Senadores de oposición presentan proyecto de ley para reducir el plazo que tiene el Presidente para vetar iniciativas despechadas por el Congreso

Foto: Agencia Uno

El texto califica como "excesivo" el plazo de 45 días que establece la Constitución para que un Mandatario promulgue y publique una iniciativa aprobada por Parlamento.




Una iniciativa que pretende acortar el plazo que tiene un Presidente de la República para vetar los proyectos de ley aprobados por el Congreso, presentaron los senadores DC, Yasna Provoste y Francisco Huenchumilla, además de Ximena Órdenes (PPD), Carlos Montes (PS) y Carlos Bianchi (Ind).

Esto modificaría los artículos 73 y 75 de la Constitución con el objetivo de reducir este periodo de 30 a 10 días, disminuyendo, además, el total del plazo que corre desde que finaliza la tramitación de un proyecto o moción en el Parlamento, hasta su puesta en marcha e implementación.

“Entre el tiempo que se entrega para vetar una ley, más el de su promulgación y publicación, se suman 45 días, constituyendo un plazo que consideramos excesivo”, señalaron los legisladores en el texto del proyecto.

Asimismo -agregan- no se justifica un plazo de 30 días para analizar la normativa a fin de ver si se frena o no el proyecto, además de los 10 días de promulgación y cinco de publicación. “Es más, hoy en día una ley puede estar publicada en el Diario Oficial al día siguiente o al subsiguiente de su despacho por parte del Congreso”, indican.

Acusando, por otra parte, que “el plazo de 30 días se ha desvirtuado de su sentido original, siendo utilizado por el Ejecutivo como una manera de dilación a la puesta en marcha e implementación de las leyes, lo que constituye una manera encubierta de incumplimiento transitorio de las mismas”.

El debate luego de que el gobierno realizara reparos -y se encuentra evaluando un veto- al proyecto que busca evitar el corte de suministros básicos (agua, luz, gas y telecomunicaciones) durante el estado de emergencia, el cual fue despachado por el Parlamento hace dos semanas.

Esta decisión no sólo ha causado cuestionamientos de parte de sectores de la centroizquierda, también 43 alcaldes enviaron el pasado viernes una carta al Presidente Piñera, pidiendo al Ejecutivo promulgar la ley y llamando a que “no perdamos tiempo en vetos o reparos”.

Comenta