que con las medidas que se están tomando van a lograr desactivar (la crisis), no están haciendo una buena lectura de lo que se expresa hoy día, que es un llamado de atención y donde la ciudadanía ha dicho que tiene que haber cambios profundos. Podrán demorarse más o menos, pero los cambios profundos van a seguir demandándose. Y eso va a ser con movilizaciones en alza, con momentos como este".

José Pérez, presidente de la Anef, aseguró que "la extensión del conflicto y del debate ha tenido que ver principalmente con la incapacidad de las autoridades y de la institucionalidad política de hacerse cargo de una agenda de transformación profunda". Añadió que "en la medida que exista esta necesidad de instalar una agenda de transformación profunda".

Las movilizaciones convocadas por esta organización ha coincidido, según los registros policiales, con las jornadas más marcadas por la violencia. Así ocurrió al término de las manifestaciones del 30 de octubre -día en que la organización había llamado a un "paro nacional"- y del 12 de noviembre, cuando se convocó a una "paralización productiva". En ambas ocasiones se produjeron incidentes graves, e incluso en esta última el Presidente Piñera evaluó volver a decretar un estado de excepción constitucional, sacando nuevamente a los militares a la calle.

Posteriormente, el 25 y 26 de noviembre, los dirigentes convocaron a un "paro progresivo", el cual también terminó con graves incidentes. Al día siguiente, un grupo transversal de senadores terminó suscribiendo un acuerdo por la paz, los DD.HH. y el orden público.

24 horas después -el 28 de noviembre- el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, se reunió con los representantes de la mesa de Unidad Social, quienes acudieron a La Moneda. Según señalaban en Palacio hoy, esa cita -entre otros factores- habría tenido injerencia en la disminución de hechos de violencia.

En esos días, los organismos pertenecientes a la organización social negaron que sus movilizaciones ampararan al vandalismo. "Nosotros nunca hemos avalado la violencia como forma de protesta, nunca, no tenemos que dar prueba de la blancura en eso. Sí tienen que dar la prueba de la blancura los sectores empresariales, la élite de este país que ha generado un sistema tan desigual y tan brutalmente segregador", dijo el 25 de noviembre el presidente del Colegio de Profesores, Mario Aguilar, a La Tercera PM.

Hechos de violencia siguen a la baja

Por segundo día consecutivo, en tanto, no se registraron eventos graves a nivel nacional. Así lo informó la Subsecretaría del Interior, destacando además que no hubo ni saqueos ni desórdenes entre los hechos relevantes de la noche.

Esta baja se registra desde hace, al menos, cinco días. Tanto Carabineros como la PDI han valorado esta tendencia, pues desde que comenzó la crisis han reforzado su contingente para hacer frente a estos hechos.

De acuerdo con el reporte de Interior, en las últimas horas no ocurrieron ataques a comisarías. Es primera vez, desde el 18 de octubre, que transcurren 48 horas sin atentados a las unidades policiales, las que, desde el inicio de las movilizaciones, han afectado a 243 recintos.

Comenta