Jane: la muerte que marcó el paso de Walter White a Heisenberg

jane

Jesse y Jane.

Aquel amor que introdujo a Jesse Pinkman en el consumo de heroína —y que lo llevó a alejarse cada vez más de su socio en el negocio de las metanfetaminas— fue visto por Walter White como una amenaza. Apenas tuvo la oportunidad de deshacerse de la enamorada de Jesse, Walter decidió tomarla, en una de las escenas más fuertes de la serie.




Krysten Ritter, la actriz que personificó a Jane Margulis, sabía desde un principio que su personaje moriría. Desconocía cuándo ocurriría y cómo, pero estaba segura que sería impactante. Así fue.

https://culto.latercera.com/2019/10/11/badfinger-baby-blue-walter-white/

Breaking Bad -la ficción protagonizada por Bryan Cranston como Walter White y Aaron Paul como Jesse Pinkman- tiene varias muertes. Y cómo no, si cuenta la historia de un profesor de química y un joven con cierta red de contactos en las calles, que deciden dedicarse a la producción y tráfico de metanfetaminas en Albuquerque, Nuevo México.

Entre narcotraficantes, asesinos y criminales de distinta índole, el uso del homicidio para lograr ciertos propósitos, es una herramienta más en el repertorio. Walt y Jesse lo sabían, pero se demoraron en asumirlo. Los espectadores de Breaking Bad también esperaban ver muertes, pero quizás no del calibre que nos mostró Vince Gilligan.

Si de decesos se trata, puede que Krazy-8 haya sido el primer homicidio perpetrado por Walter White, pero fue Jane Margulis quien marcó su paso definitivo al criminal más conocido como Heisenberg. Una joven de 26 años cuyo único pecado fue querer una vida mejor junto a su novio.

Es cierto, Jane chantajeó a Heisenberg con tal de tener millones de dólares e irse a algún lugar lejano junto a Jesse. Para Walter, Jane no solo lo enfrentó, también lo alejó de su socio en el negocio de las metanfetaminas. Ella se había convertido en un obstáculo. Incluso fue llamada "Yoko Ono" por el equipo de producción de la serie, según detalla Alan Sepinwall en su libro The revolution was televised (Updated edition, 2015).

[caption id="attachment_103413" align="aligncenter" width="1200"]

Walter y Jane.[/caption]

No fue premeditado. Cuando Walter entró a la casa de Jesse y vio a la pareja dormir, su intención era despertar a su colega para discutir asuntos de "trabajo", pero en medio de la frustración por no lograr reacción alguna -por los efectos de la heroína-, vio un suceso terrible que se transformó en una oportunidad.

Jane -quien dormía apoyada a Jessie, ambos de lado- se movió cuando Walter intentaba despertar a Jesse y ella quedó de espaldas. A los pocos minutos comenzó a vomitar y toser. No tenía la fuerza y conciencia suficiente para incorporarse e impedir su muerte.

Inmediatamente Walter fue al otro lado de la cama impulsado por el acto reflejo de ayudarla, pero no alcanzó ni siquiera a tocarla cuando un sombrío pensamiento atravesó su mente. Su muerte lo beneficiaba y lo único que tenía que hacer era abstenerse de intervenir.

https://www.youtube.com/watch?v=-kyNBaoCvL8

"La única vez que nos llamaron la atención por un episodio", relató Vince Gilligan en una versión de Comic Con sobre "Phoenix" (S2E12). "O más bien, la única vez que hubo un poco de duda. Nos preguntaron ¿Están seguros que quieren hacer esto?".

Según explicó el creador de Breaking Bad, la idea original era aún más fuerte que la versión final. Mientras Jane muere por homicidio culposo -o negligente- en el episodio emitido, en el primer borrador Walter le inyecta otra dosis de heroína para provocar su deceso.

"Ya sabes, hazlo en grande o vete a casa. Ese era nuestro lema. Pero me alegro que no hayamos seguido esa dirección porque de otra forma, todos hubiésemos ido casa", bromeó el realizador.

https://culto.latercera.com/2019/10/11/ozymandias-breaking-bad/

"Entre los guionistas llegamos a la versión que finalmente grabamos, pero nadie nos impidió hacer la de la sobredosis de heroína. Lo que sí me dijeron en varias oportunidades fue: 'Estás ebrio, necesitas sentarte' [risas]. Hay que ir a lugares arriesgados, pero no es necesario ir tan lejos. A veces es mejor dar pasos de bebé para mantener la diversión", dijo el hombre tras algunos capítulos de The X-Files, Breaking Bad y Better Call Saul.

[caption id="attachment_103411" align="aligncenter" width="1268"]

Jesse en "Phoenix".[/caption]

Una de las escenas más fuertes de Breaking Bad

Tanto Bryan Cranston como Aaron Paul quedaron helados al leer el libreto de aquel capítulo. Quien encarna a Pinkman confesó en la reunión aniversario de la serie que durante las temporadas siguientes lo asaltaba la duda: "¿Jesse va descubrir la verdad?". Pero aún fuera de su papel, cuando era el actor Aaron Paul y no aquel joven traficante de drogas en Nuevo México, la intensidad de la escena lo atormentaba.

