¿Cuál fue la Marcha de los Cuatro Suyos contra el gobierno de Fujimori y que ahora amenaza a Boluarte?

La gente participa en una protesta antes de dirigirse a Lima para reunirse con manifestantes de todo el país para la marcha de la "Toma de Lima", pidiendo la renuncia de la Presidenta de Perú, Dina Boluarte, en Cusco. Foto. Reuters

Desde distintos lugares de Perú, miles de personas han llegado hasta Lima para participar de una masiva protesta que ha sido denominada igual que una ocurrida en 2000.


Miles de personas llegaron hasta Lima para protestar hoy contra la Presidenta Dina Boluarte y el Congreso, en lo que se ha denominado la “Toma de Lima” o la “Marcha de los Cuatro Suyos”.

Al dirigir la protesta a la capital, los manifestantes esperan dar un nuevo impulso al movimiento que comenzó cuando Boluarte, que entonces era la vicepresidenta, juró el 7 de diciembre en sustitución de Pedro Castillo.

La movilización se denominó como la “Marcha de los Cuatro Suyos”, en referencia a los cuatro puntos cardinales del imperio inca Tahuantinsuyo (Chinchaysuyo, Antisuyo, Contisuyo, Collasuyo). Es el mismo nombre que recibió otra movilización masiva en 2000, cuando miles de peruanos salieron a la calle para protestar contra el gobierno de Alberto Fujimori, quien dimitió meses después.

El motivo de la protesta fue la acusación de fraude que rondó la tercera elección consecutiva de Alberto Fujimori como Presidente de Perú. En 1996 Fujimori inició maniobras ilegales para presentarse por tercera vez como candidato, desatando la controversia política en torno a la Constitución de 1993 al promulgar una ley denominada de Interpretación Auténtica de la Constitución, en la que se facultaba a sí mismo para presentarse por tercera vez a la presidencia a pesar de que la Carta Magna recientemente promulgada lo prohibía textualmente.

Marcha de los Cuatro Suyos en el año 2000.

El 9 de abril de 2000 se realizaron las elecciones generales, siendo Alberto Fujimori el favorito para ganarlas. Sin embargo, los diversos sondeos a boca de urna que daban las encuestadoras indicaron que Alejandro Toledo sería el vencedor por un margen del 10%. No obstante, horas más tarde, la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) declaró como ganador a Fujimori. Diversos organismos internacionales denunciaron que hubo un 10% más de votos de los que efectivamente sufragaron. Ante ello, Toledo desistió de participar en la segunda vuelta electoral.

La marcha de 2000 convocó a miles de manifestantes de organizaciones sociales, partidos políticos, y ciudadanía en general. Las movilización estaba liderada por Alejandro Toledo, quien fue acompañado por Carlos Bruce, que había postulado como congresista en las elecciones de 2000, así como por Fernando Belaúnde Terry, líder de Acción Popular.

Hay varias diferencias clave entre aquellas manifestaciones y las de esta semana.

“En 2000, la gente protestó contra un régimen que ya estaba consolidado en el poder”, explicó Alonso Cárdenas, profesor de políticas públicas de la Universidad Antonio Ruiz de Montoya de Lima, en declaraciones a The Associated Press. “En este caso, se están enfrentando a un gobierno que solo lleva un mes en el poder y es increíblemente frágil”.

Alejandro Toledo durante la Marcha de los Cuatro Suyos, en 2000.

Además, las movilizaciones de 2000 tenían un liderazgo centralizado y estaban dirigidas por partidos políticos. “Ahora lo que tenemos es algo bastante más fragmentado”, señaló Omar Coronel, profesor de Ciencias Políticas de la Universidad Católica de Perú, citado por la misma agencia.

El día 26 de julio de 2000, miles de peruanos llegaron a Lima desde distintos puntos del país para participar de la primera fecha de la masiva marcha frente al Congreso, día en que los congresistas electos asumen su cargo.

El 27 de julio desfilaron alrededor de 250 mil peruanos en representación de los Cuatro Suyos, quienes ingresaron por las avenidas Bolivia (Chinchaysuyo), Roosevelt (Contisuyo), Paseo Colón-Avenida Wilson (Collasuyo) y Plaza Manco Cápac-Avenida Grau (Antisuyo). Después se ubicaron frente al estrado colocado a un lado del Palacio de Justicia, dando paso a una ceremonia de juramento de la bandera. Terminada la ceremonia, se inició el mitin con la participación de líderes democráticos como el expresidente argentino Raúl Alfonsín. Luego, Alejandro Toledo se dirigió a a los asistentes.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.

Entre las ruinas de un edificio de Jindires, los rescatistas encontraron a la bebé bajo escombros, todavía unida por el cordón umbilical de su madre fallecida.