Resumen constitucional: Los hitos que marcaron la semana de la Convención

A días de terminar su trabajo, los integrantes del órgano redactor participan de las últimas sesiones plenarias para afinar los últimos detalles del borrador que deberán presentar a la ciudadanía este próximo 4 de julio. Así, este jueves se sometió a votación la propuesta final de la comisión de Preámbulo, que terminó por dejar en la eventual nueva Constitución una introducción de tan solo 24 palabras. Finalmente, solo queda pendiente la deliberación y votación del informe de la comisión de Armonización.




En sus últimos días de trabajo, la Convención Constitucional se prepara para hacer entrega del borrador final de la nueva Carta Magna al Presidente Gabriel Boric y presentarlo a la ciudadanía este 4 de julio. Este texto luego será sometido a un plebiscito el próximo 4 de septiembre.

El jueves se votó el informe final de la comisión de Preámbulo. El documento contenía cuatro párrafos y solo el primero de ellos logró los 2/3 necesarios para ser aprobado. Por ello, la introducción de la eventual nueva Constitución tendrá una extensión de 24 palabras en total, quedando de la siguiente manera:

Nosotras y nosotros, el pueblo de Chile, conformado por diversas naciones, nos otorgamos libremente esta Constitución, acordada en un proceso participativo, paritario y democrático.

Preámbulo de la propuesta de nueva Constitución

También fue desechado el polémico párrafo que hacía alusión al estallido social. Esta parte del texto solo obtuvo 77 votos a favor, 46 en contra y 23 abstenciones. En ese párrafo, el que menos respaldo obtuvo de los presentados, se leía: “Considerando los dolores del pasado y tras un estallido social, enfrentamos las injusticias y demandas históricas con la fuerza de la juventud, para asumir esta vía institucional a través de una Convención Constitucional ampliamente representativa”.

El resultado no fue sorpresivo, ya que durante los días previos fueron varios los convencionales que no se mostraron convencidos por las líneas en cuestión, mientras que otros incluso habían adelantado su voto en contra.

Con esto termina trabajo de la comisión de Preámbulo, una instancia que en sus inicios se había propuesto generar un texto de consenso, pero que finalizó con posiciones disímiles y sometiendo a votación tres grupos distintos de indicaciones. El resultado fueron los cuatro párrafos votados durante este jueves -propuestos por convencionales del FA, socialistas y escaños reservados, entre otros-, de los cuales solo uno logró ser despachado al borrador.

¿Qué viene ahora en Armonización?

Finalmente, solo queda el trabajo de la comisión de Armonización, encargada de corregir contradicciones, errores gramaticales o problemas de coherencia del borrador del nuevo texto constitucional.

En ese marco, durante este viernes y sábado los convencionales deliberarán sobre el último informe de la instancia. Las votaciones, en tanto, serán el martes 28, miércoles 29 y jueves 30 de la próxima semana. Dichas jornadas están destinadas para que el pleno confirme o rechace los cambios finales al borrador de nueva Constitución.

Entre los asuntos que se someterán a votación está lo del mecanismo permanente para reformar la eventual nueva Constitución. La comisión propuso reponer la regla general de 4/7 y el quórum de 4/7 más plebiscito, o ⅔, para las modificaciones sustanciales que el Poder Legislativo le quiera hacer a la Carta Magna. Si el informe de Armonización llegara a ser aprobado en su totalidad, el borrador pasará de los 499 artículos originales a un total de 387.

En la tabla del pleno de este viernes, además, se contempla la votación de una propuesta de enmienda al reglamento de la Convención Constitucional que tiene como finalidad que se concrete el pago de honorarios a asesores de algunos convencionales que prestaron servicios durante julio de 2021.

El argumento de la iniciativa, patrocinada por 52 integrantes del órgano redactor, es que el trabajo realizado durante ese mes, “significó un perjuicio financiero para dichas personas, sin que pueda la Convención, sobre la base de los principios de la buena fe y del enriquecimiento sin causa, beneficiarse de la actividad desarrollada por estas personas sin que medie la respectiva retribución pecuniaria”.

Desde la derecha criticaron la propuesta y cuestionaron la intención de querer regularizar los pagos un año después, acusando -entre otras cosas- que se les pagaría “un mes adicional”.

Esta polémica también se sumó a que esta semana se supo que ninguno de los expresidentes asistirán a la ceremonia de cierre de la Convención, luego de que la mesa directiva del órgano se enredara políticamente al no haber querido invitarlos desde el principio.

Pese a que luego la mesa retrocedió y cambió de opinión, Ricardo Lagos, Eduardo Frei y Sebastián Piñera declinaron asistir, mientras que Michelle Bachelet anunció que se ausentaría por problemas de agenda.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.

Bautizado como CyberOne, el robot puede detectar emociones y caminar a 3,6 kilómetros por hora, y está dispuesto a competir con el Optimus de Tesla.