"Tenía pesadillas en las que despertaba y veía el cuerpo de Jane ahí, muerta al lado mío", dijo Paul en entrevista con Conan O'Brien en 2016. "Intentaba revivirla, y luego despertaba de aquella pesadilla y quedaba como 'Oh por Dios, eso fue un sueño' y nuevamente aparecía Jane". No deja de ser desgarrador cuando Jesse sigue llamando al teléfono de Jane solo para escucharla en el buzón de voz.

[caption id="attachment_103412" align="aligncenter" width="1280"]

Jesse y Jane.[/caption]

No es el único que vivió aquella secuencia como un hito impactante que trascendió el set de grabación. Años después, Bryan Cranston seguía relatando la muerte de Jane como la escena más fuerte que había grabado en su carrera.

Entre lágrimas el actor que se hizo conocido como "El papá de Malcolm", confesó a James Lipton de Inside the actor's studio que fue un trabajo emocional muy intenso, sobre todo porque inconscientemente vio el rostro de su propia hija en vez del de Jane.

No fue una técnica actoral frívola para lograr transmitir en pantalla las expresiones correctas. Sino más bien el resultado de un proceso o método de que -de alguna forma- lo llevó por esa ruta.

Bryan Cranston suele escribir las posibilidades emocionales de sus personajes en determinadas situaciones. "Me pregunto ¿Qué podría sentir mi personaje? No me gusta dejarlo tallado en piedra, porque creo que es mejor ver qué pasa, pero deja la semilla plantada y las posibilidades de ir a diferentes sitios están presentes", explicó el actor en conversación con The Rich Eisen Show.

https://culto.latercera.com/2019/10/11/stephen-king-breaking-bad/

El hombre que encarna a Walter White elaboró una lista mental con pros y contra de salvar a Jane. "Una de las razones para salvarla era que es solo una niña, podría ser mi hija. Mientras que en razones para dejarla morir, estaba que me estaba chantajeando y que puede causar la muerte de Jesse por heroína", relató Cranston.

"Grabamos esta escena con Krysten Ritter, una brillante actriz joven que lo estaba dando todo. Las cámaras estaban sobre mí ahora y veo cómo ella se empieza a ahogar en su propio vómito. Me pregunto qué hacer y de pronto su imagen es reemplazada por la de mi hija y es mi hija a quien veo ahogarse hasta la muerte. Me aterrorizó. Después el rostro de Krysten volvió a aparecer, pero hubo un momento que fue muy claro para mí. Luego me di cuenta que esa fue una de las razones que escribí para salvar a Jane "podría ser mi propia hija".

La muerte de Jane por sobre Krazy-8

Decir que Walter White se transformó en Heisenberg con la muerte de Jane, puede ser muy aventurado por varios motivos. Su primer asesinato fue Krazy-8, son varios momentos en la serie los que demuestran este arco en el personaje y porque es un proceso extenso que difícilmente se puede acotar a una mera escena.

Dejar morir a Jane Margulis quizás no es el paso definitivo para dejar atrás a profesor de secundaria para ser un criminal a tiempo completo, pero sí es un punto de no retorno.

Si bien Walter no tenía una relación cercana con Jane, sí la conocía y sabía que era una persona importante para Jesse, a diferencia de su primer homicidio, cuya víctima fue un traficante que intentó matarlo antes.

https://culto.latercera.com/2019/10/06/el-camino-capitulos-breaking-bad/

De hecho las razones para cometer aquel asesinato por negligencia fueron completamente egoístas. Jane amenazó con destruirlo dando a conocer quién era y lo que hacía, y aunque le dijo a Jesse que el consumo de heroína -que ella motivaba- podía matarlo, lo que le preocupaba no era el bienestar genuino de su socio, sino la posibilidad de perder a su compañero de trabajo y quedar solo en el sistema de producción y tráfico de metanfetaminas.

En esos pocos minutos en que decidió si hacía algo para ayudar a la joven, en realidad estaba determinando si estaba dispuesto a hacer todo lo necesario para lograr su propósito o si avanzaría a tientas entre los carteles de droga. La respuesta fue clara.

Tal como diría en la temporada siguiente: "No más medias tintas" y en el cuarto ciclo "Yo soy el peligro", Heisenberg eligió su camino como un criminal que ya no iba a temer, sino que sería temido, y su producto -al igual que él- sería respetado como merece. Si debía dejar atrás su pasado y matar para lograrlo, lo iba a hacer.

Jane fue para Walter White una mera piedra en el camino, pero para Bryan Cranston es un fantasma que marcó su carrera.

https://culto.latercera.com/2019/10/11/el-camino-breaking-bad-pelicula/

Comenta