Javier Macaya: “No se puede responsabilizar a los partidos por la baja de Sichel en las encuestas”

19/03/21 FOTOGRAFIAS AL PRESIDENTE DE LA UDI, JAVIER MACAYA MARIO TELLEZ / LA TERCERA JAVIER MACAYA DANUS - DIPUTADO - UNION DEMOCRATA INDEPENDIENTE - UDI -RETRATOS - ENTREVISTA

El presidente de la UDI lamenta la estrategia de campaña que ha adoptado el abanderado de su coalición, Sebastián Sichel, respecto de decretar libertad de acción para quienes quieran apoyar a José Antonio Kast. El diputado pide dejar los conflictos atrás, enfocarse en la primera vuelta y los comicios parlamentarios, ya que advierte que existe un riesgo de no alcanzar el tercio en la Cámara de Diputados.




Reconoce que no fue una buena idea el emplazamiento que se hizo para que el abanderado de Chile Podemos Más, Sebastián Sichel, se comprometiera a apoyar a José Antonio Kast si es que eventualmente gana en primera vuelta. Por lo mismo, el presidente de la UDI, Javier Macaya, dice que hay que dejar eso atrás y enfocarse en la campaña. De todas formas, el diputado cuestiona la estrategia que comenzó a implementar el abanderado oficialista sobre decretar libertad de acción para los que quieran apoyar a Kast, la que se originó a raíz de los descuelgues en favor del líder del Partido Republicano. Por lo mismo, critica que se les intente endosar a los partidos la baja en las encuestas que ha tenido Sichel debido a que -recalca- el diseño de la estrategia ha sido del propio candidato y advierte que corren riesgo en los comicios parlamentarios.

Sebastián Sichel dijo que no está dispuesto a firmar un “cheque en blanco” ante la solicitud que le hicieron de comprometerse a apoyar a José Antonio Kast si es que pasa a segunda vuelta. ¿Qué le pareció esa respuesta?

Me parece que no hay que hablar tanto de la segunda vuelta, sino de lo que se juega en la primera vuelta y, sobre todo, en la parlamentaria. Se ha equivocado el foco en eso, es una equivocación mutua, tanto del comando de Sebastián Sichel y de los propios partidos.

Pero si consideran que hay que enfocarse en la primera vuelta, ¿a qué responde el emplazamiento UDI?

Te reitero: poner el foco en la segunda vuelta es equivocar nuestro real objetivo.

¿Lo asume como un error, entonces? El malestar del comando es que al pedir eso de alguna forma se está dando por perdida la elección de Sichel.

Hay que superar eso. Así como nosotros hemos tenido diferencias con la forma de hacer campaña.

Usted dice que no está de acuerdo con la estrategia de Sichel, ¿les consultaron previamente de que decretaría libertad de acción?

Más allá de la trastienda sobre si se informó o no, lo que digo es que esto no fue una estrategia conversada con los partidos. Hoy día, más allá de eso, necesitamos ponernos a trabajar con el candidato que ganó legítimamente la primaria.

El senador Alejandro García-Huidobro dijo que la directiva UDI nunca ha estado comprometida con Sichel, sino que son “viudos” de Lavín. ¿Hay algo de eso en la ofensiva de ustedes?

No hay nada de eso, ese comentario es lamentable.

¿No responde a que no hay desazón en la UDI porque no ganó Lavín las primarias?

La política está desprestigiada porque los políticos no son capaces de cumplir sus compromisos. La UDI es un partido que respeta sus compromisos y, por eso, creemos que tiene poco sentido, por un lado, pedir libertad de acción Y, por el otro lado, responsabilizar a los partidos por un mal momento de la campaña.

Pero el hecho de haber pedido una garantía de apoyo a Kast en caso de que pase a segunda vuelta, en la práctica, ¿no es una declaración de que la UDI tiene dos candidatos?

No, no significa que la UDI tenga dos candidatos. Hemos marcado con fuerza que no nos gustan las peleas en las que se han involucrado hacia Kast y estamos pidiendo que no se pase al ataque (...). Si uno sigue con las peleas ese espectáculo puede generar un mal resultado en las parlamentarias.

¿Pero ustedes se sienten igual de cómodos con que gane Kast o Sichel en la primera vuelta?

Nuestra coalición, nuestro partido tiene un compromiso con Sebastián Sichel que va más allá de haber firmado un pacto de primarias y respetarlo. Tiene que ver con contenido, con ideas, con propuestas y ser parte de una coalición.

¿No les da lo mismo, entonces?

No nos da lo mismo si gana Kast o Sichel, nuestro candidato es Sebastián Sichel.

¿Si pasa Kast a segunda vuelta cree que sería un retroceso para la idea de renovación en la derecha?

El escenario de un eventual triunfo de Kast en primera vuelta tiene que hacer replantearse a la centroderecha en Chile y, obviamente, ser capaces de impulsar desde los espacios que tengamos la renovación.

¿Una reestructuración misma sobre la conformación de los partidos?

Sí, porque ya tienes una institucionalidad, que es el gran valor que tiene Chile Podemos Más, que es una coalición diversa, pero obviamente hay una realidad que no se puede soslayar: que hay un grupo político que fue capaz de a través de hacer política más individual, como es José Antonio Kast, lograr un buen desempeño en las encuestas. Espero que eso no termine siendo una bomba o un daño en la elección parlamentaria.

¿Comparte lo que ha dicho Sichel sobre que Kast representa posiciones extremas?

