Si ocurrió en Chile puede suceder en cualquier lugar, advierte columna de Bloomberg

concentracion

Lo que está pasando con las protestas y los saqueos envía una señal incómoda para el resto del mundo, plantea el editor John Authers.




"Si puede suceder en Santiago, podría suceder en cualquier lugar".

Con esa frase, John Authers, columnista de Bloomberg y editor sénior de mercados, resume lo que califica que es el mensaje incómodo que el resto del mundo debería recibir del colapso repentino del orden civil en Chile y, lo dice desde el principio, "desafortunadamente es correcto".

En su columna, publicada esta mañana, Authers sostiene que los disturbios y el vandalismo de los últimos días, que provocaron la declaración de estado de emergencia y toque de queda en varias ciudades, la salida de los militares a las callesr e incluso una declaración de guerra del presidente Sebastián Piñera, de la que se retractó luego, "han llegado a la nación más estable y próspera de América Latina".

En una democracia que es la encarnación viva del modelo de los Chicago Boys y disfrutando los beneficios de la globalización, "el hecho de que los chilenos se hayan rebelado contra el costo de la vida, entonces, es alarmante y sugiere que una situación similar podría suceder más fácilmente en el resto del mundo en desarrollo".

"Si Chile parece un punto de inflamación poco probable, ¿por qué la explosión allí? Hay, creo, cuatro razones críticas", añade. Y las menciona: la desigualdad,  el aumento en las tarifas de transporte público y en las cuentas de energía, la ausencia de un movimiento o caudillo populista astuto y la dependencia de Chile de los productos básicos, en particular el cobre.

"Una moneda debilitada dificulta al gobierno chileno equilibrar sus cuentas. Los líderes de Chile deben responder preguntas sobre por qué no han logrado diversificar su economía lejos de la dependencia de los metales. Pero el país está lejos de estar solo. Varios otros países emergentes están igualmente expuestos a los precios de los metales, incluido Brasil", dice.

"El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, dijo que espera firmar un acuerdo comercial con China el próximo mes, en una cumbre en Santiago, de todos los lugares. Apenas podría haber un lugar más apropiado. Si Trump o su homólogo Xi Jinping de China tienen alguna duda sobre el daño que su conflicto podría causar en el resto del mundo, es posible que quieran aprovechar la oportunidad de mirar a su alrededor mientras están allí#, añade.

Comenta