Activos de mujeres estadounidenses se triplicarían en una década

como-comprar-acciones-de-wall-street

Una cantidad sin precedentes de activos pasará a manos de mujeres estadounidenses en los próximos tres a cinco años, lo que representa una oportunidad de US$30 billones hasta final de la década”, dijo McKinsey en su informe, publicado el miércoles. Actualmente, los hombres estadounidenses controlan casi 70% de los activos totales, dijo la consultora.




Mujeres estadounidenses controlan más de US$10 billones en activos financieros domésticos de EE.UU., una cantidad que probablemente se triplicará en una década.

Este giro está siendo impulsado por el envejecimiento de las “baby boomers” que heredarán riqueza a medida que sobreviven a sus cónyuges, así como por mujeres más jóvenes que adquieren más claridad financiera, según una encuesta de McKinsey & Co. a más de 10.000 inversionistas, de los cuales casi 3.000 son mujeres.

“Una cantidad sin precedentes de activos pasará a manos de mujeres estadounidenses en los próximos tres a cinco años, lo que representa una oportunidad de US$30 billones hasta final de la década”, dijo McKinsey en su informe, publicado el miércoles. Actualmente, los hombres estadounidenses controlan casi 70% de los activos totales, dijo la consultora. “Después de años en segundo plano, las mujeres están listas para asumir el protagonismo”.

Las conclusiones tienen implicaciones para la gestión del patrimonio, donde las mujeres representan solo 15% de los asesores financieros. La industria, que hace mucho está bajo dominio de los hombres, tendrá que encontrar formas sistemáticas de atender a las clientas, tal como lo han hecho las industrias automotriz y de bienes raíces, indicó McKinsey.

Tener como clientas a baby boomers podría aumentar los ingresos de los asesores en un tercio, estimó McKinsey. Enganchar a mujeres más jóvenes, particularmente milenial, podría acelerar el crecimiento de los ingresos en cuatro veces el promedio de la industria, según un análisis de la unidad PriceMetrix de McKinsey.

Comenta

Los comentarios en esta sección son exclusivos para suscriptores. Suscríbase aquí.