La Reina vs. Ejército: La batalla por el terreno de O’Higgins avaluado en $25 mil millones

El martes, el concejo de la Municipalidad de La Reina acordó iniciar gestiones para elevar las restricciones de edificación sobre un extenso terreno que perteneció -según el alcalde de la comuna- a Bernardo O’Higgins. La posibilidad de que el terreno sea comprado por una inmobiliaria y levante torres de departamento o un mall, genera preocupación al interior del municipio. Mientras, el Ejército responde que los fondos serán utilizados para financiar un proyecto inmobiliario en la comuna de Estación Central que podrá paliar en parte el déficit de viviendas para sargentos y cabos de la Guarnición Militar de Santiago.




Una disputa que recién está tomando vuelo surge entre la municipalidad de La Reina y el Ejército de Chile. Hace dos semanas, la rama castrense puso en venta -por medio de una licitación- un terreno ubicado al costado del Hospital Militar, en Av. Alcalde Fernando Castillo Velasco Nº 9282, encendiendo las alarmas del municipio. ¿La razón? El temor de las autoridades de la comuna a que el paño sea comprado por una inmobiliaria y levante torres de departamentos o bien se construya un centro comercial.

El martes, el concejo municipal decidió pasar a la ofensiva: acordó de manera unánime iniciar gestiones para restringir el potencial inmobiliario del terreno denominado Lote D-1 de 6,8 hectáreas y cuyo avalúo asciende a 862.872 UF ($24.731 millones). Para el alcalde, José Manuel Palacios (UDI) “la construcción de un centro comercial como un Parque Arauco o Mallplaza de grandes dimensiones en el terreno no sería coherente con el desarrollo urbanístico de la comuna que busca una escala menor a la que se encuentra en Providencia o en el centro”.

A su juicio, el Plan Regulador Metropolitano es “permisivo” y se contrapone con el “alma de barrio” de la comuna. De hecho, la normativa regional establece para esa zona un uso de suelo para equipamiento, aunque también se podría construir un centro comercial de gran envergadura e incluso torres de departamento, acogiéndose a beneficios urbanísticos. “La construcción de un mall o torres de edificio no es compatible con la esencia de nuestra comuna (...) Esto significa tener un entorno alejado de edificios que te permite apreciar la cordillera y rescatar la lógica de encuentro que todavía guarda algo de ese carácter rural que existía años atrás”, concluyó.

“El crecimiento de la comuna no puede ser a costa de la calidad de vida de nuestros vecinos. Queremos que exista comercio, pero a una escala menor. No queremos un mall en el corazón de la comuna. Queremos que existan viviendas, pero no una torre en una zona que está complicada por congestión vehicular, porque las arterias son muy estrechas”, remató.

Pero el municipio también ha manifestado interés por el terreno. El pasado 7 de agosto, según consta en una presentación realizada al concejo, el alcalde de La Reina tomó contacto con el ministro de Bienes Nacionales, Julio Isamit, solicitando que tome posesión del terreno, pues a su parecer no se cumplió con la Resolución 232 de 1989, la que establecía que el paño tendría un uso militar deportivo. A los contactos con Bienes Nacionales se suman llamados a la ministra del Deporte, Cecilia Pérez, y también al ministro de Vivienda y Urbanismo, Felipe Ward.

En la reunión del concejo del martes no hubo acuerdo en todos los puntos abordados del caso. La mayor discrepancia la suscitó una eventual arremetida judicial del municipio. En efecto, mientras el alcalde se muestra más cauto sobre ejercer acciones legales en contra del Ejército, concejales de oposición como los DC Sara Campos y Álvaro Delgado insisten en la presentación conjunta de una medida cautelar que prohíba la celebración de actos y contratos sobre la propiedad.

De hecho, ambos ediles junto al diputado de Acción Humanista, Tomás Hirsch, presentaron una demanda de nulidad pública en contra del Ejército de Chile por el terreno.

