El K-pop da el golpe de la temporada y alista su debut en el Estadio Nacional

kpop

El festival montado por la compañía SM Entertainment, que prepara su desembarco en Chile, reúne a varias estrellas de su catálogo en el mismo escenario. Foto: SM Entertainment

Una productora local trabaja en el primer desembarco en Sudamérica del festival SM Town Live, para enero de 2019. Super Junior y EXO serían parte del evento, que espera congregar a fans del pop coreano de todo el continente.



El anuncio es, a todas luces, sorprendente, sobre todo para aquellos menos familiarizados con el auge del pop coreano en el mundo y su singular éxito en Chile. Pero quienes han seguido con mayor atención el desarrollo de este movimiento en el país, su arrastre entre el público juvenil y su creciente presencia en la cartelera, lo que ocurrirá a comienzos de 2019 en Santiago no es más que la consecuencia natural de un suceso indesmentible y hasta ahora imparable.

Si este ha sido el año del despegue en Chile y el mundo del K-pop, como se le conoce a la industria de la música popular de Corea del Sur, lo de enero próximo será la coronación definitiva del género en el país, con el primer evento de este tipo que desembarca en el Estadio Nacional, recinto reservado hasta ahora sólo para estrellas de la música anglo, figuras del pop latino y leyendas del cancionero local.

El encargado de romper la historia será el SM Town Live, festival a cargo de una de las mayores compañías de entretenimiento de Seúl (SM Entertainment) que reúne sobre el mismo escenario a algunos de los más populares conjuntos de su catálogo. Una cita de dimensiones mastodónicas y carácter itinerante, que tendrá en Santiago su estreno fuera de Asia.

Si bien se espera que las coordenadas definitivas del evento sean oficializadas en los próximos días, para esta semana está previsto el aterrizaje en Santiago del primer grupo de avanzada de SM Entertainment, con el objetivo de zanjar detalles contractuales y revisar las instalaciones del Estadio Nacional, recinto que ya está reservado por la producción de la cita para la tercera semana de enero.

Fuentes ligadas a la organización del espectáculo comentan que las primeras conversaciones entre la compañía coreana y una firma local especializada en recitales de K-pop se iniciaron hace años, pero que recién a comienzos de 2018 se empezó a aterrizar en serio la idea de llevar el megafestival a Ñuñoa. Y aunque en un primer momento la empresa asiática evaluó la posibilidad de realizar varias fechas en la región, en estadios de Brasil y México, finalmente se habría inclinado únicamente por Santiago, a partir de sus exitosas experiencias en la cartelera capitalina. En ese sentido, las mismas fuentes señalan que no se descarta la opción de sumar una segunda fecha en el estadio de Ñuñoa, aunque esto dependerá de la respuesta que tenga la salida a la venta de las entradas en sus primeros días.

Un factor clave en este último punto tiene que ver con los fans del K-pop del extranjero. Si finalmente Santiago se queda con la exclusividad del evento en la región, se espera que ese día lleguen al estadio capitalino fanáticos de la música coreana provenientes de toda la región, sobre todo de países vecinos como Perú, Argentina y Bolivia.

En cuanto a los artistas que estarán presentes en la jornada, hay varios nombres ya acordados entre ambas partes, todos de gran éxito en el género y pertenecientes a la factoría SM Entertainment, una de las tres compañías que dominan el mercado del pop en Seúl, propietaria de su propio sello discográfico, productora de conciertos y televisión además de agencia de talentos. La lista incluye a Super Junior, conjunto que ya ha dado muestras de su popularidad en el país -en abril pasado llenaron el Movistar Arena por segunda vez- y EXO, otra de las boybands que lidera el movimiento y que hasta ahora no registra pasos por Chile.

A ellos se suman NCT, una de las bandas más numerosas de la agencia, con 18 integrantes, y también Girl's Generation, uno de los primeros conjuntos de K-pop formado sólo por mujeres, así como uno de los nombres más esperados por los fanáticos nacionales.

La puesta en escena del evento no será menos llamativa: conocedores del proyecto detallan que éste incluye pantallas gigantes de alta definición y elaborados juegos de luces, en línea con la espectacularidad en vivo que el pop coreano se ha autoimpuesto como norma. Todo esto montado sobre un escenario que se ubicaría a lo larga de la cancha del Nacional -y no a lo ancho, como es habitual-, y que permitiría un aforo cercano a los 45 mil asistentes.

El año de la conquista

El desembarco en Santiago del SM Town Live no sólo se instala como el hito mayor para el género en el país -cuyo antecedente más cercano fueron las dos versiones del festival Music Bank, en el Movistar Arena y en la Quinta Vergara-, sino también como el broche de oro de la temporada más exitosa para el K-pop a nivel local.

Sólo este año ya son cerca de diez los conciertos de pop coreano que registran los escenarios locales, a los que se sumará un musical chileno sobre el movimiento que debutará en diciembre, con dos fechas en el Teatro Oriente. La onda expansiva ha llegado también a los cines, con el estreno de la primera película de BTS -la boyband que masificó el género en Estados Unidos- e incluso a instancias como la Teletón, que este fin de semana tendrá por primera vez a una agrupación de este estilo en la cruzada televisada (el quinteto W24). Incluso, han existido conversaciones entre los organizadores del Festival de Viña y los representantes de las estrellas del pop de Seúl en Chile, en otra muestra de un fenómeno que sólo parece crecer.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.