Los resultados financieros de las grandes cadenas de restaurantes es un indicio de que el mundo vuelve (poco a poco) a la normalidad

El alza de las ventas reportadas durante estos días por McDonald's, Starbucks y Domino's tuvo como factor común la flexibilidad de las medidas sanitarias en gran parte de los países donde operan estas compañías.




El reforzamiento de las medidas sanitarias alrededor del mundo están poco a poco surtiendo efecto y configurando un panorama alentador para los grandes mercados. En ese contexto, la vacunación masiva y el levantamiento de las restricciones están empezando a reactivar el consumo y empujando a las personas a volver a los restaurantes.

Un termómetro de que la situación empieza a mejorar son los resultados corporativos de las grandes cadenas de restaurantes. McDonald’s, por ejemplo, reportó ingresos netos por US$ 5.124 millones en el primer trimestre del año, lo que representa un alza de 8,70% frente al mismo lapso de 2020. Y no solo eso, ya que McDonald’s también superó las expectativas al generar ganancias de US$1,92 por acción, superando los US$ 1,81 esperados.

El alza de las ventas estuvo empujado por EEUU, país donde las ventas en las tiendas físicas aumentaron un 13,6%.

Pero hay más que hamburguesas y papas fritas. Las ventas de la cadena de pizzas Domino’s llegaron a los US$ 983 millones en el primer trimestre del año, un aumento de 12,66% en doce meses.

Pero lo que ha pasado con la cadena en bolsa es un tanto paradójico ya que el relajamiento de algunas medidas restrictivas en EEUU han debilitado sus acciones ¿El motivo? Las personas prefieren salir a comer a restaurantes y locales físicos, en lugar de hacer pedidos a domicilio.

Más café que hamburguesas

Starbucks no se queda atrás. La cadena de café superó a McDonald’s en ventas en su último trimestre fiscal finalizado en marzo, al totalizar US$ 6.668 millones. Se trata de un alza de 11,21% frente al mismo periodo del año pasado.

En Estados Unidos, las ventas en mismas tiendas aumentaron 9%, por encima de la proyección del mercado, de 7,5%. Ese mismo ítem aumentó 91% en China, un ritmo vertiginoso que refleja los cierres generalizados por el Covid-19 del año anterior.

Kevin Johnson, CEO de la compañía, elevó de US$ 29.300 millones a US$ 28.500 millones el cálculo para los ingresos de este año. En entrevista con CNBC dijo que esperan ampliar su presencia en restaurantes de todo el mundo apoyados del proceso de vacunación.

Durante el último año finalizado en marzo, el 70,2% de los dólares gastados en restaurantes de EEUU fue absorbido por grandes cadenas de comida, según datos de The NPD Group tal como lo reportó Reuters esta jornada. Números que podrían dar señales de una pronta y amplia participación de este rubro en el mercado.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.