Prisión preventiva para Mónica Caballero y Francisco Solar tras ser formalizados por envío de artefacto explosivo a exministro Hinzpeter

El tribunal compartió la necesidad de cautela solicitada por la Fiscalía, señalándose que los antecedentes presentados "superan cualquier criterio para establecer prisión preventiva por peligro para la seguridad de la sociedad y por peligro de fuga”. Se fijó un plazo de investigación de seis meses.




En el 11° Juzgado de Garantía de Santiago -vía telemátiva- se realizó la formalización de Francisco Solar y Mónica Caballero, imputados por envío y colocación de artefactos explosivos, homicidio frustrado, daños calificados y otros delitos; por una serie de atentados perpetrados en las comunas de Huechuraba, Las Condes y Vitacura en meses recientes. La audiencia se extendió desde las 17.00 horas del viernes hasta las 01.30 horas del sábado.

A juicio del tribunal existirían antecedentes que permiten presumir fundadamente la participación de Solar en los ataques. Respecto a Caballero, se desestimaron los planteamientos de la defensa que esgrimían que no participó de la concreción de los delitos. Se apeló a la coordinación de ambos imputados para señalar “un dolo común” y “un actuar conjunto” y se consideró que habían antecedentes para presumir, también, la participación de Caballero.

La multiplicidad de los delitos, el carácter de los ilícitos, la forma en que se ejecutaron, poniendo en riesgo a población civil, la reincidencia considerando que fueron condenados en España y la pena que arriesgan, fueron los argumentos expuestos por el Ministerio Público para solicitar la prisión preventiva de los imputados. La jueza Mónica Vergara compartió la necesidad de cautela, señalando que “los antecedentes superan cualquier criterio para establecer prisión preventiva por peligro para la seguridad de la sociedad y por peligro de fuga”.

Se fijó un plazo de investigación de seis meses.

Ambos fueron detenidos durante la madrugada por personal del OS-9 de Carabineros, en una serie de allanamientos guiados por la Fiscalía Metropolitana Sur, la que se encuentra a cargo de investigar los casos relacionados con aparatos explosivos en la capital.

A Solar se le atribuye participación por ser la persona que el 24 de julio del año pasado concurrió a la sucursal de Correos de Chile desde dónde se enviaron dos bombas. Uno de estos artefactos estalló al día siguiente en la 54° Comisaría de Huechuraba hiriendo gravemente al destinatario, el mayor Manuel Guzmán. El segundo artefacto enviado fue desactivado por el GOPE en la oficina de Rodrigo Hinzpeter en Las Condes.

El Ministerio Público también les imputó la detonación de dos artefactos explosivos en el edificio Tánica, ubicado en la comuna de Vitacura. Estos hechos ocurrieron el 27 de febrero de 2020.

Al momento de la formalización, Solar señaló que, al ser aprehendido durante la madrugada, “no me golpearon, solamente me tiraron al suelo y me redujeron”. Similar a lo señalado por Caballero. El tribunal declaró legales las detenciones.

La fiscalía solicitó prisión preventiva para ambos acusados haciendo hincapié en la reiteración de los hechos y la “contumacia” de la actuación de la pareja casada en España.

Cámaras y fotografías del seguimiento de ambos sujetos utilizando disfraces, viajando en taxis colectivos y transporte público, fueron exhibidas durante la audiencia para dar cuenta de sus traslados a los lugares de los ataques. Análisis biométricos de las imágenes, con comparación de tatuajes y lunares, confirmarían la identidad de los imputados. El hotel Tropical en el centro de Santiago fue utilizado por la pareja como uno de sus centros de operaciones.

“Hemos dejado un artefacto explosivo en la inmobiliaria”. El 27 de febrero de 2020, cuando se realizó el ataque al edificio Tánica, cerca de las 11.00 horas se registró ese aviso al 133 de Carabineros desde un teléfono móvil prepago con tecnología 2G. La geolocalización de las llamadas coincidió con el rastreo que el Ministerio Público hizo de la ubicación de los sospechosos. También se presentó información de la tarjeta bip! que utilizó Caballero en Metro.

Además se estableció que el perfil genético de pertenencias analizadas de Solar, una mochila y un polerón, coincidirían con el perfil conseguido en el artefacto que no detonó en la oficina del exministro del Interior en las dependencias de Quiñenco y con el perfil obtenido de una gorra utilizada como caracterización en uno de los ataques y que fue recatado de la basura.

Una de las imágenes exhibidas en la audiencia.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.