Hyundai no para y ahora adelanta el restyling del deportivo i30 N

El hothatch ahora lleva llantas de 19 pulgadas y suma una transmisión de doble embrague de ocho cambios. Visualmente, también suma varios retoques.




Recién con la estela del nuevo Hyundai Tucson que hizo su estreno oficial este lunes, la marca surcoreana vuelve a concitar las miradas con una develación a grandes rasgos del renovado Hyundai i30 N que vendrá a reemplazar al hatchback deportivo presente en nuestro país desde diciembre de 2018. Hyundai adelanta la inclusión de una transmisión automática de doble embrague que sustituirá a la caja MT6 del modelo que reemplazará (ver test drive).

El comunicado de la compañía de Corea del Sur sostiene que el foco de este upgrade se puso en la performance y la emoción al volante. El auto tiene un nuevo y agresivo frente, también una rediseñada defensa trasera y tubos de escape de mayor diámetro, mucho más protagonistas. Los faros delanteros y traseros también fueron revisados y en el caso de las de adelante, tienen el diseño V shape, que proyectan una mirada muy afilada. Las llantas ahora son más grandes, aunque más ligeras: saltan de las anteriores de 18 a unas oscuras de 19″.

Cabe recordar que hasta ahora el i30 más salvaje esconde bajo el capó un generoso motor 2.0 turbo que eroga 250 Hp y 353 Nm de torque máximo, que se encuentran a partir de las 1.450 rpm.

Hyundai dice en su escrito que el próximo i30 N estará muy preparado para tacklear las calles y también el circuito, y que más detalles los revelará muy pronto...

Comenta