Los videojuegos buscan salvar uno de los peores años de la historia en la industria de los smartphones

Crédito: PXhere/Creative Commons

En un año marcado por la pandemia y con menos ventas de smartphones, los videojuegos se convirtieron en una tabla de salvación para el sector, que no veía un escenario así desde 2013. Los fabricantes anuncian alianzas y plataformas enfocadas en juegos exclusivos, aprovechando las capacidades gráficas de los dispositivos.




La pandemia global de coronavirus no sólo ha afectado al modo en que vivimos, sino también a lo que consumimos. De acuerdo a un reporte de la consultora Nielsen, en Chile han disminuido productos usualmente presentes en la mesa hogareña como el pan a granel, gaseosas, carne de vacuno, pollos, frutas y verduras, además de otros como shampoo, cosméticos, desodorantes y demás artículos de aseo.

Pero la hasta ahora lucrativa e imbatible industria de los smartphones, también sufrió los embates de la crisis sanitaria. Los primeros signos que daban cuenta del fuerte declive en las ventas se dejaron ver en mayo, cuando un reporte de Canalys evidenció una caída de 272 millones de unidades en el primer trimestre de 2020, un 13% menos que en el cuarto trimestre de 2019.

Obviamente, el impacto varía de una compañía a otra. Samsung mantuvo su primer puesto en la industria, pero las ventas de smartphones cayeron un 17% a 60 millones de unidades debido al coronavirus. Huawei experimentó una caída similar, pero parte de eso se debe a la polémica generada con EE.UU. Incluso Apple vio una caída considerable con una caída del 8%.

Otras marcas lograron crecer positivamente. La empresa china Xiaomi vio un salto del 9% con respecto al envío del primer trimestre de 2019 a poco más de 30 millones de unidades, aunque en general, el mercado de teléfonos inteligentes vio “sólo” 272,5 millones de dispositivos enviados en el primer trimestre de 2020 en comparación con 313,9 millones en el segundo trimestre de 2020.

De la misma forma, la consultora Gartner informó algo similar en el mismo período, con las ventas a usuarios finales cayendo un 20,2 por ciento. La disminución, causada por la pandemia de Covid-19 y las consecuencias económicas posteriores, golpeó a los cinco principales proveedores, a excepción de Xiaomi, que aumentó sus ventas en un 1,4 por ciento año tras año.

En total, los consumidores compraron más de 299 millones de dispositivos en el primer trimestre, según Gartner, frente a poco menos de 375 millones en el primer trimestre de 2019. IDC había dicho unas semanas antes que los envíos del primer trimestre ascendieron a 276 millones, lo que representa una caída del 11,7 por ciento. Y Chile no está exento del severo efecto de la pandemia.

Los ricos también lloran

Mariangella Castagnino, Analista de Consumo de IDC Chile, afirma que “el mercado mundial de teléfonos inteligentes ha venido disminuyendo año tras año, y se pronostica que en 2020 disminuya 11,9% con envíos por un total de 1,2 mil millones de unidades. El pronóstico sigue a la mayor disminución anual de la historia en el primer trimestre de 2020″.

La experta señala que la disminución ha sido mayor en 2020, de lo previsto anteriormente, debido al impacto de la pandemia. En su análisis, IDC consideró escenarios de pronóstico optimistas, probables y pesimistas impulsados por las incertidumbres en torno a la crisis sanitaria.

Evolución de las ventas de smartphones en Latinoamérica, incluyendo Chile (IDC).

“Chile es un mercado maduro cuyo comportamiento de compra está dado por las renovaciones del equipamiento, para diferenciarse ha continuado en la carrera de las especificaciones tales como: mayor duración de la batería, mejoría en la resolución de la pantalla, calidad de las imágenes, mayor cantidad de cámaras y almacenamiento”, señala Castagnino.

De acuerdo a IDC, durante 2017 existía un porcentaje importante de compra extranjera, principalmente en tecnología. En el 2018, este efecto extranjero se redujo ya que las condiciones comerciales de sus países mejoraron.