“Me parece muy necesario que el municipio ejerza acciones legales. La venta del terreno es solo un abuso, porque fue comprado por el Fisco para fines sociales, de deportes y recreación, y después del ’73 el Ejército se apoderó de él. Posteriormente se lo autodestinó con el fin de construir viviendas para su personal, cuestión que no ha hecho en 30 años, es decir no han cumplido con la norma que ellos mismos se dieron, por lo que podemos afirmar que esta venta no es solo anti ética sino que ilegal”, sostuvo la concejala Campos, quien pretende competir por la alcaldía en 2021.

“Estamos en una situación muy compleja, porque no es posible que un terreno fiscal que ha estado en desuso por más de 30 años hoy esté a la venta a un privado. Por lo tanto, tenemos que hacer los esfuerzos como concejo municipal para ejercer todas estas acciones. Acciones legales, por supuesto, lo jurídico hay que estudiarlo”, acotó la concejala Adriana Muñoz (PPD).

Orígenes del terreno

Pero los orígenes de la propiedad del terreno se remontan al periodo independentista de Chile. Según el alcalde José Manuel Palacios, “este fundo perteneció a Bernardo O’Higgins y luego fue asignado a ciertas personas y familiares”. El 5 de agosto de 1940 el terreno fue adquirido por el Servicio de Seguro Social, ex Caja de Seguro Obligatorio, mediante escritura pública.

El 13 de noviembre de 1965, el Servicio de Seguro Social vendió el paño en diferentes porciones. El fisco adquirió 60 hectáreas para la Dirección de Deportes del Estado. Y la municipalidad compró 132 hectáreas.

El 27 de diciembre de 1989, mediante la Resolución Exenta Nº 232 del Ministerio de Bienes Nacionales se destinó el Lote IV a la subsecretaría de Guerra del Ministerio de Defensa Nacional, el cual a su vez lo entregó a Ejército y a la Subsecretaría de Guerra.

Posteriormente, el 24 de junio de 1991, el Ejército a través del Comando de Apoyo Administrativo cedió a la Municipalidad de La Reina el denominado “Lote C”, que fue subdividido en dos paños: El primero, denominado Aldea del Encuentro, y el segundo, vendido a la Corporación Club de la República.

El pasado lunes se produjo una manifestación en contra de la venta del terreno. Fuente: @aadelgadom

Déficit habitacional y el proyecto en Estación Central

El pasado lunes, el caso del terreno en disputa de La Reina fue abordado por la Comisión de Defensa de la Cámara de Diputados. A través de una video conferencia, el ministro de Defensa, Mario Desbordes acompañado por el Comandante de Bienestar, general José Marzal S. defendieron el proceso de licitación del terreno.

El secretario de Estado sostuvo que existe un déficit importante de viviendas para suboficiales del Ejército y los dineros que se obtengan de la venta serán destinados a financiar un proyecto habitacional en la comuna de Estación Central. “Si no se concreta esta operación, esos 800 suboficiales quedarían sin vivienda fiscal. No tenemos presupuesto paralelo. No tienen otra alternativa. No tiene el ministerio de Defensa dineros para ese tipo de iniciativas y menos este año de ajuste fiscal”, concluyó.

En su presentación, el Comando de Bienestar aseguró que “la Guarnición Militar de Santiago presenta una mutación crítica de déficit habitacional para el cuadro permanente casado (especialmente en los grados de sargentos y cabos) que alcanza a 385 viviendas, situación que afecta las condiciones de vida de este personal y su grupo familiar, siendo la solución ejecutar un proyecto habitacional que permitiría solucionar el 62% de su demanda actual, lo que considera la construcción de 2 torres de 120 departamentos cada una en la Villa Militar Oeste, comuna de Estación Central”.

Comandante de Bienestar, general José Marzal S. y Ministro de Defensa Mario Desbordes.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.