A semifinales de la Copa América: la zurda de James Rodríguez guía la ilusión de una aplastante Colombia

James Rodríguez fue la figura en la victoria de Colombia. FOTO: USA TODAY Sports

Un gol y dos asistencias del ex Real Madrid marcan la victoria de 5-0 sobre Panamá, pasando a la ronda de los cuatro mejores y estirando el invicto de la selección cafetalera a 27 partidos.



La Selección Colombia llegó a la Copa América de Estados Unidos con la ilusión a tope, producto de su gran presente de la mano del técnico Néstor Lorenzo. Estas sensaciones las ha ratificado en el torneo, en el cual ya se instaló en las semifinales. En el State Farm Stadium de Glendale, Arizona, el combinado cafetalero superó de punta a punta a Panamá (5-0) para acomodarse entre los cuatro mejores.

Uno de los serios aspirantes a pelearle el cetro a Argentina enfrentó a la sorpresa de la competencia, que llegó sin mucho ruido y que se dio el gusto de sacar de carrera al anfitrión y escoltar a Uruguay en el grupo C. Cualquier esperanza de un batacazo canalero se esfumó rápidamente, porque Colombia encauzó la victoria desde temprano, apelando a una de sus herramientas ofensivas favoritas: la pelota detenida.

Más allá de los cambios de nombres que haga en su equipo, el técnico Lorenzo (exayudante de José Pekerman) tiene una estructura determinada y una manera de jugar que no se altera según los intérpretes. Lo que no se modifica es la presencia de James Rodríguez, la insignia de esta selección colombiana, quien ha desplegado lo mejor de su repertorio en Norteamérica. Un déjà vu del Mundial de Brasil 2014.

La resistencia panameña duró ocho minutos. Jhon Córdoba, el centrodelantero titular de Néstor Lorenzo (desplazando a Rafael Santos Borré), metió un cabezazo para el 1-0, conectando un córner de James. El ariete se impone en el área chica y ubica la pelota en un costado.

Cuatro minutos más tarde, se sanciona un penal para los de camiseta amarilla por infracción del arquero Mosquera en contra de Jhon Arias. La acción se revisó y se confirmó. Rodríguez ejecutó y con un fuerte zurdazo marcó el 2-0 en los 16′. Había un olor a goleada en Glendale.

Si bien Panamá esbozó una levantada e inquietó la portería de Camilo Vargas, la Selección Colombia le puso el sello al triunfo con el 3-0, antes del descanso. En los 41′, Luis Díaz hizo el tercero, aunque medio gol fue de James. El 10 se avivó y apuró un tiro libre, asistiendo al jugador del Liverpool, quien definió picándole el balón al adelantado portero Mosquera. Salvo una hecatombe, estaba todo certificado al entretiempo.

A diferencia de las llaves en las que clasificaron Argentina y Canadá, ésta tuvo una marcada hegemonía de un elenco sobre el otro. Por mucho empeño e ímpetu en la refriega de los panameños, el triunfo colombiano no estaba en discusión, con todo el segundo tiempo por delante. En esa dirección, Lorenzo empezó a hacer cambios para cuidar fuerzas, pensando en semifinales.

En los 70′, llegó la cuarta anotación de Richard Ríos, a través de un remate desde fuera del área. El árbitro dio la ley de ventaja; de lo contrario había penal por infracción sobre Daniel Muñoz. Y como no hay quinto malo, en los descuentos Miguel Borja hizo el 5-0 definitivo, desde el punto penal.

Con este resultado, Colombia estira su larga racha sin derrotas a 27 partidos: 21 triunfos y seis empates. Se trata del invicto vigente más extenso en el fútbol de selecciones nacionales. No cae desde el 1° de febrero de 2022, 1-0 con Argentina, por las Eliminatorias a la Copa del Mundo de Qatar, con Reinaldo Rueda en la banca.

El cuadro tricolor enfrentará al ganador de Uruguay - Brasil, duelo que se juega en Las Vegas.

Sigue en El Deportivo

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbete aquí.