Marcos Büchi, presidente de Consorcio: "Nuevo entorno de interconexión total y delitos informáticos más frecuentes es una amenaza global"

Buchi-899x600

Presidente de Consorcio Financiero destacó que la integración de la Superintendencia de Bancos e Instituciones Financieras (SBIF) a la Comisión para el Mercado Financiero (CMF) "pone a Chile al día con los mercados financieros de países desarrollados y se establecen requerimientos de capital más elevados para la industria bancaria".




Seguridad financiera, economía y cambios regulatorios. Esos fueron los principales tópicos que abordó en su carta a los accionistas Marcos Büchi, presidente de Consorcio Financiero –holding ligado a las familias Garcés Silva, Hurtado Vicuña y Fernández León– en su reporte anual de 2018.

El 6 de noviembre de 2018, Banco Consorcio fue afectado por un ciberataque, en el que delincuentes intervinieron el sistema de transferencias internacionales SWIFT.

No obstante, Buchi recalcó que "la inmediata activación de los protocolos de seguridad y contingencia permitió controlar rápidamente el incidente, informar permanentemente a la autoridad, continuar con la operación del banco y asegurar la integridad de los datos e información".

"Este nuevo entorno de interconexión total y delitos informáticos cada vez más frecuentes, representa una amenaza global que nos plantea múltiples desafíos normativos y empresariales. En la industria financiera, tenemos la responsabilidad de seguir mejorando la seguridad de nuestros sistemas tecnológicos, robustecer el Gobierno Corporativo de la gestión de riesgo operacional, incrementar la inversión en ciberseguridad y fomentar decididamente los hábitos y conductas seguras de nuestros colaboradores, proveedores y clientes", asguró.

Por otro lado, también abordó la desaceleración de la economía, asegurando que el 2018 comenzó como un año donde había altas expectativas en torno al crecimiento de nuestro país.

"Si bien la incidencia de factores externos no hizo posible que estas se cumplieran del todo, la economía nacional tuvo un renovado impulso que le permitió recuperar un positivo dinamismo y superar varios años de bajo crecimiento y caída de la inversión", sostuvo Buchi.

A su juicio este importante avance hizo posible un mejoramiento relevante a nivel de la actividad comercial, de los créditos comerciales, de consumo y de vivienda, lo que influyó de manera positiva en la industria bancaria y aseguradora. "El mayor crecimiento económico impactó positivamente la industria de Seguros de Vida. Esto, a pesar que esta industria se vio afectada por el pobre desempeño y gran volatilidad del mercado de valores a nivel nacional e internacional, lo que repercutió en el resultado de las inversiones de las compañías aseguradoras del ramo vida", recalcó.

Consorcio en 2018 registró utilidades por $ 80.358 millones (equivalentes a US$ 115,7 millones), lo que representa una disminución de 61,4% respecto a los $208.433 millones obtenidos el año anterior, producto de la mencionada baja en la rentabilidad de los mercados.

"Pone a Chile al día con los mercados financieros de países desarrollados"

El presidente de Consorcio Financiero explicó que en el mes de febrero, la Fiscalía Nacional Económica (FNE) recomendó cambios al proceso de jubilación que permitieran mejorar el nivel de información y transparencia en la toma de decisiones del futuro pensionado. Asimismo, durante agosto, la Comisión para el Mercado Financiero (CMF) entregó una propuesta borrador de cambios al Sistema de Consultas y Ofertas de Montos de Pensión (SCOMP).

"En la banca, durante este periodo se registraron importantes cambios normativos. Si bien en enero de 2019 se publicó en el Diario Oficial la ley que moderniza la legislación bancaria, esta normativa fue aprobada por el Congreso durante el 2018 y el Ministerio de Hacienda la ha calificado como la mayor modificación que se hace a la legislación bancaria en los últimos 30 años", acotó.

"A través de la integración de la Superintendencia de Bancos e Instituciones Financieras (SBIF) a la Comisión para el Mercado Financiero (CMF), a partir del 1 de junio de 2019 se creará una nueva institucionalidad para el mercado financiero, con un regulador único y colegiado, constituyendo una de las mayores reformas de la historia a la industria financiera chilena", añadió

Este nuevo marco legal actualiza además el régimen legislativo para la industria bancaria de acuerdo con los estándares internacionales establecidos en Basilea III. La legislación vigente correspondía a los estándares de Basilea I, establecidos en 1987.

"De esta forma, pone a Chile al día con los mercados financieros de países desarrollados y se establecen requerimientos de capital más elevados para la industria bancaria. Estos requisitos se exigen con el fin de cubrir pérdidas inesperadas y se calculan como proporción entre el capital y los activos ponderados por riesgo, robusteciendo la solvencia del sector", destacó Büchi.

Comenta