La Federación de Tenis comienza devolución de terrenos al Serviu

Ayer se concretó la primera de las tres etapas de este proceso, con la entrega de 5.672 m2 del paño en Las Condes, el que fue destinado para la construcción de viviendas sociales. La Fetech espera quedarse como parte del plan, pero el alcalde Joaquín Lavín le cierra la puerta.




Un complicado momento vive la Federación de Tenis de Chile. Ayer, después de más de tres años de litigio con el Serviu en el 25° Juzgado Civil de Santiago, la entidad deportiva comenzó la devolución de los terrenos de calle Cerro Colorado 4661, Las Condes. El paño será destinado a la construcción de viviendas sociales tras un acuerdo celebrado por el municipio de esa comuna con la entidad perteneciente al Ministerio de Vivienda.

El 3 de julio pasado, Juana Nazal, subdirectora de Vivienda y Equipamiento, Sergio Elías, presidente de la Fetech y Esteban Elías, abogado del organismo deportivo, firmaron un acuerdo para entregar el inmueble por tramos. De este modo, la primera parte se concretó ayer, con la devolución de 5.672 m2. De acuerdo al cronograma, la siguiente porción, de 14.560 m2, deberá ser cedida a más tardar el 1 de octubre. Mientras que los últimas dos zonas, de 3.237 y 9.342 m2 serán restituidas antes del 1 de julio del próximo año.

“En julio de 2018 teníamos orden de lanzamiento. Entonces, nosotros, en acuerdo con el Serviu, conseguimos que se prorrogara hasta marzo de este año. Y ahora hicimos un nuevo advenimiento de forma muy cordial con el Serviu, donde ellos le traspasan a la municipalidad parte del terreno, de acuerdo a un cronograma. Así, ayer les devolvimos una parte para remodelar la vereda, que se va a correr hacia adentro y afectaría a dos canchas. Luego, el 1 de octubre, se les entregará otra parte, que será utilizada para la construcción de un parque, que empieza desde donde están las oficinas hasta el lado de Américo Vespucio. Por ahora, nos vamos a quedar con seis canchas iluminadas hasta que se cumpla el plazo”, señala el timonel de la Fetech, quien descarta de plano nuevas acciones judiciales.

Durante la administración de José Hinzpeter, la Federación se instaló en los terrenos, luego de haber logrado un contrato de arriendo por cinco años, que luego se ampliaría a 10. Sin embargo, el 23 de noviembre de 2015 se puso fin al vínculo de manera anticipada y unilateral por el no pago de las rentas pendientes de arrendamiento; contratos de subarrendamientos directos con la Fetech; multas cursadas por infracciones a la Ley General de Urbanismo y Construcción; y el pago pendiente del 5% de los ingresos percibidos por publicidad.

El 17 de junio de 2016, bajo la presidencia de Ulises Cerda, se efectuó la devolución del terreno. Sin embargo, en el mismo acto se entregó un permiso de uso provisorio, en consideración de una solicitud de comodato realizada el 30 de mayo de ese año, para la cual la Federación debía regularizar las actividades al interior del recinto. No obstante, esta petición fue denegada, ya que se estableció que los contratos suscritos por la entidad con dos empresas para el uso de una porción de terrenos contravenía la normativa que prohíbe préstamos o subarriendos de parte de la organización comodataria, dando comienzo a un juicio de más de tres años, y en el que también participaron Óscar Rojas y Elías, los timoneles sucesivos.

El proyecto

En mayo pasado el proyecto de integración social habitacional fue anunciado por el entonces ministro de Vivienda y Urbanismo, Cristián Monckeberg, y el alcalde de Las Condes, Joaquín Lavín, quienes dieron a conocer sus alcances.

El plan contempla la construcción de cuatro edificios de 85 departamentos cada uno, totalizando 340 viviendas, además de la construcción de áreas verdes y un parque urbano, un centro comunitario, además de áreas deportivas: multicanchas, pistas de running, canchas de tenis. Asimismo, según se estableció en el proyecto, se construiría una zona canina y un espacio para juegos. Los beneficiarios podrán acceder a través del subsidio de arriendo.

“Queremos ver la posibilidad de quedarnos y no tener que destinar recursos nuevamente a un inmueble. Además, creemos que la Federación podría funcionar dentro del proyecto, porque las canchas de tenis pueden ser de mucha ayuda para la comunidad”, señala Elías, sobre las instalaciones, entre las que existe un módulo de oficinas de más de 250 m2, construido con aportes estatales.

En tanto, el alcalde Joaquín Lavín ve improbable esa posibilidad. “La Federacion de Tenis deberá irse si o si porque ahí nuestra intención es desarrollar un proyecto de integración social. Además, ya hay un acuerdo con la Federacion respecto a los plazos y la forma de dejar ese terreno”, afirma al ser consultado por La Tercera.

Comenta