Mazda presenta la esperada nueva generación de la camioneta BT-50

La pick-up de la marca de Hiroshima debutará este mismo año en el mercado. Llega impulsada por un motor turbodiésel de origen Isuzu de 3.0 litros y con el habitual diseño Kodo de Mazda.




Este martes por la noche, Mazda develó la camioneta BT-50 de tercera generación. La pick-up de la firma asiática llega por primera vez como resultado de su alianza con Isuzu (se divorció de Ford) y, además, es dueña -también de manera inédita- de líneas de diseño Kodo, ya presentes en el portafolio de autos y familiares de la centenaria marca nipona. La nueva Mazda BT-50 se mueve gracias a un motor turbodiésel de 3.0 litros, es capaz de remolcar 3.500 kilos y de cargar más de una tonelada.

Inconfundible impronta de Mazda

En materia estética, efectivamente la pick-up de Mazda -sucesora de la Serie B nacida en la década del 60- luce un ADN propio, pese a que comparte estructura con su hermana Isuzu D-Max ensamblada en Tailandia. Tiene una trompa con un capó musculoso, más alto en el centro y bajo en los costados para proyectar una imagen afilada y aerodinámica. Así y todo, una parrilla alta contribuye a un look propio de una pick-up con enfoque puesto en el trabajo. La grilla cromada y prominente es del tipo heptagonal y aparece flanqueada por los faros principales LED con el aro distintivo del diseño Kodo (Mazda ya lo había exhibido hace dos días). Más abajo, el trabajo se sella con dos focos neblineros en forma vertical.

En la retaguardia, si bien los cambios respecto de la D-Max son menores que en el frente, igualmente cuenta con luces de factura genuina y un portalón también de líneas esculpidas siguiendo la pauta del diseño Mazda.

Pierde y gana...

Donde no habrá un camino propio, será bajo el capó: la Mazda BT-50 empleará el mismo motor 3.0 litros turbodiésel de la D-Max, un propulsor que produce 188 caballos y 450 Nm de torque máximo. En la práctica, esto se traduce en que la tercera generación reduce la potencia (-9 Hp) y el torque (-20 Nm), si se la compara con la actual tope de gama de motor 3.2 litros (197 Hp y 470 NM), aunque, por otra parte, Mazda asegura que este modelo 2021 gana mucho en eficiencia (y la 3.2 litros apenas homologa 9,9 km/l en ciclo mixto con la exclusiva caja AT con que se comercializa en Chile).

Como referencia, de las tres líderes del segmento en Chile -la Mitsubishi L200 (2.4 litros), la Toyota Hilux (2.8 litros) y la Nissan NP300 Navara (2.3 litros)- ninguna tiene un motor de sobre 3.000 cc. En el caso de la nueva BT-50, Mazda detalla en su comunicado que es capaz de cargar sobre 1.000 kilos y de arrastrar carros de hasta 3.5 toneladas. Además, tiene una capacidad de vadeo de 800 mm.

Al menos para el mercado australiano, donde fue develada, la tercera generación de la camioneta equipará de serie control crucero adaptativo, frenado de emergencia autónomo, asistente de mantenimiento del carril, monitoreo de punto ciego y alerta de tráfico cruzado.

La flamante BT-50 2021 debutará en concesionarios australianos antes de fin de año.

Comenta