Oportuna intervención de funcionario de la PDI logra frustrar aparente asalto a un transeúnte

El hecho ocurrió durante la tarde del viernes en la comuna de Ñuñoa, cuando un detective de franco se percató que la víctima estaba siendo reducida por cinco individuos, momento en que para repeler el ilícito extrajo su arma de servicio y percutió un disparo, logrando la detención de uno de los involucrados.




Oportuna fue la intervención de un detective de la Policía de Investigaciones (PDI), quien se encontraba de franco, y que la tarde de este viernes logró percatarse y frustrar un inminente asalto que acontecía en la comuna de Ñuñoa.

El suceso aconteció aproximadamente a las 20.30 horas, cuando el funcionario policial se desplazaba por calle Dublé Almeyda en dirección hacia el oriente y al llegar a un local comercial, en las cercanías a la calle Juan Moya, constató que una persona estaba siendo reducida en el suelo por otros cinco individuos, los que, tras unos instantes, abordaron una camioneta.

Tras apreciar el hecho delictivo, el detective extrajo su arma de servicio y para repeler el ilícito percutió un disparo disuasivo que dio en el parachoques delantero del móvil. Debido a aquello, los antisociales descendieron del vehículo y emprendieron la huida a pie, logrando el policía de civil retener a uno de los individuos hasta la llegada de los efectivos de la Brigada Investigadora de Robos Sur-Oriente de la misma institución.

En este contexto, el subprefecto Juan Leiva, jefe de ronda de la Región Metropolitana detalló que “lo que llama la atención fue la violencia que utilizaron, porque tenían a la víctima reducida en el suelo, siendo amenazada en todo momento con dos cuchillos que fueron encontrados al interior del vehículo, que no lograron llevarse. Llama la atención que sea una situación bastante violenta y la cantidad de sujetos que participaron en este hecho”.

El sujeto detenido tiene 18 años y, preliminarmente, no registra antecedentes policiales. Cabe indicar que ni la víctima como tampoco el efectivo PDI resultaron heridos en el procedimiento.

Finalmente, el subprefecto Leiva sentenció que “hay otros funcionarios de la PDI que están trabajando en la ubicación de estas personas que huyeron a pie del lugar y se están esperando las pericias y el levantamiento de las cámaras, los registros de la Municipalidad de Ñuñoa, como también del local comercial”.

Hasta el cierre de esta nota, no se reportó la detención de otros involucrados en el hecho ilícito.

Comenta

Por favor, inicia sesión en La Tercera para acceder a los comentarios.