Los detalles de la fundación de Beatriz Sánchez

Bea

Sánchez se reunió la noche del miércoles con dirigentes del Frente Amplio. Foto: AgenciaUno

Exabanderada presidencial compartió con la mesa nacional del Frente Amplio los objetivos de su nuevo centro de pensamiento.




Hasta la sede de RD llegó el miércoles en la noche la excandidata presidencial del Frente Amplio Beatriz Sánchez, para dar a conocer a la mesa nacional del bloque los detalles de su futura fundación, que viene trabajando hace meses con un grupo de al menos ocho personas que participaron en su comando durante la campaña de 2017.

Junto con Nicolás Grau y María Graciela López, la periodista explicó a los dirigentes de su coalición los objetivos del nuevo espacio.

En primer lugar, el centro de pensamiento -que aún no tiene un nombre definido- elaborará propuestas programáticas para el mediano plazo, con miras a una próxima candidatura presidencial del Frente Amplio. Y si bien aclararon en la cita que no tienen como finalidad trabajar en insumos para los actuales parlamentarios, quienes tienen sus propios asesores, no descartaron apoyar a los legisladores en momentos específicos.

Por otro lado, según explicaron quienes han participado de la construcción de esta fundación, evaluarán distintas experiencias de diseño participativo y procesos de discusión para poder corregir algunas falencias que tuvo el comando de Sánchez durante su campaña, buscando la mejor forma de construir un programa de gobierno.

"Tuvimos la experiencia del proceso de construcción de programa del Frente Amplio y queremos ser un espacio de encuentro para las muchas personas que están disponibles para colaborar y que tengan un espacio más permanente de trabajo. Además, buscaremos que las propuestas estén muchísimo mejor diseñadas y prepararnos lo mejor posible", explica Claudia Sanhueza, economista que participó de la elaboración del programa de Sánchez y que hoy forma parte de quienes han levantado esta nueva fundación.

En tercer lugar, y lo que ha sido valorado internamente por algunas fuerzas del bloque, crearán desde la fundación un espacio de formación política de nuevos liderazgos vinculados al Frente Amplio. "Este no pretende ser el centro del Frente Amplio ni la voz oficial, sino que simplemente un espacio que trate de contribuir a las tareas que tiene que hacer el conglomerado y que genere insumos que después tendrán que ser conversados cuando, como coalición, construyamos nuestro propio programa", dijo Grau, quien fue uno de los jefes programáticos de la campaña presidencial y que participa de este nuevo espacio.

La estructura de este centro de pensamiento contará con una asamblea compuesta por cerca de 30 personas, que será liderada por Sánchez. Para este grupo, que está pensado que se reúna dos o tres veces al año, la periodista solicitó al conglomerado proponer al menos un nombre por partido o movimiento.

Una coordinación más permanente tendrá la directiva de la fundación, Estas dos instancias, además, serán sin remuneración.

Quienes estarán encargados del funcionamiento diario de este espacio será un equipo ejecutivo que aún no está definido. Ellos trabajarán tiempo completo en el centro de pensamiento y sí recibirán un sueldo por su labor.

Según señalan desde el círculo de Sánchez, este último equipo no contará con la presencia de la exabanderada.

Los integrantes de los distintos equipos tampoco están cerrados. Lo que sí: se optó por personas expertas y dirigentes de la sociedad civil, más que por líderes políticos. Esto, para no convertir este espacio en un nueva fuerza dentro del sector.

En cuanto al financiamiento, Sanhueza explicó que buscarán el aporte de "muchos colaboradores de pequeños montos, más que grandes financistas, para garantizar la máxima libertad". Esto, con un sistema parecido al de la campaña presidencial.

Si bien ya se comenzó a anunciar el sistema de funcionamiento de este espacio, aún faltan detalles por afinar, por lo que esperan poder lanzar la fundación durante el último trimestre de este año.

La propuesta fue bien recibida por la mesa nacional, cuyos dirigentes pidieron tiempo para comunicarles los detalles a sus militantes.

Comenta