Mejor Camioneta: Ford F-150

La histórica pick-up lideró las preferencias por los enormes avances de su 14ª generación.




La categoría Mejor Camioneta se ha convertido en una de las preferidas por los lectores y usuarios. La alta demanda por este tipo de vehículos en nuestro país, tanto para un uso recreacional como de trabajo, le ha permitido concitar bastante interés.

Y uno de los grandes favoritos solo ratificó sus pergaminos, puesto que la Ford F-150 se coronó como Mejor Camioneta 2022, al promediar 8,35. En segundo lugar se ubicó la sorprendente Maxus T90 (7,78) y en tercera posición la SsangYong Musso Grand (7,77).

La victoria de la F-150 no sorprende. En su 14ª generación, logró lo que parece cada vez más complejo en un vehículo con tantos años en el cuerpo: mejorarla en todo sentido. Incluso, el año pasado sumó en Chile una versión turbodiésel que no estaba presente en el mercado local.

Rediseñada por completo para convertirse en la mejor F-150 de la historia, en la votación se impuso con claridad, especialmente en el ítem Seguridad, un factor cada vez más importante en el segmento y que en este caso cuenta incluso con el sistema de asistencia semiautónoma, Co-Pilot 360. La tecnología fue otro punto alto para lograr una diferencia tan abultada respecto de sus seguidores.

Para la Ford F-150, una nueva victoria en Los Mejores, sumando su tercer galardón, considerando la F-150 Raptor (2018) y la generación anterior de la F-150 (2016), con lo que se convierte en el modelo más victorioso en la historia del premio de la prensa especializada, igualando al Porsche 911, deportivo que también luce tres trofeos, pero en distintas categorías (Auto Premium y Deportivo Premium).

Anteriores ganadores Mejor Camioneta:

  • 2021: Great Wall Poer
  • 2020: Chevrolet Silverado
  • 2019: Mercedes-Benz Clase X
  • 2018: Ford F-150 Raptor
  • 2017: Chevrolet Silverado

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

A mediados del siglo XVI, los tejedores de Nimes en Francia, intentaron replicar un tejido italiano llamado Gene, y aunque fallaron, lograron desarrollar una tela única y resistente, que se ha convertido en una prenda indispensable en los closets del mundo.