“A partir del 2017 se aprobó la ley SAE, la cual decía que todos los teléfonos inteligentes que se comercializaran en Chile, tenían que tener esta certificación, por lo que las marcas locales y marcas Chinas más pequeñas, no contaban con las espaldas financieras para realizar este proceso, lo que dio como resultado una contracción en el mercado, principalmente en el segmento de entrada”, dice la analista. “A partir del 2018-2019 el mercado de smartphones deja de tener atractivo financiero para algunos fabricantes, ya que la competencia es altamente agresiva y la demanda ha modificado su tasa de renovación, aumentando el plazo”.

Castagnino explica que durante los meses de octubre y noviembre de 2019, el estallido social en Chile cerró puntos de ventas en el país para resguardar la seguridad pública y de las personas. A nivel de ventas, esta categoría no estuvo tan afectada, ya que lo retails planifican la compra de mercadería con antelación.

“Durante el marzo de 2020, las marcas esperaban la vuelta del posible estallido social, por lo cual su planificación fue más conservadora. A mediados de marzo los puntos de ventas se vuelven a cerrar tras la contingencia sanitaria por Covid-19, mientras que en el primer trimestre las ventas que se vieron más afectadas fueron los smartphones, ya que los usuarios prefirieron otros dispositivos, como el notebook e incluso la tablet, para poder estudiar o trabajar desde casa”, asegura la experta de IDC.

“El total de ventas en el mercado de smartphones fue de 2.887.000, lo que significó una contracción casi del 20% vs 2019. El primer trimestre de 2020 en términos de ventas de unidades fue uno de los peores de la historia , desde el año 2013″, dice la experta.

¿Qué ocurrió?

Dejando fuera el factor económico, muchos analistas consideraban que las ventas de móviles aumentaran, por el uso para videollamadas, y la posibilidad de compra por internet, pero no ocurrió como se esperaba.

“Anteriormente el comercio online tenía marcadas estacionalidades de crecimiento durante el año, donde se destacan eventos tecnológicos, tales como el Cyber Monday y el Black Friday, en los que existen promociones específicas que impulsan al usuario final a tomar una decisión de comprar por esta vía”, dice la analista de IDC.

“Para el caso del mercado de smartphones, ha ayudado a que las ventas no sean nulas, pero se han reducido drásticamente, debido a que los usuarios finales están acostumbrados a comprar en los puntos de venta más que por internet. Motivos como el vitrineo en el mall de fin de semana o del día, donde es más fácil que se puede ver o revisar el celular e incluso tienes una persona que te asesora a la hora de comprar el producto, entre otras razones; hace que el consumidor compre directamente en el punto de venta y no por medio del canal online”, dice

“Dada la situación actual de país, el usuario ha alargado su decisión de renovación de un nuevo equipo, ya que ha priorizado otros dispositivos como un notebook para poder trabajar o para que sus hijos estudien desde casa; o bien se ha enfocado en el abastecimiento de bienes básicos para pasar la cuarentena obligatoria”, explica Castagnino.

“Además, todavía existe un porcentaje de usuarios que tienen miedo de comprar en internet, ya sea por las condiciones de seguridad de la plataforma o de sufrir posibles hackeos a la hora de pagar un producto o servicio y agregar la tarjeta de crédito como medio de pago”, afirma.

“El tercer trimestre va a estar marcado por el cyber Monday, que anteriormente se realizaba en el mes de mayo, y que ayudará a incentivar la compra y a las marcas a cargar inventario en sus canales. Más adelante, existen dos fechas para incentivar el consumo: navidad y Black Friday–Cyber Monday”, indica la analista de IDC.

Un respiro

Aunque el mercado mundial de teléfonos inteligentes se contrajo en el segundo trimestre de 2020, Apple fue el único proveedor que desafió las expectativas y creció hasta un 25 por ciento en comparación con el año anterior. Al no publicar números de envío exactos, los datos estimados varían: Canalys ubica el número en 45,1 millones, mientras que IDC lo ubica en 37,6 millones, aunque ambos acreditan el crecimiento al éxito del iPhone SE 2020, con del 28% de su volumen global, mientras que el iPhone 11 representaba casi el 40%.

Asimismo, Huawei derrocó a Samsung como el proveedor líder mundial de teléfonos inteligentes, con 55,8 millones de envíos sobre los 53,7 millones de la surcoreana. Xiaomi llega después de Apple en cuarto lugar con 28,8 millones de unidades, y otra china, Oppo, con 25,8 millones de unidades.

