Machi Celestino Córdova anuncia que iniciará huelga seca: “Mi vida continuará en otra dimensión de la existencia”

El machi Celestino Córdova, en una imagen de archivo de 2014, del juicio Luchsinger-Mackay.

El comunero que cumple condena por el crimen del matrimonio Luchsinger Mackay, envió un audio en el que señala que “debo entregar mi último mensaje a solo horas de iniciar la huelga seca, como una forma de lograr mi descanso físico en esta tierra". El machi se mantiene hace 103 días en huelga de hambre.




Esta tarde, el machi Celestino Córdova anunció que iniciará una huelga seca luego de que la Corte Suprema rechazara el recurso de amparo que interpuso con el objetivo de cumplir parte de su condena en su rewe.

A través de un audio, el comunero que se encuentra internado en el Hospital de Nueva Imperial, en la Región de La Araucanía, señaló que “debo entregar mi último mensaje a solo horas de iniciar la huelga seca, como una forma de lograr mi descanso físico en esta tierra, pero también siendo consciente de que mi vida continuará, reiniciando en la otra dimensión de la existencia de las vidas en el universo”.

Y agregó que: “Como claramente lo acredita nuestra consmovisión mapuche, esperando a futuro volver a la encarnación con el fin de continuar luchando”.

En la grabación, señaló que “así como me he puesto a la disposición de mi pueblo nación mapuche y no mapuche, para el servicio de la humanidad sin discriminación racial con mi rol de machi. Así también debo recordarle a toda la sociedad, y los Estados y gobernantes de todo el mundo que si los gobernantes pudieran ser realmente mandatados en el mundo espiritual y no bajo la elección terrenal habría suficiente sabiduría sobrenatural para resolver distintos asuntos sociales”.

“Pero como aquel gobernante no tiene suficiente sabiduría en resolver los distintos conflictos sociales, por no estar a la altura, finalmente me matará. Pero lo más importante es tener presente que mi vida o mi muerte depende de mi pueblo nación mapuche y no mapuche en resistencia en la que no me cabe ninguna duda que responderán duramente y firmemente por nuestra creencia espiritual mapuche, por la libertad de todos los presos políticos mapuche y no mapuche, por los derechos y dignidad del pueblo nación mapuche, por la devolución de nuestro territorio ancestral, por los antiguos y recientes caídos en manos del Estado chileno estoy dispuesto a dar la vida. Muchas gracias”, añadió.

El machi -que cumple 103 días en huelga de hambre- envío esta semana un ultimátum al gobierno para que entregue solución al petitorio en un plazo de 24 horas, luego de que el máximo tribunal del país rechazara su recurso de amparo. Sobre esto, su representante manifestó que “nuevamente el Poder Judicial se perdió la oportunidad histórica de poder aplicar el Convenio 169 (de la OIT). Para nosotros quiere decir que es una nueva señal de en el fondo no valorar a nuestros pueblos originarios. Es una decisión tremendamente racista e injusta, y que por lo tanto se perdió la oportunidad histórca de poder avanzar”.

Por ese motivo la vocera Cristina Romo señaló en esa oportunidad que “queremos decir que nuestro machi, en un gesto tremendamente generoso, y como autoridad espiritual de nuestro pueblo mapuche, ha decidido que a partir de las 12 de esta noche, otorgar 24 horas al Gobierno para dar solución a todo el petitorio de todos los presos político mapuche, para no comenzar aún una huelga seca”.

El rechazo por parte de la Suprema se dio por cuatro votos contra uno y confirmó la sentencia apelada ante la Corte de Apelaciones de Temuco por parte de Córdova. Estuvieron por negar la acción judicial los ministros Künsemüller, Brito, Valderrama y Llanos. Solo estuvo a favor del amparo el magistrado Jorge Dahm.

Comenta