Los dos desencuentros con el ministro de Justicia que gatillaron la renuncia de Susana Tonda al Sename

06 de Junio de 2019/SANTIAGO Unicef entrega oficialmente al Sename dos importantes estudios que realizó sobre la oferta del servicio y que servirán para fortalecer y realizar cambios importantes en el trabajo que se realiza con niños, niñas y adolescentes vulnerados en sus derechos. (en la imagen la directora del Sename,Susana Tonda, el ministro de justicia,Hernan Larrain). FOTO: CRISTOBAL ESCOBAR/AGENCIAUNO

La firma del convenio entre el servicio y la ANI, y un impasse público en un reportaje de televisión, marcaron la salida de la ingeniera comercial de confianza del Presidente Piñera.




Lo calificaron como un hecho inédito: el 28 de marzo del 2018, el Presidente Piñera llegó hasta las oficinas de Servicio Nacional de Menores (Sename) para acompañar en su primer día a la recién nombrada jefa del organismo, Susana Tonda. El gesto, decían entonces, daba cuenta de la extrema confianza que el Mandatario tenía en la ingeniera comercial, a quien conocía desde fines de los 80. Por lo mismo, ocupó puestos claves en Bancard y Latam.

Sin embargo, Tonda no podrá acompañar a Piñera en los casi dos años que le restan de mandato. No por problemas con La Moneda, sino que con jefatura más directa, el ministro de Justicia, Hernán Larraín.

La exdirectora del Sename renunció hoy a primera hora, a través de una carta al ministro Larraín, y pocas horas después envió un correo electrónico a los funcionarios del Servicio. Allí, dijo que "la principal razón que tuve para tomar esta decisión es que dados los acontecimientos de los últimos días, me ha quedado claro que no cuento con la confianza de mi jefatura directa, lo cual es imprescindible para ejercer un cargo como este”.

El convenio con la ANI y el caso Hualpén

¿A qué se refería Tonda? La exdirectora del Sename es catalogada una mujer con carácter. De trato directo y “bien ejecutiva para sus cosas”, por lo que en parte en el servicio no llamó la atención que su renuncia haya sido por dos episodios claves que sellaron su salida.

Lo primero fue el haber quedado al medio de una pugna entre el Ministerio del Interior y el Ministerio de Justicia, luego de conocerse el convenio entre el Sename y la Agencia Nacional de Inteligencia (ANI). La medida había sido impulsada para facilitar el flujo de información entre el organismo que custodia a los menores vulnerables y la entidad de Inteligencia.

Sin embargo, el ministro Larraín ordenó disolver el acuerdo, lo que, dicen en el círculo de Tonda, la dejó en un mal pie y de alguna manera “le quitaron el piso”.

Sin embargo, el hecho que más molestó a Tonda ocurrió el jueves de la semana pasada. A las 22.30 de la noche, la exdirectora del Sename se enteró por televisión que el ministro Larraín no estaba de acuerdo con una de sus medidas, ante un caso de presunto abuso sexual en la comuna de Hualpén, Región del Biobío.

El miércoles 29 de abril, Mega emitió un reportaje que daba cuenta de hechos de supuestos abusos sexuales en un organismo colaborador del Sename. Al día siguiente, Tonda explicó por qué no se habían trasladado a los menores del hogar a otro centro.

"El servicio era de la opinión técnica de no realizar los traslados de forma apresurada, porque ya se habían tomado acciones especiales para los niños. Era de riego hacer un traslado sin planificación”, dijo. Pero, ella no sabía que Larraín también hablaría, y menos lo que diría. "Que permanecieran en una residencia donde habían ocurrido estos hechos, nos parecía de la mayor gravedad, por eso el traslado era necesario”, señaló el ministro.

Esto molestó a Tonda y gatilló su decisión de renunciar, lo que de alguna manera deja entrever en el correo a los funcionarios cuando indicó que "entiendo que es posible tener opiniones técnicas distintas, incluso cometer errores, pero dudar, o insinuar una duda pública por pequeña que sea, respecto a la intención de la búsqueda permanente del bien superior de los niños y niñas, sencillamente no me ha sido posible aceptar”.

La salida de la directora del Sename preocupa en La Moneda, dado que había una buena evaluación sobre ella. Por lo mismo, en el comité político entre el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, y Chile Vamos, el tema fue conversado, para intentar retrasar la renuncia de Tonda para después de que se votara el proyecto que crea el Servicio de Protección de la Niñez.

Además, en la reunión se expuso que las diferencias entre Tonda y Larraín hacían complejo llegar a un acuerdo para dilatar su salida.

Comenta