Xiaomi también fue el líder destacado en China, el mercado de teléfonos inteligentes más grande del mundo, con una participación de mercado del 44%. IDC advierte que el impacto de la prohibición de Huawei en Estados Unidos continuará creando incertidumbre para la compañía en el extranjero.

Nuevos jugadores

Actualmente, la tendencia indica que para aumentar los ingresos en las compañías, la idea es evitar “externalizar” aplicaciones. De esta forma, lo que se busca es integrar plataformas que sean parte de un servicio global ofrecido por una misma empresa, como el caso de Apple, que ofrece TV, música, noticias (sólo en EE.UU) y videojuegos. En el caso de Android, Google ya anunció la muerte de Google Play Music para octubre próximo, buscando unir videos y música en una misma suscripción en YouTube Music.

Esta idea de plataformas se ajustan perfecto a la industria de los videojuegos, entregando la posibilidad de acceder a títulos fuera de la tienda principal (como la App Store o Google Play), ofreciendo una experiencia más amplia, con juegos exclusivos que aprovechen las capacidades gráficas de las tabletas o smartphones y entreguen una experiencia paralela a las consolas.

Y hoy, la industria de los videojuegos vive días felices. Ad portas de una nueva generación de consolas, el entretenimiento electrónico aumentó drásticamente su presencia en los hogares del mundo gracias al confinamiento por la pandemia, efecto que agrupó a títulos para consolas de sobremesa, PC y móviles.

Un ejemplo de esta unión es Apple Arcade, plataforma “cerrada” sólo a dispositivos iOS. Lanzada en 2019, está disponible en Chile por 3.500 pesos mensuales, sin anuncios y con 100 títulos, más la promesa de juegos de grandes compañías desarrolladoras como Capcom, Konami, Ubisoft o Square Enix. Los juegos se descargan en el aparato, por lo que no es necesario estar conectado a internet, y se puede continuar la partida entre dispositivos, con compatibilidad a controles inalámbricos de Xbox, PlayStation y otros.

Pero la de Apple no es la única opción. Este miércoles, Samsung dio su primer paso hacia la industria de los videojuegos al anunciar una alianza con Microsoft en la presentación de su nuevo Galaxy Note20, que permitirá a los usuarios acceder a títulos de Xbox en sus dispositivos móviles (también tabletas), de manera que si estamos jugando en una TV, después podremos continuar el juego en el smartphone.

Para los usuarios chilenos, aún no se tiene certeza inmediata de la llegada de esta plataforma: “Estamos trabajando de la mano en esta alianza con Microsoft, y estaremos anunciando novedades a su debido tiempo”, dijo este miércoles a La Tercera Macarena Parker, Product Manager de smartphones de Samsung Chile.

“La idea es empoderar a nuestros usuarios y entregarles las herramientas para trabajar y jugar, no sólo a nivel de cámara o video, sino también en el uso del gaming con juegos de consola, para mantenerlos sincronizados y sin interrupciones en los dispositivos”, afirmó Marcelo Fuster, Gerente de smartphones de la empresa surcoreana para Chile. “La idea es tener a todos los dispositivos conectados, es lo que estamos empujando hoy: que el ecosistema y el gaming sea un aspecto más, algo que podremos potenciar una vez que llegue el 5G”.

Esta iniciativa no es exclusiva de Xbox y Samsung, ya que Microsoft anunció que todos quienes tengan dispositivos Android también podrán disfrutar de los títulos de la consola vía streaming. Se trata de xCloud, un servicio que llegará a 22 países el 15 de septiembre con 100 juegos disponibles, parte del modelo de suscripción Xbox Games Pass Ultimate, que incluye por 15 dólares mensuales a Xbox Games Pass y Xbox Live Gold.

Por otro lado, Huawei también anunció su nuevo GameCenter, plataforma que arribará a 33 países -Chile incluido- y que llega a reforzar el ecosistema Huawei Mobile Services, competidora de Google Play de Android.

De acuerdo a la empresa china, desarrolladoras como Gameloft ofrecerán contenido propio y exclusivo a sus usuarios y juegos populares, con descuentos y ofertas. Huawei indicó que existirá la posibilidad de recompensas y regalos, además de una comunidad social que será desarrollada en el futuro.

Comenta