Fiscalía revela detalles de cómo ocurrió el crimen del profesor de Villa Alemana

Foto: Agencia Uno.

El tribunal dictaminó prisión preventiva para Johanna Hernández, la ex pareja de Nibaldo Villegas, y Francisco Silva.


A esta hora en Valparaíso se desarrolla la formalización de Johanna Hernández y de Francisco Silva, los presuntos responsables de la muerte de Nibaldo Villegas, profesor de Villa Alemana que llevaba cerca de diez días desaparecido y cuyo torso fue encontrado flotando en el muelle Prat de la ciudad puerto.

En la audiencia,la fiscalía reveló detalles de cómo ocurrió el crimen del docente de computación y el rol que Hernández, expareja de Villegas, y Silva, habrían tenido en el hecho.

El fiscal del caso José Miguel Subiabre contó que ambos detenidos declararon y reconocieron los hechos.

Según los detalles entregados, ambos sujetos esperaron a Villegas cerca de su casa el día en que desapareció. Esto porque la mujer se iba a juntar con el docente para hablar sobre su relación. Según se indicó en la audiencia Hernández había hablado con Nibaldo para comprometerse a tratar de recuperar el matrimonio, ante esto es que él dice a sus cercanos que iba a juntarse con amigos para no recibir críticas de sus familiares. Pero esto era parte del plan de los imputados para cometer el crimen

A las 23.50 habrían inmovilizado a la víctima propinándole heridas con elementos cortopunzantes, incluso podría haberse utilizado una sierra manual. Luego de cometer el hecho, la expareja tomó dos fotos del cadáver del docente.

La Fiscalía reveló, además, que el desmembramiento del cuerpo del profesor se habría realizado en la cama de Silva. Hernández habría tenido una relación paralela con Villegas y Silva.

En la madrugada del 11 de agosto, ambos sujetos se dirigieron en un auto rumbo al sector Las Docas de Laguna Verde, en Valparaíso, para arrojar los restos a la zona de una quebrada. Un par de días después, el 14 de agosto, y ante el miedo de ser sorprendidos, regresan al lugar en otro vehículo, retiraron los restos para luego lanzarlos al mar, estando ya desmembrados. Acto para el cual habrían utilizado herramientas cortantes del tipo manual, las cuales luego fueron inutilizadas por los responsables.

Lo anterior derivó en que la fiscalía pidiera un informe meteorológico a la Armada, para esclarecer las condiciones de tiempo que se dieron en la bahía entre el 14 y 15 de agosto, las cuales arrojaron que las condiciones climáticas fueron concordantes con las corrientes marinas que arrastraron al cuerpo al sector del muelle Prat.

En todo momento, el posicionamiento de los imputados y la víctima se realizó gracias a la georreferenciación de los celulares. Además se revisaron las cámaras de tránsito para hacer el seguimiento del auto y los movimientos de la tarjeta de crédito de la víctima, ya que uno de los imputados la ocupó en un cajero automático desde el cual extrajo $35 mil, monto con el que luego compraron cigarros y alimentos en una bencinera.

Finalmente, con todos los antecedentes a la vista, el tribunal estimó dictaminar la prisión preventiva de ambos sujetos y el plazo de investigación se estableció en 120 días.

Seguir leyendo