No hay que caer en ese juego político de calificar a otro candidato que puede tener similitudes con nuestro sector, pero que hoy no es parte del compromiso de nuestra coalición. Y lamentamos las declaraciones como la de Pedro Browne en que se pone en duda eso.

Teniendo en cuenta los dichos de Browne, ¿cree que a Sichel le ha costado entender cómo es trabajar con los partidos?

Está pasado de moda pelear. Quizás Pedro Browne, sobre todo, y parte del comando tienen que entender que hay que estar concentrados en la elección del próximo 21 de noviembre.

¿Cuándo cree que se empezó a deteriorar la relación con los partidos o siempre estuvo mal?

Creo que coincide con la baja en las encuestas.

¿Tiene margen todavía Sichel para pasar a segunda vuelta o ya la da por desfondada?

Creo que tiene margen. Y todos estamos de acuerdo en que esta es la elección más importante del siglo. Miremos la importancia que tiene la primera vuelta, hay que aunar esfuerzos.

¿A qué responden, a su juicio, los descuelgues hacia Kast?

Lo dije hace un tiempo: Sichel tenía que entender que sin la derecha no ganaba y la derecha tenía que entender que sin Sichel no llegamos al poder, porque aunque gane Kast no va a ser el proyecto político de la UDI y el de Chile Vamos el que triunfe. La directiva de la UDI y, lo hago extensivo a todas las directivas de los partidos de Chile Vamos, siempre hemos estado muy firmes en cumplir el compromiso. Ahora, el diseño de esa campaña fue orientada al mundo de centro más que a la derecha y sus partidos. Ahí, cuando hice la advertencia hace dos meses, lo hice justamente con ese sentido, de que la orientación de la campaña pudiera tender a la centroderecha, cuestión que yo encuentro que se hizo de manera incompleta y lo manifestamos.

Usted deslizó que el comando los culpa de esta baja en las encuestas, ¿qué responsabilidad cree que tienen?

Creemos que en las próximas tres semanas puede haber un rebalance y participaremos en cualquier rol que se nos asigne en esta materia, pero la responsabilidad del diseño de la campaña es de Sebastián Sichel. No se puede responsabilizar a la UDI, ni a los partidos políticos de la baja de Sichel en las encuestas. Eso no es correcto.

¿La baja, entonces, es responsabilidad del candidato?

Hay un diseño orientado al mundo de centro, que todavía creo que está a tiempo de corregirse.

Usted dice que los partidos no tienen responsabilidad en la caída de Sichel en las encuestas, ¿si él no pasa a la segunda vuelta es responsabilidad solo de él?

Esto es un colectivo, las responsabilidades son compartidas.

Pero ¿cuál es la responsabilidad de las directivas en que se descuelguen candidatos?

Es muy difícil que la institucionalidad, cuando ya está jugada la elección, una orden de partido genere algo distinto. Por eso, se entiende menos este llamado del propio candidato presidencial a flexibilizar y dar libertad de acción, porque tampoco contribuye a que los partidos puedan mantener ordenadas sus bases. Me parece un poco contradictorio.

¿Hace alguna autocrítica?

Me hubiese gustado ser más enfático en recalcar la importancia de la estructura parlamentaria para la primera vuelta presidencial. Me hubiese gustado hacer una exigencia más pública para los apoyos, de haber exigido las cuñas radiales.

Sichel y las parlamentarias

El timonel de la UDI a lo largo de la entrevista pone énfasis en el riesgo que corre la coalición oficialista de tener un mal desempeño en los comicios parlamentarios. Así, asegura que ha faltado apoyo del abanderado de Chile Podemos Más.

Usted ha puesto énfasis en las parlamentarias, ¿cree que Sichel no les ha tomado el peso?

Hay un riesgo de tener un mal resultado en la parlamentaria. Cuando partió la campaña le dijimos al comando que la parlamentaria es clave, que ahí estaría la base de apoyo territorial de los partidos, pero ningún candidato ha recibido frases de apoyo de Sebastián Sichel, de ningún partido. Un tema que podía haber sido global, institucional, de haber entregado publicidad en conjunto. Por eso, yo tengo diferencias con la estrategia de pedir libertad de acción, porque estás pidiendo libertad de acción para diputados que al final del día también están compitiendo con la lista parlamentaria de Republicanos y ese solo hecho te puede hacer perder el tercio. La virtud principal que tiene nuestra coalición y la diferencia fundamental que tenemos con Kast es que hacemos política desde la base de una coalición con diferencias, hacemos política institucional. Necesitamos que Sebastián Sichel, nuestro candidato, contribuya al desempeño de la coalición en la parlamentaria, porque el espectáculo que estamos dando puede dejarnos con menos de un tercio en la Cámara para gobernar.

¿Por qué cree que Sichel no ha entregado apoyo en las parlamentarias?

Se puso el foco equivocado en que la campaña tenía que reforzar los valores de la independencia y la prescindencia de los partidos políticos. Pero no me puedo quedar pegado en algo que ya ocurrió, ya es una realidad. Quiero poner el foco en lo que tenemos que ser capaces de construir hacia adelante.

¿Si es que les va mal en las parlamentarias, será responsabilidad del candidato?

Somos una coalición.

¿Qué tan dañino puede ser Republicanos en el desempeño electoral?

Podemos replicar el escenario que se da hoy en la Convención Constituyente, que sería nefasto para Chile. Votar por un candidato del Partido Republicano al Parlamento puede significar perder el tercio de la Cámara de Diputados. Ya hemos visto el efecto desastroso de eso en la Convención, ese es el reflejo de lo que puede ocurrir cuando un sector no tiene el tercio.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.